eldiario.es

Chiloeches, un ayuntamiento en “K.O. técnico” tras el incendio del verano

El alcalde asegura que el siniestro y ahora el auto judicial que investiga a 19 personas –varios políticos- y tres empresas han caído como “una bomba” en el pueblo

Juan Andrés García pide trabajo “conjunto” de políticos y empresas para que no se vuelva a repetir lo ocurrido y confía en que la gestión de anteriores etapas no “repercuta” en el actual Gobierno municipal

Chiloeches espera la instalación de dos grandes empresas “cien por cien ecológicas” en próximos meses, mientras denuncia la presencia de 50 toneladas de neumáticos en otra empresa ya clausurada

- PUBLICIDAD -
Incendio en Chiloeches

EFE

Ha sido “una bomba”. Así describe el alcalde de Chiloleches (Guadalajara) cómo ha caído la noticia en el pueblo en torno al auto judicial por el que se investiga a 19 personas y tres empresas tras el  incendio del pasado agosto que calcinó una fábrica de pinturas clausurada por su actividad “clandestina” y por operar sin cumplir la normativa vigente.

Juan Andrés García ha calificado el auto judicial de “durillo” para alabar el “trabajo laborioso” en la investigación judicial. Sobre la imputación a 19 personas –algunos de ellos políticos- y a tres empresas cree que “cuando el juez toma esta determinación es porque tiene pruebas que le lleven a eso”. Sin embargo, se muestra prudente porque “existe la presunción de inocencia y la gente se tendrá que defender y testificar”.

En relación a las posibles responsabilidades que puedan recaer sobre el Ayuntamiento,  el actual alcalde -que pertenece a la formación Ahora Chiloeches y es conductor de autobús- defiende que  su equipo de Gobierno “está trabajando bien desde el primer día” y recuerda que “empezamos a gobernar en 15 junio (de 2015) y el 15 de julio ya tuvimos la primera visita a esta instalación, en menos de un mes”. Él mismo dice haber prestado ya declaración ante el juez como testigo y, de momento, no tiene ninguna notificación oficial, “aunque he visto mis siglas” en el listado de testigos que prestarán testimonio.

En cuanto a las declaraciones de los investigados está previsto que se produzcan en sede judicial tanto el próximo 20 de diciembre de 2016 como los días 17 y 24 de enero  y el 21 de febrero de 2017. Un total de 22 testigos también serán llamados a declarar.

“Entiendo que este Ayuntamiento no tenga que tener ningún tipo de responsabilidad, pero serán los servicios jurídicos quienes tengan que llevar a cabo la defensa”. Apunta que el Consistorio está personado en la causa como acusación particular, al igual que lo están la Junta de Comunidades y la Asociación de Empresas Gestoras de Residuos y Recursos Especiales (ASEGRE).

“Trabajar juntos para que no vuelva a suceder”

Sobre las imputaciones a varios  responsables políticos y técnicos de los últimos tres gobiernos de la Junta de Castilla-La Mancha prefiere ser cauto y solo comenta que “el Seprona es un grupo que tiene guardias civiles profesionales.  Cuando ellos han tomado esa determinación y el juez la ha valorado y ha procedido será con pruebas encima de la mesa”.

En todo caso, hace un “llamamiento, de verdad, a los políticos a nivel más alto”. Recuerda que por la localidad han pasado diputados provinciales, autonómicos y nacionales y que los empresarios “están reclamando una legislación porque su imagen se está viendo también muy mermada. Lo que tenemos que hacer es trabajar juntos para que esto no vuelva a suceder”.

El Ayuntamiento sabía, presuntamente, de las irregularidades

Juan Andrés García solo habla de “presunción de inocencia” cuando se refiere al ex alcalde de Chiloeches, el ‘popular’ César Urrea, investigado por un presunto delito contra los recursos naturales y el medio ambiente y que, supuestamente, no habría ejercido su función de inspección y sanción contra KUK en calidad de concejal de Urbanismo o alcalde.

Comenta que no ha hablado con él “personalmente” aunque se siguen “viendo y saludando” en los plenos municipales porque el que fuera alcalde no ha dimitido de su cargo y alega que tiene “todo el apoyo” del Partido Popular. “Nosotros ya pedimos su dimisión con portavoz y lo único que podemos hacer es seguir con la inspección y el control de las empresas”.

El auto del juez especifica que,  los indicios que maneja el  UCOMA, (Unidad Central Operativa Medio Ambiental del SEPRONA de la Guardia Civil) y que apuntan a que el investigado (el ex alcalde César Urrea) “tenía perfecto conocimiento de la existencia de la instalación y de las irregularidades de la misma” están relacionados, por ejemplo, con las características del municipio. Es “una entidad menor, con un nivel de industria que no hace posible que unas instalaciones de la envergadura de la investigada opere sin que tenga conocimiento el Ayuntamiento”, dice el auto.

También explicita que el Consistorio de Chiloeches “tenía presuntamente perfecto conocimiento de que la empresa ejercía la actividad sin la preceptiva licencia de apertura”. Y que habían transcurrido cuatro años desde el  pleno municipal del 1 de junio de 2012 que aprobó  la legalización de construcción y actividad de la planta industrial de gestión-valorización de residuos  hasta que el actual responsable de la Corporación Municipal, Juan Andrés García Torrubiano, decreta la clausura de la actividad, “sin que se tenga conocimiento de inspección o sanción alguna por parte de la Administración local”.

“K.O. técnico” en el Ayuntamiento 

Ya en la presente legislatura, el Ayuntamiento ha duplicado el número de inspecciones en el Polígono Industrial pero el actual alcalde explica que “como le ocurre a la Justicia, nuestros medios son limitados y tengo al personal saturado”.

Habla de “K.O. técnico” a causa de la documentación pendiente de tramitar y también de las inspecciones que se están realizando “para que las empresas se pongan al día”.  No quiere que la anterior gestión municipal “repercuta” en su acción de Gobierno y  pide “ayuda” por parte de alguna entidad u organismo público. “La carga de trabajo que tenemos es espectacular, los funcionarios ya no dan más de sí en ese sentido”.

Recuerda que ya se vio obligado a cerrar otra instalación en la localidad que “carecía de licencia de actividad y de apertura y que estaban gestionando neumáticos”. En sus instalaciones aún permanecen más de  50 toneladas almacenadas. Y eso a pesar de las tres sanciones de 5.000 euros cada una. “Pero los neumáticos siguen ahí”, lamenta y el problema en Chiloeches no ha acabado.

Esperan la llegada de dos nuevas empresas “ecológicas”

Para el alcalde las últimas horas han sido “de escándalo” pero también por causas que considera positivas. “Gracias a dios hay empresarios que creen en Chiloeches. Han venido a verme porque quieren instalarse aquí el año que viene y he estado reunido con ellos”.

De hecho Juan Andrés García asegura estar muy ocupado estos días cerrando ‘flecos’ para la llegada de dos nuevas empresas a la localidad. No quiere desvelar demasiados detalles pero anuncia la próxima instalación de una planta logística de la empresa de baterías Varta así como una “empresa mundial que instalará aquí su primera fábrica”. Se trata de Solarworld, una multinacional especializada en placas solares. Son empresas “cien por cien ecológicas”, advierte.

“En Chiloeches hemos tenido esta desgracia pero somos mucho más. Tenemos un polígono industrial potente y un entorno rural también potente. Necesitamos ayuda de las Administraciones para otro tipo de actuaciones”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha