eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El gasto en Educación sube pero aún no llega al nivel de 2007

Las administraciones invertirán 46.469 millones de euros este año, un 3,4% más que el pasado, pero es una cifra que supone un porcentaje menor del PIB con respecto a 2014

La partida destinada a becas también sube ligeramente, pero es menor que la de hace dos años y sigue lejos del pico del curso 2011-2012

El número de destinatarios de las becas cayó el curso pasado; el de alumnos que reciben ayudas a la compra de libros de texto y material escolar se desplomó

- PUBLICIDAD -
La tasa de abandono escolar temprano baja del 26,5 al 22,7 por ciento

El gasto educativo respecto al PIB lleva cayendo desde 2009.

Las cifras, tozudas, se empeñan en desmentir al Ministerio de Educación. De un tiempo a esta parte, vienen diciendo sus responsables que el presupuesto destinado a becas es el más alto de la historia. Pero su  propio anuario estadístico acaba contradiciendo estas afirmaciones. Puede que la partida presupuestada sea la más alta, pero el gasto final no lo es. Ni se acerca a los años en los que más dinero en ayudas se repartía. El número de beneficiarios de las becas también cayó el curso pasado. El de las ayudas a la compra de material didáctico (libros, etc.) no cayó, se desplomó.

El Ministerio de Educación acaba de publicar el Datos y Cifras del curso escolar 2015-16, la publicación estadística más completa que edita el departamento que dirige Íñigo Méndez de Vigo y que recoge las últimas cifras sobre el sistema educativo. El libreto arroja bastante luz sobre el estado de la cuestión, y refleja por ejemplo que el gasto (o inversión) educativo en España va a subir en cifras absolutas este año 2015, pero caerá en relativas (respecto al PIB) y sigue por debajo del que hizo el año 2007. De hecho, en términos porcentuales lleva cayendo desde 2009.

Más dinero en becas... o no

La estadística oficial recoge que en el curso 2014-15 el Ministerio destinó 1.410 millones de euros a becas al estudio. La cifra es provisional, pero no variará demasiado. Este dato es efectivamente un 1,1% más alto que los 1.394 millones de euros invertidos el curso anterior. Pero ha caído un 5,1% respecto a hace dos años, y casi un 13% desde su punto álgido, en el curso 2011-12, el último con el PSOE en el poder.

Estos datos parecen matizar las afirmaciones que hacía el anterior ministro, José Ignacio Wert, sobre la partida de becas de los presupuestos de 2015. "Es la más alta de la historia", afirmaba, frase que ha copiado su sucesor para las cuentas de 2016 pese a la exigua subida del 0,2%. Sí y no. Es cierto que, técnicamente, el dinero destinado inicialmente en los Presupuesto Generales del Estado es la mayor cantidad nunca propuesta. Pero una cosa es esa cifra, que computa con el año natural, de enero a diciembre, y otra la ejecución posterior por cursos académicos, de septiembre a junio, que es cuando se conceden las becas y ayudas a los estudiantes.

El Datos y Cifras recoge esta segunda partida, la ejecutada y entregada a los estudiantes. Y la evolución descrita demuestra que el pasado curso, el último del que hay cifras disponibles, se destinó algo más de dinero que el anterior pero bastante menos que hace dos o que en la legislatura pasada.

Menos beneficiarios

Lo que cayó sin ambages el año pasado fue el número de receptores de becas y ayudas a la compra de libros de texto y material escolar. El curso 2014-15 un total de 757.027 estudiantes obtuvieron una beca, un 3% menos que los 780.000 del 2013-2014. Peor les fue a las familias que aspiraban a recibir ayudas para la compra de esos materiales imprescindibles en la educación obligatoria que cuestionan su carácter gratuito. La partida bajó de 66 millones de euros a 46 millones (un 30% menos) y el número de beneficiarios se ha hundido: ha pasado de 323.898 a 122.508, un 63% menos. Estos últimos datos mejorarán durante el presente curso con la partida de 24 millones de euros que ha habilitado de urgencia el Ministerio de Educación para estos gastos.

La estadística de Educación también recoge el balance de inversión educativa total en España de los últimos años, juntando el gasto del Gobierno y las Comunidades Autónomas. El conjunto de las administraciones del Estado va a haber empleado este año 2015, en base a las estimaciones, 46.469 millones de euros, un total que supone un 3,4% más que los 44.933 millones de euros del 2014. Sin embargo, pese a esta subida el gasto relativo ha bajado. Anecdóticamente, pero ha bajado. Si el año pasado el montante total suponía un 4,25% del PIB, este será un 4,23%, cifras similares a las de por ejemplo Afganistán, según datos del Banco Mundial. Los expertos consideran que el gasto óptimo ronda el 7%, cifra que alcanzan países como Finlandia (referente europeo).

Pese a la subida, España aún no ha recuperado toda la inversión perdida en educación durante los años de la crisis. La cifra total de gasto no llega todavía a los 47.226 millones de euros que se destinaron a este sector en 2007. El pico en cantidades absolutas se alcanzó en 2009 con 53.895 millones de euros. En cantidades relativas de inversión sobre el PIB ese año se alcanzó también el pico (al menos en la última década, hasta donde alcanza la estadística de Educación), cuando se llegó al 4,99%.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha