Un contrato de formación y aprendizaje, novedad en el Plan regional de Empleo 2019

Tras el Consejo de Gobierno extraordinario se han dado los detalles de la nueva convocatoria del Plan regional de Empleo

Un Consejo de Gobierno extraordinario ha dado hoy luz verde a la convocatoria del Plan de Empleo regional para este año 2019 que se publicará este viernes en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha, abriéndose así una convocatoria de 15 días hábiles- -hasta el 11 de noviembre- para que ayuntamientos y entidades sin ánimo de lucro puedan solicitarlo.

El nuevo plan está dotado con 51,9 millones de euros y está cofinanciado por la Junta de Castilla-La Mancha y, de nuevo, por las cinco diputaciones provinciales, ha subrayado Patricia Franco, consejera de Economía, Empresas y Empleo.

Este renovado modelo de cofinanciación supone que la Junta aporta un 53% de fondos - unos 27,7 millones de euros- y las diputaciones provinciales un 47,7%, (23,7 millones). Precisamente, el Consejo de Gobierno ha aprobado también el convenio que se suscribirá mañana con las corporaciones provinciales.

El nuevo Plan de Empleo supone dar “continuidad” a los que se pusieron en marcha en la pasada legislatura y en esta ocasión pretende llegar a 8.000 personas a través de contratos que canalizarán tanto ayuntamientos (reciben 50,4 millones de euros) como entidades locales sin ánimo de lucro (1,5 millones de euros).

Los beneficiarios de los contratos serán demandantes de empleo de larga duración inscritos como tales durante al menos 12 meses de los últimos 18 y que estén desarrollando un itinerario personalizado. También se destina a colectivos entre 25-65 años (ambas edades incluidas) que no perciban prestación por desempleo y a menores o mayores de esa edad cuando tuvieran responsabilidades familiares a su cargo que puedan corroborarse por los Servicios Sociales.

También se destinan a autónomos que estuvieron dos años cotizando en el RETA y que estén inscritos como demandantes de empleo no ocupados, así como a los desempleados debido a su dedicación a cuidado de personas dependientes o que convivan con ellas en el seno de familias en las que ningún miembro esté activo. También ha recordado que un 25% debe reservarse a personas que se encuentren en situación de exclusión social.

En cuanto a los sectores, se mantienen como “prioritarios” los de la pasada convocatoria, entre ellos para labores vinculadas a la recuperación del patrimonio, comedores escolares, infraestructuras hidráulicas o urbanismo, entre otras.

Las novedades

Patricia Franco ha comentado también las novedades de esta nueva edición cuyos objetivos, ha dicho, “están alineados” con los marcados hace ya cuatro años por el Gobierno regional y que se centran, en particular, en la “activación del empleo” entre los parados de larga duración, además de facilitar una “oportunidad laboral” a otras personas en situación de desempleo.

Por primera vez se ha incluido entre los posibles tipos de contrato uno de formación y aprendizaje para paliar “la necesidad formativa de muchas personas para acceder al empleo”, un aspecto, el formativo, que se quiere reforzar en el futuro, aunque ahora, señala Franco, “se incorpora de forma tímida”.

Otra de las novedades es que se permitirá la posibilidad de interrumpir el contrato a aquellas personas que vayan a participar en campañas agrarias como temporeros. Se incorpora una subida en el salario del 22% acorde a la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) y será superior en un 20% para aquellas zonas de Inversión Territorial Integrada (ITI). Serán contratos de seis meses que oscilan entre los 6.300 y los 13.700 euros como salario total.

La consejera estima que la resolución provisional de los adjudicatarios estará lista en torno al 25 de noviembre, mientras que la definitiva se espera en torno al 9 de diciembre. Ayuntamientos y entidades sin ánimo de lucro tienen un año para ejecutar los proyectos. La duración de la actual convocatoria llegaría a su fin entre octubre y noviembre de 2020.

Franco ha anunciado que habrá un anticipo del 75% de la subvención y el resto se pagará a los ayuntamientos cuando justifiquen los proyectos. “Estamos siendo muy ágiles para que se acceda a la contratación sin complicación”, ha dicho la consejera. La mayor financiación, de acuerdo a la tasa de desempleo, la tienen las cinco capitales de provincia además de Puertollano, Talavera de la Reina y Tomelloso.

Etiquetas
Publicado el
24 de octubre de 2019 - 13:12 h

Descubre nuestras apps

stats