El Parque del Hosquillo suma cinco nuevos oseznos, el número más alto en los últimos años

Cría de osa

La familia de Osos del Parque Cinegético de El Hosquillo, ubicado en la Serranía conquense, aumenta con cinco nuevos miembros. El número más alto de nacimientos de los últimos años.

Todas las madres tienen cría. La primera en salir de la osera fue Negrita, que a finales de abril ya bajaba a comer. Después fue Sierra, con otro pequeño osezno. Pero sin duda, la mayor sorpresa la daba Ginebra al salir de la osera en compañía de tres oseznos.

“Es la primera vez, o al menos que se haya visto, que una osa tiene tres oseznos en El Hosquillo”, señala el delegado provincial de Desarrollo Sostenible, Rodrigo Molina, quien destaca la buena noticia que estos nacimientos suponen para el parque Cinegético.

Los oseznos nacen durante la hibernación, entre finales de diciembre y enero y con la llegada del buen tiempo salen. “Esperábamos que hubiera más nacimientos porque no se veía a las osas, pero es algo difícil de saber. De hecho, una de las osas que se echó en falta fue a Silvia, y apareció muerta tras el periodo de hibernación”, destaca el delegado provincial.

Con los nuevos nacimientos son ya 14 los osos pardos con los que cuenta El Hosquillo, si bien Molina destaca que habrá que esperar para ver su evolución ya que no todos los oseznos que nacen en hibernación sobreviven después de su salida al exterior.

Por el momento no se podrá conocer sus sexos ya que "necesario poder dormirlos y aún son muy pequeños". Según señala Rodrigo Molina será después del verano cuando se proceda al sexado de los nuevos oseznos, u oseznas, y a partir de ahí se determinará el proceso que se seguirá para adjudicarles nombre.

Mientras tanto, los pequeños exploran el territorio del rincón del Buitre, el espacio acotado que ocupan los osos en este parque cinegético situado en el interior de una torca asimétrica.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats