La portada de mañana
Acceder
La despedida en dos actos de Pablo Iglesias
Las primeras decisiones de la Fiscalía alientan las dudas tras el estado de alarma
Opinión - El gen miope de la política, por Esther Palomera

Junts someterá a la votación de sus bases cualquier acuerdo con ERC sobre la investidura

La vicepresidenta de Junts, Elsa Artadi, en una foto de archivo

Nuevo meandro en la negociación entre ERC y Junts para llegar a una investidura y la formación de un Govern en Catalunya. Este lunes la portavoz de JxCat, Elsa Artadi, ha asegurado que su partido tiene previsto someter a una votación de las bases cualquier acuerdo al que llegue con los republicanos. Hasta el momento la formación había considerado suficiente aprobar el pacto en sus órganos internos, pero Artadi ha indicado ahora que tal y como ya hicieron para elegir los primeros puestos de sus listas electorales, sus asociados deberán validar la propuesta que haga la organización, bien sobre la formación de un Ejecutivo o bien únicamente sobre la investidura de Pere Aragonès.

Jordi Sànchez, un activista sin partido que desde la cárcel se ha convertido en el jefe de Junts

Jordi Sànchez, un activista sin partido que desde la cárcel se ha convertido en el jefe de Junts

Artadi ha indicado además que su partido continúa trabajando en un acuerdo para entrar al Govern pero ha avisado que en estos momentos hay varias cuestiones que aún no se han acabado de cerrar, más allá del diseño del Ejecutivo. Entre otras carpetas, la portavoz de Junts ha citado la "estrategia independentista" como uno de los asuntos en los que las formaciones continúan sin entenderse. Por esta razón, pese a que ha dicho que el pacto "debería llegar en los próximos días", ha Artadi ha dejado en el aire tanto su participación en el Ejecutivo como incluso que lleguen a votar a Aragonès si no hay acuerdo.

Después de las dos reuniones mantenidas por los equipos negociadores en la prisión de Lledoners, ambas con la participación de Pere Aragonès, este lunes los dos partidos emitían mensajes opuestos. Por su parte, desde ERC aseguraban que habían notado un "punto de inflexión" en las conversaciones, por lo que descartaban ahora gobernar en solitario. Los republicanos habían exigido a sus socios un pacto de investidura antes del 1 de mayo y habían amagado con buscar una "alternativa" si éste no se producía, aunque siempre dentro de las alianzas independentistas, en referencia a un Govern apoyado por Junts desde afuera.

Sin embargo, la portavoz republicana, Marta Vilalta, ha descartado este lunes esta opción al considerar que las negociaciones van a mejor. Tanto que la diputada de ERC ha hablado de la posibilidad de un acuerdo "en las próximas horas". Una opinión muy diferente a la que mantiene el equipo negociador de Junts, que por boca de Artadi asegurado que no ha percibido ningún cambio de tendencia. "Todas las reuniones son positivas", ha explicado la portavoz, quitándole importancia a los últimos encuentros.

Más allá de las diferentes percepciones de los equipos negociadores, este mismo lunes la presidenta del Parlament, Laura Borràs, se ha pronunciado sobre una eventual sesión de investidura. Según ha indicado, su voluntad es no convocar una nueva ronda de consultas con los partidos hasta que tenga la "certeza" de que Aragonès tiene los apoyos suficientes para ser investido. La jefa de la Cámara ha dejado claro así que librará a su partido de toda presión desde el Parlament, pues evitará a toda costa que se produzca otra investidura fallida.

Etiquetas
Publicado el
3 de mayo de 2021 - 13:58 h

Descubre nuestras apps

stats