Escrivá ordena impedir nuevas entradas de migrantes en el CETI de Melilla ante su continua saturación en plena pandemia

El interior de una de las grandes tiendas de campaña desplegadas en el CETI.

El Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones ha decidido impedir nuevas entradas de migrantes en el saturado Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) de Melilla, según han confirmado fuentes del departamento dirigido por José Luis Escrivá a eldiario.es. La ocupación del centro melillense supera el doble de su capacidad desde hace meses a pesar de la epidemia, lo que ha impedido el cumplimiento de las recomendaciones sanitarias.

La Secretaría de Estado de Migraciones ha notificado esta semana al CETI de Melilla su decisión de bloquear nuevas llegadas al centro de acogida. El objetivo es "garantizar las condiciones de acogida de las personas que se encuentren dentro" dado que el espacio "supera su capacidad", según han confirmado fuentes oficiales de la institución a eldiario.es, que no detallan cuál será el destino de los migrantes en caso de nuevas entradas irregulares a la ciudad autónoma. Según indican, el Ministerio estudiará "caso por caso".

Este viernes, la misma institución ha enviado a las delegaciones del Gobierno un protocolo que aglutina todas las directrices activadas durante el estado de alarma para adaptar el sistema de acogida a la crisis sanitaria. Entre ellas se incluye la exigencia de mantener distancia de dos metros, la obligatoriedad de repartir mascarillas y gel hidroalcohólico a todos los residentes y la orden de garantizar que los migrantes recién llegados puedan seguir la cuarentena de 14 días impuesta por el Ministerio de Sanidad en las mismas condiciones que el resto de población extranjera.

Todas estas medidas son prácticamente imposibles de cumplir en el CETI de Melilla debido a la situación de hacinamiento que aún vive. En estos momentos, alrededor de 1.441 personas ocupan un espacio creado para albergar a 782. A pesar de las reiteradas exigencias por parte del Defensor del Pueblo, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) y Amnistía Internacional, Interior no desbloquea los traslados a la península de un número de personas suficiente para descongestionar el centro. El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones solicitó hace más de un mes a su homólogo en Interior, Fernando Grande-Marlaska, la aceleración de los traslados de inmigrantes al resto de España, pero la respuesta llega a cuentagotas.

La semana pasada, Interior autorizó el traslado a la Península de un grupo de 138 residentes. La Delegación del Gobierno en Melilla también alivió la alta ocupación del Centro llevando a medio centenar de sus residentes más vulnerables a un hotel de Melilla. La medida, solicitada por la Secretaría de Estado de Migraciones, se produjo después de una pelea desatada en el saturado centro. A pesar de ambas acciones, el centro aún supera su capacidad con creces.

"El CETI de Melilla sigue estando con sobreocupación y hacinamiento por tanto es totalmente imposible pensar que se pueden estar cumpliendo las medidas para evitar cualquier contagio como consecuencia de la COVID-19", ha advertido recientemente Veronica barroso, portavoz de Amnistía Internacional.

Etiquetas
Publicado el
6 de junio de 2020 - 21:46 h

Descubre nuestras apps

stats