La portada de mañana
Acceder
La moción de Vox sume al PP en el desconcierto
El toque de queda, la medida que anticipa otra disputa entre Sanidad y Madrid
Opinión - Moción de propaganda, por Rosa María Artal

CCOO y UGT rechazarán la subida del 8% del salario mínimo pactada por PP y PSOE

Pepe Álvarez e Ignacio Fernández Toxo.

Ministerio de Empleo, sindicatos y patronal tenían una reunión este jueves por la tarde para negociar la subida del salario mínimo interprofesional (SMI). Lo que iba a ser un encuentro "técnico" se ha convertido, sin embargo, en algo más después de que el PSOE lanzara por la mañana su propuesta: apoyar el objetivo de déficit para 2017 a cambio de una subida del 8% del SMI. Tanto CCOO como UGT rechazan ese aumento, que queda muy lejos del objetivo de 800 euros el año próximo que han propuesto.

Durante el jueves, tanto CCOO como UGT rechazaban comentar las negociaciones entre PP y PSOE. Pero el malestar existe: la potestad de subir y cuánto el salario mínimo es del Gobierno, pero siempre después de consultar con los agentes sociales. El pacto de PP y PSOE se salta, de alguna forma, esa máxima contenida en la norma y esa costumbre.

"No nos gustan ni el fondo ni las formas", dice un dirigente sindical, que recordaba que esta misma semana los líderes de UGT y CCOO, Pepe Álvarez e Ignacio Fernández Toxo, se reunieron con el presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández, que no les mencionó nada de este pacto con el PP. "Nos podríamos sentar y negociar cosas, pero lo que no vamos a hacer es hacerlo a golpe de acuerdo político".

El Gobierno, asegura otro líder sindical, quiere "salvar los muebles". "Son conscientes de que tenían que hacer algún movimiento, más después de que el Congreso el otro día aprobara subir el SMI", apostilla. La subida del 8%, no obstante, es "insuficiente" para llegar al objetivo planteado por los sindicatos.

Las dos centrales enviaron el miércoles una carta a la ministra de Empleo con su propuesta de subida del salario mínimo. No era la primera vez que la expresaban, pero sí que la formalizaban para dejar constancia: una subida desde los 655 euros actuales hasta 800 en 2017 y un SMI de cerca de mil euros a final de la legislatura, en 2020.

Su propuesta es similar (aunque adelanta algo los plazos) a la proposición no de ley que el Congreso aprobó la semana pasada y que partió de Unidos Podemos: un salario mínimo de 800 euros el 1 de enero de 2018 y de 950 euros en 2020.

UGT y CCOO han convocado movilizaciones para el 15 y el 18 de diciembre ante la falta de diálogo real del Gobierno y la falta de recursos para afrontar las prioridades que consideran irrenunciables: desempleo, desigualdad, pobreza y pensiones.

Etiquetas
Publicado el
1 de diciembre de 2016 - 19:14 h

Descubre nuestras apps

stats