Los 28 rechazan la lista de Bruselas de países con alto riesgo para el lavado de dinero y la financiación del terrorismo que incluía a Arabia Saudí

El rey de Arabia Saudí, Salman bin Abdelaziz.

Andrés Gil

Corresponsal en Bruselas —

Arabia Saudí, Puerto Rico y Panamá están en una la lista de 23 países elaborada por la Comisión Europea con alto riesgo para el lavado de dinero y la financiación del terrorismo. Y este jueves los Estados miembros, los 28, los países que se reúnen en Bruselas en una cumbre de ministros de Interior y Justicia –a la que no acude ningún titular español– han decidido rechazar “por unanimidad” la lista presentada por el Ejecutivo comunitario.

Arabia Saudí, Puerto Rico y Panamá, en la lista de 23 países de la UE con alto riesgo para el lavado de dinero y la financiación del terrorismo

Arabia Saudí, Puerto Rico y Panamá, en la lista de 23 países de la UE con alto riesgo para el lavado de dinero y la financiación del terrorismo

En una declaración hecha pública este jueves, el Consejo justifica su decisión porque “no puede apoyar la propuesta actual que no se estableció en un proceso transparente y resistente que incentive activamente a los países afectados a tomar medidas decisivas y al mismo tiempo respetar su derecho a ser escuchado”.

La Comisión, no obstante, opina lo contrario. El portavoz del Ejecutivo comunitario, Margaritis Schinas ha defendido los procedimientos de la lista, los meses que se lleva elaborando y los motivos, y ha emplazado a la comparecencia de la comisaria de Justicia, Věra Jourová, el próximo martes en el plenario de Estrasburgo: “Al Parlamento Europeo le toca hablar”.

El Consejo, por su parte, reclama un nuevo borrador de lista de terceros países de alto riesgo de acuerdo con las “preocupaciones” de los Estados miembros.

La legislación comunitaria sobre el lavado de dinero y el financiación del terrorismo establece la obligación de identificar las jurisdicciones de terceros países que tienen deficiencias estratégicas en sus regímenes de lavado de dinero y financiación del terrorismo que representan amenazas importantes para el sistema financiero de la UE.

El objetivo del listado es proteger el sistema financiero de la UE de los riesgos de lavado de dinero y financiación del terrorismo provenientes de terceros países. Sobre esta base, los bancos y otras instituciones financieras deben estar más atentos y realizar controles adicionales en el contexto de las transacciones que involucran a terceros países de alto riesgo.

La Comisión tiene la facultad de establecer una lista de terceros países de alto riesgo. Esta lista se elabora sobre la base de evaluaciones o informes relevantes de organizaciones internacionales, como el Grupo de Acción Financiera de la OCDE.

Pero la lista de la Comisión, para entrar en vigor, necesita que el Parlamento Europeo o el Consejo no formulen objeción alguna en el plazo de un mes a partir de la notificación. Cosa que, con el Consejo, ya no ha pasado.

La lista, según explica la Comisión, se realizó con una nueva metodología, fundamentada en los criterios más estrictos de la quinta directiva comunitaria contra el lavado de dinero, en vigor desde julio de 2018.

Věra Jourová, comisaria de Justicia, Consumidores e Igualdad de Género, dijo: “Hemos establecido las normas más estrictas contra el lavado de dinero en el mundo, pero tenemos que asegurarnos de que el dinero sucio de otros países no llegue a nuestro sistema financiero. El dinero sucio es el alma de la delincuencia organizada y el terrorismo. Invito a los países enumerados a remediar sus deficiencias rápidamente. La Comisión está dispuesta a trabajar en estrecha colaboración con ellos para abordar estos problemas en nuestro interés mutuo”.

Los países evaluados cumplen al menos uno de los siguientes criterios: tienen un impacto sistémico en la integridad del sistema financiero de la UE; son revisados por el Fondo Monetario Internacional como centros financieros internacionales offshore; y tienen relevancia económica y fuertes lazos económicos con la UE.

Para cada país, la Comisión evaluó el nivel de amenaza existente, el marco legal y los controles establecidos para prevenir los riesgos de lavado de dinero y la financiación del terrorismo.

La Comisión, según ha afirmado, concluyó que estos 23 países tienen deficiencias estratégicas en sus regímenes financieros y bancarios contra el lavado de dinero y la lucha contra el terrorismo. Esto incluye 12 países enumerados por el Grupo de Acción Financiera y 11 jurisdicciones adicionales. Algunos de los países enumerados ya estaban en la lista de la UE elaborada en 2016, que incluye 16 países.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats