Empresarios y sindicatos piden como prioridad a Sánchez agilizar los ERE temporales y que no consuman paro

Imagen de archivo de los líderes de los sindicatos y la patronal con el presidente Pedro Sánchez, la ministra Yolanda díaz y el vicepresidente Pablo Iglesias, el día de la firma del salario mínimo en Moncloa.

La prioridad 'número 1' de los sindicatos y las patronales frente a la emergencia del coronavirus pasa por los ERTE, también llamados ERE temporales. Las organizaciones han pedido al Gobierno facilitar esta herramienta y aumentar la protección de los trabajadores afectados en estos procedimientos, para que sean el instrumento que evite despidos definitivos y una verdadera destrucción de empleo. CCOO, UGT, CEOE y Cepyme han consensuado un documento conjunto, que han enviado al Ejecutivo, con reclamaciones como que los ERTE debido a la epidemia no consuman paro.

Casado rompe con Sánchez ante la gestión del coronavirus: "Se parapeta en la ciencia en vez de tener liderazgo político"

Casado rompe con Sánchez ante la gestión del coronavirus: "Se parapeta en la ciencia en vez de tener liderazgo político"

Los líderes de los agentes sociales han transmitido esta y otras peticiones esta tarde al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y una gran parte del Ejecutivo de coalición (los cuatro vicepresidentes y los ministros Yolanda Díaz, Reyes Maroto, José Luis Escrivá y María Jesús Montero). La reunión, la primera del nuevo mandato de Sánchez, se planeaba como una gran cumbre del Gobierno de coalición con los agentes sociales, pero ha acabado siendo una multitudinaria conversación por videoconferencia, debido a las precauciones de los miembros del Consejo de Ministros tras el contagio de la ministra Irene Montero por coronavirus, que también ha alcanzado a Carolina Darias.

Aunque se esperaba la aprobación de varias medidas laborales en el Consejo de Ministros extraordinarios de este jueves, Pedro Sánchez ha anunciado al final básicamente dos primeras líneas de actuación: la concesión de fondos a las comunidades autónomas para gasto sanitario y la moratoria del pago de impuestos a pequeñas y medianas empresas. Pendientes quedan otras iniciativas laborales y sociales, algunas ya anunciadas, como una nueva prestación de la Seguridad Social para que empleados sin acceso al teletrabajo puedan cuidar a sus hijos, afectados por el cierre de escuelas.

Los sindicatos y patronales mayoritarias han expresado esta tarde al Gobierno las demandas de su documento conjunto, entre las priorizan la modificación urgente de la regulación de los Expedientes de Regulación de Empleo Temporal (ERTE), que pueden consistir en la suspensión temporal de los contratos de trabajo o la reducción temporal de la jornada laboral debido "causas económicas, técnicas, organizativas o de producción o derivadas de fuerza mayor".

Para los sindicatos y la patronal es fundamental flexibilizar esta herramienta, con procedimientos más ágiles (periodos de consulta de máximo 7 días) y clarificar que las circunstancias actuales ligadas a la epidemia justifican un ERTE por "causa mayor", entre otros, para que las empresas que se vean con problemas durante la emergencia de coronavirus puedan acogerse a esta medida temporal en lugar de expulsar a trabajadores de manera definitiva.

Además, los empresarios han apoyado la demanda de los sindicatos de que estos procesos por el coronavirus ofrezcan una mayor protección al trabajador. Los agentes sociales defienden que los empleados deben tener derecho a cobrar el desempleo durante el periodo que estén sin empleo o con menos jornada, pero sin consumir su derecho a la prestación de desempleo generada.

En los casos en que un trabajador o trabajadora no hubiera generado aún derecho a paro, destacan los sindicatos, también se les debe permitir cobrar desempleo dada esta situación excepcional.

Las empresas por su parte reclaman que "ante la falta de liquidez provocada por la inactividad derivada de esta situación, se suspenderá la obligación de pago de las cotizaciones por parte de las empresas", ya que las compañías están ahora obligadas a continuar pagando las cuotas a la Seguridad Social de sus trabajadores afectados por un ERTE.

CEOE pide "unidad" mientras el PP critica a Sánchez

Los líderes de la CEOE y Cepyme, Antonio Garamendi y Gerardo Cuerva, así como los de CCOO y UGT, Unai Sordo y Pepe Álvarez, han comparecido tras la reunión, al final de la tarde, para atender las preguntas de los medios de comunicación por streaming. Todas las partes han destacado que su impresión es que el Gobierno ha recogido sus reclamaciones y "harán suyas las propuestas del diálogo bipartito", ha afirmado Cuerva. El secretario general de UGT ha destacado que, en su opinión, estas medidas prioritarias deberían salir adelante "la próxima semana".

Es destacable que el líder de la CEOE ha insistido en multitud de ocasiones que es necesaria la "unidad" para afrontar la crisis del coronavirus. "Es el momento de la unidad, todos tenemos que estar en la misma línea, en el mismo camino. Es el momento de la pedagogía, tenemos que tranquilizar a gente", ha sostenido Antonio Garamendi.

Las llamadas a la "unidad" del líder de los empresarios llegan el mismo día en el que el presidente del PP, Pablo Casado, ha roto con Sánchez ante la gestión del coronavirus. "Se parapeta en la ciencia en vez de tener liderazgo político", ha afirmado el líder de la oposición en una rueda de prensa improvisada a última hora de la tarde.

Garamendi ha insistido en que es fundamental "trabajar día a día en poner soluciones a esta crisis que es temporal, pero, de verdad, donde tenemos que estar unidos". Del mismo modo, Pepe Álvarez y Unai Sordo han reclamado apoyo de todos los partidos políticos y administraciones públicas en la gestión del coronavirus y, en su caso, han reclamado que esto se materialice en dar al país unos nuevos Presupuestos Generales del Estado.

Los representantes sindicales y patronales no han dado una fecha aproximada sobre cuándo podrían aprobarse este siguiente paquete de medidas, que abordarán en una mesa de diálogo con el Ejecutivo, presidida por la vicepresidenta económica, Nadia Calviño, que se reunirá todas las semanas.

Calviño ha explicado en un vídeo tras el encuentro que "la reunión ha sido muy productiva" y ha servido para constatar "el alineamiento de objetivos para avanzar conjuntamente". La vicepresidenta ha destacado también que este jueves "ha sido un día especialmente turbulento en los mercados financieros", el Ibex ha registrado la mayor caída de su historia, frente a lo que ha mandado "un mensaje de confianza en la economía española".

Etiquetas
Publicado el
12 de marzo de 2020 - 22:20 h

Descubre nuestras apps

stats