La portada de mañana
Acceder
El incremento de la transmisión asoma a España a una segunda ola
Las 'amistades peligrosas' de Juan Carlos I
Análisis - ¿Un buque de carga abandonado en Beirut? Más frecuente de lo que parece

Ferrovial y Sacyr piden un plan de inversión en infraestructuras y colaboración público-privada

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, y el de Ferrovial, Rafael del Pino.

Los presidentes de Ferrovial y Sacyr, Rafael del Pino y Manuel Manrique, han reclamado este jueves al Gobierno que ponga en marcha un plan de inversión en infraestructuras para impulsar la reconstrucción tras la pandemia, durante la primera tanda de intervenciones de la cuarta jornada de la cumbre empresarial organizada por CEOE, dedicada a las infraestructuras, y que ha estado trufada de alusiones a la colaboración público-privada.

"A las empresas con fuerte peso internacional, como Ferrovial, nos va a resultar más difícil competir" en los mercados exteriores si la actividad en el mercado doméstico "decae", ha advertido del Pino, que ha reclamado un acuerdo de todas las fuerzas políticas que dé "voz" a los agentes sociales. Ante este momento "crítico", ha pedido poner en marcha "con urgencia" un "vital" plan de reactivación que abarque áreas como el transporte, el tratamiento de aguas, las infraestructuras sociales y asistenciales o la rehabilitación de edificios.

El primer ejecutivo de Ferrovial ha insistido en que tras el confinamiento, que ha sido "eficaz" para contener la pandemia, se necesita "promover cuanto antes la vuelta al trabajo y a la normalidad", y ha reclamado un plan de estímulos "que haga llegar liquidez a empresas, autónomos y particulares", basado en la seguridad jurídica, "flexibilidad en el marco de trabajo" y que no solo no incluya subidas de impuestos, sino "que incluso contemple reducciones temporales" de impuestos, como ha hecho Alemania.

El presidente de Sacyr ha apostado por su parte por "una reconstruccion rápida, eficaz y equitativa y que se centre en las personas y un futuro mejor"; que fomente la iniciativa privada, la lucha contra el cambio climático y la atracción de inversión extranjera en un momento en el que "existe grandísima cantidad de liquidez e inmensa cantidad de fondos de inversión que buscan proyectos rentables pero que sean seguros y sostenibles".

España "puede y debe dar seguridad jurídica, certidumbre y fiabilidad" y tiene ante sí "una grandísima oportunidad", ha dicho Manrique, que ha pedido "volcarse" en la colaboración público privada, "imprescindible si quieremos avanzar y reconstruir", en un momento de escasez de recursos públicos."Las infraestructuras no son carreteras", ha dicho el ejecutivo, que ha citado entre las posibles áreas de actuación las "alternativas de transporte para la movilidad más sostenible", redes de telecomunicaciones, infraestructuras para el ciclo integral del agua, el tratamiento de residuos o los nodos logísticos.

Manrique, que ha dicho que Sacyr tiene "tolerancia cero a la corrupción", ha pedido "basta a las falsas noticias" y a "la mala fama de sectores" y ha advertido de que en esta reconstrucción "no puede haber buenos ni malos" ni "sectores vencidos ni favorecidos".

También ha centrado en la colaboración público-privada buena parte de su intervención Ángel Simón, presidente de Agbar y vicepresidente de Suez, que ha pedido poner a la empresa "en el centro de la reconstrucción" y ha reclamado "un pacto social territorio a territorio" (estatal, autonómico y local) "que garantice una recuperación económica sostenible y en el que la empresa juegue un papel esencial", poniendo sobre la mesa un "contrato social basado en tres ejes": solidaridad, ocupación de calidad y reconstrucción verde.

Maurici Lucena, presidente Aena, ha confirmado que la compañía semipública, "plenamente consciente" de que debe compaginar el interés de sus accionistas con su "función tractora en la economía española", aplicará un descuento en la tarifa de aterrizaje para fomentar que haya movimientos en los aeropuertos en los próximos meses y ha recordado que, tras el parón por el confinamiento y drástica caída del tráfico aéreo, el operador aeroportuario ha reactivado inversiones de 1.200 millones para este año y el próximo.

Respecto a la ampliación de los aeropuertos de Madrid y Barcelona , aunque "nuestra intención es seguir con estos proyectos", es "posible" que "se desplacen en el tiempo de manera significativa" aunque "se terminen haciendo", ha dicho Lucena, que ha subrayado que esta crisis económica es "con seguridad la crisis más inesperada, más singular, más compleja que el mundo ha conocido. También es la más profunda aunque nos queda la esperanza de que pueda ser más corta que recesiones de corte más clásico".

Etiquetas
Publicado el
18 de junio de 2020 - 10:15 h

Descubre nuestras apps

stats