La portada de mañana
Acceder
Zagatka, la fundación que financió una década de viajes de placer de Juan Carlos I
Habla la Generación Z: "Sabemos que el futuro será jodido. Somos pesimistas"
Opinión - ¡Busquen al hombre!, por Elisa Beni

Bilbao apura su 'último chiquiteo' antes del cierre de la hostelería: "Una última vuelta vamos a dar mientras podamos"

Clientes en una terraza en el centro de Bilbao

Bilbao ha registrado este miércoles 197 nuevos casos de coronavirus y una tasa de contagios de 533,66 por 100.000 habitantes. Con estos datos, la capital vizcaína se mantiene en zona roja por segundo día consecutivo y se acerca más al cierre perimetral. La decisión se conocerá este jueves y el cierre tanto de la propia capital, como de la hostelería, se haría efectivo el viernes.

Ante ese cada vez más posible cierre de bares y restaurantes, los bilbaínos han salido a la calle este miércoles para aprovechar los últimos momentos de la hostelería. Al igual que Bilbao, Azpeitia y Pasaia, han pasado ya a nivel rojo de alerta, por lo que también esperan a que se decrete para ellas un confinamiento perimetral y el cierre de la hostelería, una situación que ya está vigente en una treintena de municipios. Además, tanto Vitoria como Donostia están ya en una tasa superior a 400 y con tendencia ascendente.

"Tenemos la esperanza de que no nos cierren. Lo vemos con preocupación, tenemos que esperar a ver qué nos dicen. En las terrazas, que están al aire libre, se restan las medidas anti-COVID y no entendemos por qué los bares estamos en el punto de mira. No sabemos qué va a pasar con nosotros", señala a este periódico Víctor, propietario del restaurante que lleva su mismo nombre, ubicado en la Plaza Nueva.

En la terraza, Carmen y su amiga Teresa toman un vino cada una. Las dos amigas han aprovechado la mañana para realizar compras y se han dado un paseo por el centro de la ciudad. "Cada vez hay más pueblos cerrados y sin hostelería. No sabemos si la semana que viene podremos estar así, así que aprovechamos hoy, aunque la situación está cada vez peor y eso es preocupante", cuenta Carmen, bilbaína de 71 años.

No son las únicas que han aprovechado la mañana del miércoles antes del cierre para salir a dar un último "chiquiteo". Juan y su cuadrilla se han acercado al Casco Viejo también por el mismo motivo. "No sabemos si nos van a cerrar, pero al menos una última vuelta vamos a dar mientras podamos", advierte.

Estas son algunas de las escenas que se viven en la localidad más poblada de Euskadi, en una situación cada vez más preocupante para la comunidad autónoma debido que se acerca de nuevo al nivel de alerta roja por alta transmisión de la COVID-19. La consejera de Salud del Gobierno vasco, Gotzone Sagardui ha anunciado que el momento crítico podría llegar "esta misma semana". Algo que ha hecho que la reunión de la mesa de crisis de la emergencia sanitaria (conocida como Labi) haya adelantado la reunión prevista para el 27 de enero a este viernes, 22. En ella se analizará la necesidad de adoptar nuevas restricciones y si, en el caso de Bilbao, los bares y restaurantes tendrán que volver a cerrar la persiana hasta nuevo aviso.

Etiquetas
Publicado el
20 de enero de 2021 - 20:55 h

Descubre nuestras apps

stats