Urkullu habla de terrorismo tras los incidentes provocados por negacionistas de la pandemia en Bilbao, que se saldan con seis detenidos

Un contenedor en llamas tras una protesta de negacionistas de la pandemia en Bilbao

Una protesta en contra del uso de las mascarillas y las medidas adoptadas para frenar la expansión de la COVID-19 en Bilbao se ha saldado con seis detenidos -algunos tenían antecedentes por disturbios callejeros- y dos personas más investigadas. La manifestación, convocada sin comunicar y que bordeó el horario de toque de queda, derivó en incidentes en los que se quemaron 25 contenedores. Cuatro vehículos resultaron dañados por los incendios generados.

El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha calificado de "terrorismo" estos hechos en una valoración realizada en el Parlamento Vasco en la que también ha condenado a la vez los atentados yihadistas ocurridos en Niza (Francia) este jueves. Urkullu ha unido ambos hechos en dos ocasiones, en euskara y en castellano.

Según ha explicado en la Cámara a los periodistas el vicelehendakari y consejero de Seguridad, Josu Erkoreka, se trataba de una manifestación no comunicada que se convocó a través de las redes sociales "de manera inesperada y en horas diferentes". Según ha informado Erkoreka, la concentración inicialmente estaba convocada para las 23.00 de la noche, hora en la que empieza el toque de queda en Euskadi, aunque luego se fue adelantando. Sobre el grupo de negacionistas que la componía, ha asegurado que "no es homogéneo". "Se advierten conductas, planteamientos e incluso implicaciones en el entorno de las redes sociales bastante heterogénea", ha señalado Erkoreka.

La Ertzaintza ha tenido que intervenir "ante la actitud violenta quienes participan en las protestas negacionistas", que han increpado a los agentes al grito de "libertad". Erkoreka ha definido estos incidentes como "una expresión absolutamente irresponsable de grupos de personas que en el mejor de los casos son personas inconscientes y profundamente insolidarias con el problema que está viviendo la sociedad y, en el peor de los casos, personas que aprovecharon la situación para provocar unos disturbios".

Erkoreka ha informado de que entre las personas detenidas hay algunas con antecedentes delictivos por desorden público y delitos de esta naturaleza. Sin embargo, ha apuntado que "no parece advertirse hoy por hoy nada que tenga que ver con una implicación directa con alguna organización política", en referencia a posibles vínculos con la antigua 'kale borroka'. Y ha añadido: "El desafío al que se enfrenta la sociedad vasca y todo el mundo es un desafío que nos corresponde a todos asumir en toda su dimensión y responsabilidad y por tanto el reto no debe ser el de soslayar la norma si no el de soslayar el virus".

Etiquetas
Publicado el
29 de octubre de 2020 - 23:48 h

Descubre nuestras apps

stats