Almeida prorroga un año la entrada a Centro de camiones contaminantes con etiqueta B, como le pedía Vox

Pictogramas indicando la entrada en la zona de bajas emisiones Distrito Centro

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha anunciado este viernes que los camiones ligeros (de hasta 3.500 kilos) con etiqueta B podrán acceder a la ZBEDEP de Centro (antiguo Madrid Central) durante todo el año 2023 y no hasta el 31 de diciembre de este año, como estaba previsto en la Ordenanza de Movilidad Sostenible.

La decisión se ha tomado después de reunirse en el Palacio de Cibeles con el sector de mercancías del Comité Madrileño de Transporte por Carretera, encuentro en el que ha participado también el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante. La modificación se aprobará previsiblemente el el último pleno del año con los votos del equipo de Gobierno y de Vox, que reclamaba al consistorio esta medida como parte de las condiciones para sentarse a negociar su apoyo a los presupuestos municipales del año que viene.

PP y Ciudadanos han firmado una enmienda a la ordenanza de movilidad para modificar esa disposición transitoria con el objetivo de que “no se vean afectados los transportistas por las restricciones de acceso al Centro”, informa Europa Press. El Gobierno municipal se ha guiado, ha continuado el regidor, “por la difícil situación económica” y por “los mejores datos de calidad del aire”. “No podemos trasladar más cargas y gravámenes”, ha señalado.

El objetivo del Gobierno municipal es modificar el apartado 2 de la disposición transitoria tercera sobre requisitos ambientales para el acceso al distrito de Centro con la especificación de que “hasta el 31 de diciembre de 2023” podrán acceder a la ZBEDEP Distrito Centro los vehículos a motor con, al menos, cuatro ruedas y MMA no superior a 3.500 kilogramos que dispongan de clasificación ambiental B.

Al área de Medio Ambiente y Movilidad le consta que diariamente acceden a la Zona de Especial Protección Distrito Centro 3.824 vehículos de hasta 3.500 kilogramos con clasificación ambiental B para repartir las mercancías de los establecimientos que requieren sus servicios. El consistorio asegura que los transportistas han tenido dificultad de renovar las flotas en el mercado automovilístico por las demoras en las entregas de vehículos asociadas a la pandemia de coronavirus y la guerra de Ucrania. También aseguran que la inflación les impide “asumir las inversiones que establece el calendario de acceso al distrito de Centro”.

Más Madrid asegura que se trata de un “mercadeo con Vox”

La portavoz de Más Madrid en el Ayuntamiento, Rita Maestre, no duda de que la moratoria que esta medida es “una primera concesión del alcalde, José Luis Martínez-Almeida, a Vox a cambio del presupuesto” y dentro de una operación de “mercadeo”. Maestre cree que “la zona de bajas emisiones tal y como se la conoce hasta ahora está en peligro porque el alcalde está mercadeando con los presupuestos”.

“Está claro que la ultraderecha no se va a quedar aquí porque lleva años queriendo cargarse Madrid Central a toda costa”, ha declarado Maestre a través de un comunicado, en el que ha remarcado que existe “un serio peligro de que Almeida haga aún más concesiones y que permita la entrada a más coches contaminantes en el centro de la ciudad”.

Mar Espinar (PSOE), por su parte, denuncia que “una vez más se demuestra que Almeida ha estado a todo menos a gestionar porque durante este año ha perdido la oportunidad para ayudar a empresas y particulares para que pudieran renovar su flota pero no lo ha hecho. Ahora se acercan las elecciones y no quiere tener enfrente al sector económico”, asegura.

Vox celebra que Almeida acepte la moratoria en Madrid Central

El líder de Vox en el Ayuntamiento de Madrid, Javier Ortega Smith, ha celebrado este viernes que el alcalde, José Luis Martínez Almeida esté dispuesto a conceder una moratoria para que los vehículos de hasta 3.500 kilogramos con etiqueta B pudieran acceder al centro de la ciudad, como había exigido la formación de extrema derecha para sentarse a negociar los presupuestos municipales de 2023, lo últimos de la legislatura.

En una nota de prensa hecha pública a última hora de esta mañana Vox asegura que se ha demostrado que los argumentos que esgrimía el alcalde para no una moratoria o modificar la Ordenanza de Movilidad de Madrid Central “eran falsos y de mero interés político y electoralista” y por “fanatismo climático”. “Hay que celebrar el cambio de actitud del equipo municipal”, que a juicio de Vox Almeida ha tomado “no por convicción, sino obligado por la realidad frente a una Ordenanza que establecía condiciones de imposible cumplimiento”.

No obstante advierten de que pese a este primer avance “aún queda mucho camino por recorrer”, señalando que “se mantiene la exigencia de VOX para que extienda la moratoria al resto de vehículos que se van a ver afectados, a partir del próximo enero por el aumento de restricciones, hasta que los tribunales tomen una decisión definitiva respecto a ‘Madrid Central’ y su desmedida política de prohibiciones, restricciones y sanciones”.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats