eldiario.es

9

Sondika construye una guardería con más espacio para el bar que para los niños

Las dos aulas del nuevo Txikigune, que también hará las veces de haurreskola municipal, ocupan un total de 62,05 metros mientras que al bar se le dedican 68,73.

El Ayuntamiento justifica la disposición porque quieren crear “una infraestructura que se aproveche al máximo”.

El Ayuntamiento de Sondika acaba de adjudicar la construcción de la nueva guardería municipal. Un nuevo y flamante edificio financiado con dinero municipal que hará las veces de haurreskola en horario laboral y de Txikigune el resto del tiempo. Como se puede encontrar en muchas otras guarderías, especialmente en las privadas, el local también tendrá cabida para un bar-cafetería en el que los padres podrán hacer tiempo mientras sus hijos se divierten. Lo llamativo en este caso es que el establecimiento hostelero ocupará mayor espacio que el dedicado a las aulas para los niños y que todo el proyecto se va a financiar con dinero público.

Según el proyecto constructivo, el nuevo edificio dispone de un total de 240,98 metros cuadrados, de los que 68,73 se dedican al bar-cafetería, mientras que las dos únicas aulas de las que dispondrá ocupan 32,25 y 29,80. El resto del espacio se dedica a aseos varios (23 metros cuadrados), un hall-distribuidor (28 metros) y otras estancias como la cocina, vestuarios, almacenes u oficinas (algo más de 60 metros). La adjudicación del proyecto se realizó el pasado 17 de abril a la constructora Urbelan S. A. por un importe de 1.157.492 euros.

El alcalde de Sondika, Gorka Carro, explica que uno de los objetivos más importante para el Ayuntamiento a la hora de diseñar el edificio ha sido crear “una infraestructura que se aproveche al máximo”. “Por eso hemos querido tener el nuevo Txikigune abierto fuera del horario de la haurreskola y, claro, a los padres les tienes que dar un sitio donde estar mientras sus hijos juegan”, detalla el regidor del PNV. Carro insiste en que el sitio del que los niños dispondrán “será mayor en la práctica porque vamos a poner unos columpios y juegos en el exterior para los días que haga bueno”. Cuando el tiempo no acompañe, el primer edil también cree que el hall de entrada podría hacer las veces de “espacio de usos múltiples” en el que los infantes desarrollen sus actividades.

En cualquier caso, el proyecto ha creado estupefacción entre los grupos de oposición en el Ayuntamiento de Sondika, que no entienden cómo es posible que el espacio más destacado de la guardería municipal pueda llegar a ser el bar. Creen que la construcción de la haurreskola da respuesta a las reivindicaciones de los vecinos del municipio y por eso creen que todo el espacio del edificio debería dedicarse a los niños.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha