eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Borrell pide "luchar" contra la idea de que "eres un traidor si no estás a favor de la independencia de Catalunya"

"Estoy encantado de estar invitado por esta organización de extrema derecha, y como soy un hooligan de extrema derecha, ¿a dónde iba a ir?", ha ironizado, sobre su intervención en el acto de Sociedad Civil Catalana en Bruselas con PP y Ciudadanos

Borrell defiende que los 40 años de la Constitución "han sido los mejores desde la batalla de Trafalgar"

"No nacemos lo que somos, nos hacen lo que somos", ha afirmado el ministro de Exteriores

VÍDEO | Desalojo y detención de un activista de un CDR tras gritar "la Constitución es una puta farsa" durante el discurso de Borrell

35 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Josep Borrell, en el acto de Sociedad Civil Catalana en Bruselas.

Josep Borrell, en el acto de Sociedad Civil Catalana en Bruselas.

"Estoy encantado de estar invitado por esta organización de extrema derecha, y como soy un hooligan de extrema derecha, ¿a dónde iba a ir?". Así ha comenzado el ministro de Exteriores, Josep Borrell, su intervención en el acto de Sociedad Civil Catalana en Bruselas para celebrar los 40 años de la Constitución: "Han sido los mejores años de nuestra historia desde la batalla de Trafalgar. Perdimos la frota, perdimos las colonias y vinieron años duros y difíciles. Y los últimos 40 han sido los mejores. ¿Por qué no los vamos a celebrar?"

Al comienzo de la intervención, un activista del Comité de Defensa de la República de Catalunya, Adriá Carrasco, interrumpió el discurso de Borrell al grito de "la Constitución es una farsa". Según ha informado la Cadena SER, Carrasco ha sido conducido esposado a una comisaría de la policía belga, y su abogado confía en que quede pronto en libertad en tanto que no hay cargos y es un ciudadano europeo residente en Bélgica.

Borrell, no obstante, ha afirmado que España vive la "mayor crisis institucional de la democracia" por un "intento programado de subvertir el orden constitucional", aunque a veces digan "que era un juego o que estaban jugando al póker".

"Para ellos", ha afirmado Borrell, "el pueblo catalán está compuesto sólo de quienes están a favor de la independencia, y si no, eres un traidor. Y contra eso hay que luchar. Y el mejor servicio que podemos hacer a la Constitución es explicar que no es cierto que el pensar de una determinada manera te excluye del colectivo social. Es el gran reto que hay en Catalunya, y quiero reclamar de todos una participación activa para que eso no pase".

"La fuerza del sistema político democrático", ha afirmado Borrell, "ha prevalecido, y aunque muchas de las fracturas están abiertas, se ha evitado lo peor. El problema es que en el exterior, en Flandes, creen la narrativa independentista, y por eso es tan importante contar la verdad de lo que España es hoy, incluso en este momento difícil: han sido los mejores años de nuestra historia".

Borrell ha reconocido que la Constitución "no era completa del todo", pero "permitía a todos convivir. Una de sus virtudes es haberse adaptado en una coyuntura extraordinariamente difícil y dejar para los que vinieran después su desarrollo".

"No juguemos al peligroso juego de lanzar al aire wishful thinkings,  que no es posible convertir en realidad", ha dicho Borrell: "No renunciemos a hacer una lectura generosa de la Constitución, sin alterar sus premisas básicas hay margen: como un servicio civil para cohesionar la identidad, no nacemos lo que somos, nos hacen lo que somos". 

"Hoy hasta los que dieron o empujaron el salto al vacío del otoño pasado reconocen que con el 47% de los votos no podía darse, ahora lo reconocen", ha dicho Borrell: "Con este apoyo social no se puede declarar la independencia, pero lo intentaron con la mayoría parlamentaria y que han tenido la hegemonía social a través de los poderosos instrumentos de los que han dispuesto. Y seguirá siendo así en función de lo que hagamos unos y otros y cómo influyamos en nuestra historia levantándonos y decir alto y fuerte que fuimos un país centralizado, sometido a la dictadura, anquilosado y con una economía atrasada y que pasamos a convertirnos en un país democrático, de los más descentralizados del mundo y con una economía dinámica".

Tras la intervención de Borrell, se mantuvo el debate '40 años después: revolución cultural y social', con la exministra de Cultura Ángeles González-Sinde, la diseñadora Agatha Ruiz de la Prada, la periodista Irene Villa, la escritora Elvira Roca y el historiador José Varela Ortega, moderado por el corresponsal de Onda Cero en Bruselas, Jacobo de Regoyos.

Después de la primera mesa de debate, José Pablo Serrano y un quinteto de cuerda serán los encargados de reproducir un interludio musical que servirá como receso antes de introducir al resto de ponentes.

A continuación, el líder del PP en el Parlamento Europeo, Esteban González Pons; la del PSOE, Iratxe García; el portavoz de Cs en el Congreso, Juan Carlos Girauta, y el diplomático Ángel Viñas, participarán en el debate '40 años después: un éxito europeo compartido'.

Por ultimo, el presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, será el encargado de clausurar el acto, tras el que se ofrecerá un cocktail.

El acto, organizado por SCC, cuenta con el apoyo de los grupos del PSOE, PP y Cs en el Parlamento Europeo, el Real Instituto Elcano, Prou y la iniciativa ciudadana C40 Bruselas.

No es la primera vez que Borrell colabora con la Sociedad Civil Catalana. El ministro de Exteriores compartió escenario con, entre otros, Mario Vargas Llosa, Albert Rivera y Xavier García Albiol, en una multitudinaria manifestación en Barcelona en respuesta al 1-O pocos días después del referéndum.

Colaboradores el acto de Sociedad Civil Catalana en Bruselas.

Colaboradores el acto de Sociedad Civil Catalana en Bruselas.

"El ministerio y yo como ministro estoy encantado", ha celebrado Borrell su participación en el acto. ¿La Sociedad Civil Catalana representa al espíritu del Gobierno?, le ha preguntado la cadena SER antes: "No entiendo por qué me hace esa pregunta", ha contestado Borrell: "No sé me ocurre por qué usted puede hacer esa pregunta, qué relación lógica puede haber en pensar que esa organización representa el espíritu del Gobierno".

Y el ministro de Exteriores, tres minutos después de decir que se sentía "encantado como ministro y como Ministerio" de participar en el acto, responde: "El Gobierno tiene sus posiciones, hay una organización que representa una parte de la sociedad catalana, nosotros colaboramos y participamos, y no compromete al Gobierno para nada".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha