Un exdiputado del PP dice que Rajoy debía conocer la caja B como antiguo responsable de campañas electorales

Jorge Trías Sagnier, abogado y exdiputado del PP, durante su declaración como testigo en el juicio de la caja B del PP

El exdiputado del PP y abogado Jorge Trias Sagnier, quien entregó a un letrado que trabajaba para El País, los ‘papeles de Bárcenas’, ha dicho en el juicio de la caja B que todos los dirigentes del partido debían conocer la financiación irregular del mismo, incluido Mariano Rajoy. Antes que presidente del PP, Rajoy fue vicesecretario del partido encargado de las campañas electorales y, por tanto, de su financiación, según ha dicho el testigo.

De ese conocimiento de la caja B, Trias Sagnier ha señalado a los presidentes y secretarios generales del PP. “Hay personas que estaban obligados a tener ese conocimiento, entre ellos, el propio Rajoy porque había sido vicesecretario general del partido y era el encargado de todas las elecciones. El sistema de financiación de las elecciones debía pasar por sus manos, pero todo son suposiciones, por lo que leído en la prensa nadie sabía nada de esto. Resulta extraño”, ha declarado el testigo a preguntas de la abogada Ana Cortés, de la acusación popular de IU y ALA.

Trias Sagnier ha reconocido, como ha hecho varias veces públicamente, ser quien entregó la copia u original de la contabilidad paralela que le había confiado Bárcenas al diario El País. Ha dicho que “en la época de los ordenadores”, aquellos papeles eran “una chapuza” y que había sumas que no cuadraban. Trias Sagnier ha asegurado que su cargo en la comisión constitucional del Congreso le hace sabedor de que todos los partidos se financiaban irregularmente. 

Tras la filtración, ha dicho Trias Sagnier, sufrió amenazas. “Los dirigentes del PP me amenazaron con todo tipo de desgracias que caerían sobre mi: demandas multimillonarias; se me acercó Javier Iglesias, el abogado de Álvaro Lapuerta, hijo del gran romanista Javier Iglesias, para decirme que mi carrera como abogado estaba terminada… en fin, fue un acoso terrible”.

También ha tenido un reproche al Consejo General del Poder Judicial de la época que dejó desamparado a Antonio Pedreira, el magistrado del Tribunal Superior de Justicia de Madrid que instruyó el caso Gürtel durante una temporada. “Nunca entendí como el CGPJ, tan celoso, pudiera llevar sobre sus espaldas un enfermo de Parkinson, con escasez de medios, una causa de esta envergadura. Me dio compasión y pena y le ayudé en lo que pude. Y me encontré después en una situación muy embarazosa sin comerlo ni beberlo”, ha contado Trias, que ha declarado por videoconferencia.

Después de Trias Sagnier ha declarado Antonio de la Fuente, antiguo responsable de seguridad del PP y cuñado de Luis Bárcenas. De la Fuente ha dicho que había tres cajas de seguridad en el PP: en el despacho del tesorero, del gerente y también del secretario o secretaria general. Igualmente se ha ratificado en su declaración en fase de instrucción de que la sede del partido era visitada por empresarios. A la pregunta de la acusación popular de si uno de ellos era Antonio Vilela, qu aparece como donante en los papeles de Bárcenas, el testigo ha contestado afirmativamente.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats