La portada de mañana
Acceder
Euskadi, Andalucía y Murcia encabezan la presión para alargar el estado de alarma
El máster fallido de la Autónoma de Barcelona que dejó sin cobrar a profesores
Opinión - Sánchez muerde el anzuelo, por Esther Palomera

El Gobierno hace un llamamiento a la abstención de PP y Ciudadanos antes de negociar con Unidas Podemos la investidura

La portavoz del Gobierno y el ministro de Ciencia en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

El Gobierno de Pedro Sánchez hace un llamamiento a la abstención de PP y Ciudadanos en la investidura antes de sentarse a negociar con Unidas Podemos. Los socialistas tratan de trasladar la presión sobre Pablo Casado y Albert Rivera, que tienen imposible gobernar, para que faciliten la investidura en aras de la "estabilidad".

Pedro Sánchez reclama "altura de miras" a PP, Ciudadanos y Unidas Podemos para que le dejen gobernar

Pedro Sánchez reclama "altura de miras" a PP, Ciudadanos y Unidas Podemos para que le dejen gobernar

"Si no queremos que el Gobierno dependa de fuerzas independentistas el PP y Ciudadanos deberán hacer un ejercicio", ha expresado la portavoz, Isabel Celaá, tras la reunión del Consejo de Ministros. En esa misma línea se pronunció Pedro Sánchez en la comparecencia improvisada tras recibir el encargo del rey. El presidente en funciones reclamó a los otros tres grandes partidos "altura de miras".

La presión que el PSOE ejerce ahora sobre PP y Ciudadanos va en la línea de la que los socialistas recibieron en 2016 para facilitar la investidura de Mariano Rajoy, como finalmente ocurrió tras una repetición de elecciones y una crisis interna sin precedentes.

"Se abre una nueva etapa en el sentido de que se amplía el número de agentes políticos. Queremos que Podemos siga siendo socio porque lo que va a hacer el Gobierno son políticas progresistas que esperamos que, efectivamente, las terminales de esas políticas sean complementadas con Podemos y por qué no otras fuerzas", ha expresado Celaá, que previamente había hablado en pasado de Pablo Iglesias como "socio preferente". La portavoz no ha cerrado la puerta a que miembros de Podemos se incorporen al Ejecutivo, pero ha dejado claro que será Sánchez quien decida.

Iglesias ha respondido a la estrategia de Moncloa insistiendo en que Sánchez debe mirar a Unidas Podemos y no intentar ser investido gracias a la derecha parlamentaria: "El PSOE tiene dos opciones: un acuerdo de investidura con la derecha o negociar un programa progresista y un Gobierno proporcional con nosotros", informa Aitor Riveiro. El secretario general de Podemos ha expuesto la aritmética parlamentaria como algo decisivo para hacer valer sus 42 diputados. " El PSOE, sin nosotros, suma menos que el PP, Ciudadanos y Vox", ha dicho. Y ha zanjado: "Y con nosotros, suma más".

El líder de Unidas Podemos también ha respondido al PSOE, que plantea gobernar en solitario y ve reforzada esa aspiración ante la debacle de Podemos el 26M: "Los resultados nos tienen que hacer reflexionar a todos. Y la reflexión obvia es que nos tenemos que poner de acuerdo para gobernar con proporcionalidad".

A pesar de la presión sobre PP y Ciudadanos, en las filas socialistas contemplan sacar adelante la investidura con mayoría simple en la segunda votación con el apoyo de Unidas Podemos, PNV, Compromís y PRC y la abstención de UPN. Sánchez iniciará las conversaciones con Pablo Iglesias –también se reunirá con Pablo Casado y Albert Rivera antes– el próximo martes. A partir de ahí, los contactos seguirán en otro "formato" con los demás grupos.

"No se descarta el diálogo con ninguna de las fuerzas políticas", ha respondido Celaá a la pregunta de si a ronda incluirá a Vox y las fuerzas independentistas. El secretario de Organización y ministro de Fomento, José Luis Ábalos, dejó a Vox, Bildu y los independentistas fuera de las conversaciones.

Etiquetas
Publicado el
7 de junio de 2019 - 14:22 h

Descubre nuestras apps

stats