La portada de mañana
Acceder
España acusa nuevas dificultades en el rastreo en pleno ascenso de contagios
¿Puigdemont, de vuelta? La respuesta de Llarena, clave en sus movimientos
OPINIÓN | Batet, alto y claro, por Esther Palomera

Puigdemont y los exconsellers que continuaban en Bélgica se presentan voluntariamente en comisaría

Abogado de Puigdemont se define como "vaquero pobre y solitario"

El expresident Carles Puigdemont y los exconsellers que le acompañaban en Bélgica han decidido presentarse ante la policía federal belga. Todos lo han hecho acompañados de sus abogados en la sede policial de la Rue Royal de Bruselas.

La decisión de los políticos catalanes frenaría una orden de detención por parte de la fiscalía belga, que se esperaba para mediodía de este domingo. Ese es el objetivo perseguido por el movimiento que se ha producido poco antes de la anunciada rueda de prensa de la fiscalía belga para informar sobre la situación y las medidas a aplicar en cumplimiento de la euroorden de detención impulsada por España contra los políticos catalanes.

Con su comparecencia ante la policía, Puigdemont y el resto de exconsellers evitan la imagen de una detención al uso. El siguiente paso para ellos es conocer el nombre del juez que se designe para llevar su caso, a disposición de quien deberán pasar a lo largo de las próximas horas.

Las defensas de Puigdemont y sus exconsellers pretenden dar a la justicia belga pruebas de que su intención no es la fuga, sino abrir un nuevo espacio judicial para defenderse de decisiones que consideran injustas.

Durante toda la mañana, las defensas de los cinco políticos catalanes han estado en contacto constante con la fiscalía belga para acordar la manera de dar curso a que su causa sea puesta en manos de un juez de aquel país.

Desde que llegaron a Bruselas hace una semana, tanto Puigdemont como los exconsellers han mostrado su disposición a colaborar con la justicia belga. El expresident lo reiteró este sábado a través de Twitter después de que el viernes la jueza de la Audiencia Nacional Carmen Lamela enviara a Bélgica la Orden Europea de Detención y Entrega (OEDE) que reclamaba su detención y entrada en prisión.

Al comparecer en conjunto, lo más probable es que se designe a un único juez para estudiar la orden de detención dictada en España contra todos ellos. Las opciones de los cinco políticos catalanes incluyen la posibilidad de que sean puestos en libertad a la espera de ser citados por el juez que deberá acordar conceder o no la orden de detención planteada por la jueza Lamela. También podrían ser detenidos, pese a haberse presentado voluntariamente.

Con su decisión de mantenerse en Bélgica, Puigdemont ha conseguido alargar el proceso por rebelión, sedición y malversación, impulsado en España contra él y los miembros de su Govern. Además, Bélgica tendrá la última palabra sobre la orden europea de detención impulsada por la Audiencia Nacional. La elección de ese país se explica porque Bélgica es uno de los países más reacios a dar cumplimiento a ese tipo de órdenes.

La tramitación de una orden europea de detención es inmediata si los delitos por los que se persigue a los implicados se encuentran en una lista pactada a nivel europeo. Ni la rebelión, la sedición ni la malversación se encuentran en esa lista, lo que complicaría que la justicia Española consiga su objetivo. Sin embargo, la jueza Lamela ha incluido otros dos delitos (que si están en la lista) en el escrito en el que solicita la detención internacional: prevaricación y desobediencia.

Etiquetas
Publicado el
5 de noviembre de 2017 - 13:17 h

Descubre nuestras apps

stats