eldiario.es

Menú

Andalucía Andalucía

VÍDEO

La tensión se apodera de Roquetas de Mar tras la muerte de un inmigrante apuñalado por vecinos del municipio

La muerte de un hombre de 41 años, de origen guineano y que fue apuñalado la noche del viernes tras una discusión de tráfico, ha quebrado la convivencia en la población.

La policía, que todavía no ha detenido a nadie, ha montado guardia para evitar que estos hechos deriven en enfrentamientos más graves como ocurrió en 2008 por un suceso similar.

Las autoridades confirman que ha habido algún intento de linchamiento, si bien el fuerte despliegue policial trata de mantener la calma en el entorno de Cortijos de Marín.

- PUBLICIDAD -

Trágica noche de Navidad en Roquetas de Mar (Almería) tras escasas horas de celebrar el Gordo de la Lotería de Navidad con quema de contenedores, lanzamiento de piedras y varios heridos por la muerte de un hombre apuñalado presuntamente por otros, lo que provocaba una gran confusión y el corte de la carretera hacia La Mojonera desde el casco urbano, si bien una tensa calma se respira horas después en las barriadas afectadas gracias al fuerte cordón policial que vigila el lugar. La nacionalidad de la víctima y de los presuntos atacantes ha hecho que la situación derive en un enfrentamiento de corte xenófobo, pero las autoridades insisten en la buena convivencia que hay en este municipio y lo atribuyen a un hecho aislado.

Según la Subdelegación de Gobierno, la víctima, de origen gineano, fue apuñalada durante una discusión de tráfico por uno o varios agresores de nacionalidad española. El concejal de IU en el municipio, que precisamente es inmigrante de origen argentino, Juan Pablo Yakubiuk, ha afirmado en las redes sociales que "los inmigrantes en Roquetas de Mar no son el problema". De hecho, entiende que este problema se debe a "otro origen que nada tiene que ver con nacionalidades".

En este contexto, un amplio dispositivo policial tuvo que pedir refuerzos tras resultar heridos tres agentes en los disturbios que siguieron al crimen. En este sentido, la muerte de este varón, de 41 años y originario de Guinea Bissau, apuñalado durante una discusión de tráfico, provocaba altercados en Roquetas de Mar y fuegos incontrolados en contenedores y otros puntos del municipio. Fuentes de la Subdelegación del Gobierno informan de que el agresor o agresores son del entorno de Cortijos de Marín, por lo que los agentes se han concentrado en lugar para evitar enfrentamientos entre los inmigrantes y otros vecinos de este barrio. De hecho, han confirmado que ha habido algún intento de linchamiento.

Guineanos intentan linchar a gitanos por la muerte de un compatriota en Roquetas de Mar

Edificio de los gitanos y la calle donde apareció el cadáver

Los hechos se originaron la madrugada de este viernes, cuando la víctima, residente en la cercana población de La Mojonera, circulaba en coche. Se encontró con que le impedía el paso el vehículo de los presuntos agresores, que le habrían gritado: "Por aquí no pasa nadie". La víctima se habría bajado de su vehículo tras lo que resultó mortalmente apuñalada en el abdomen durante la discusión. Su acompañante avisó a la policía, y otro vehículo que circulaba junto al de la víctima logró evitar la agresión al echar los pestillos de seguridad de las puerta del coche, según los primeros testimonios.

En este sentido, un familiar del fallecido ha relatado que a los primeros le cortaron el paso. Pero los demás  bloquearon la puerta del coche. "Mi tío, que iba con otra persona en el coche, bajó del vehículo mientras el otro llamaba a la policía. En ese momento le dieron las apuñaladas, que según los testigos fueron cinco", ha contado este familiar, sobrino de la víctima. Se trata de Bernardo Tomás Gómez, quien ha comentado a La Voz de Almería: "Nosotros lo que pedimos es que esta muerte no se quede en vano, por favor. Queremos saber hasta el último detalle de cómo ha sido y cómo lo han matado, quiénes han sido, si uno o dos. Queremos que se sienten en el banquillo y que se juzgue esta muerte, para que no quede en vano, si no seguirán pasando cosas parecidas".

El presidente de la Federación de Asociaciones de Guinea, usando la megafonía de la Guardia Civil, intentó convocar una reunión entre los presentes "para calmar los ánimos" porque no querían "liarla". Pero hay mucho miedo en el barrio y se teme que se reproduzcan los disturbios.

Los bomberos solicitaron durante los incidentes protección para llevar a cabo las labores de extinción de los fuegos que habían encendido en las protestas, quemando varios contenedores. Tras la agresión, los compatriotas del fallecido intentaron de madrugada comprar gasolina en la estación de servicio situada en las inmediaciones y ante la negativa del empleado a vendérsela tiraron una botella.

Por el momento, no se han producido detenciones y continúa la búsqueda de los autores del crimen. No es la primera vez que ocurre en Roquetas de Mar. En el Barrio de las 200 Viviendas, tras la muerte violenta de un senegalés a manos de un vecino del lugar en 2008, también hubo numerosos disturbios.

Más de medio centenar de efectivos antidisturbios de la Guardia Civil, llegados desde el resto de Almería, Sevilla y Valencia, se mantiene en Roquetas de Mar para garantizar la seguridad y evitar que se reproduzcan altercados en las próximas horas.

Guineanos intentan linchar a gitanos por la muerte de un compatriota en Roquetas de Mar

Entidad bancaria destrozada

El alcalde de Roquetas de Mar, Gabriel Amat (PP), ha afirmado que "no se puede criminalizar a un colectivo por un hecho aislado". Tras reunirse con familiares y compañeros de la víctima, asegura que "hay que esperar y dejar trabajar a las fuerzas de seguridad para que esclarezcan lo ocurrido".

En Roquetas de Mar hay más de un centenar de nacionalidades, pero Gabriel Amat insiste en que el suceso "no responde a un problema de integración, ya que la convivencia se demuestra día a día y no con hechos aislados". En este sentido, el regidor, que ha hablado con asociaciones de inmigrantes y con el embajador de Guinea, ha declarado a los medios de comunicación que "al parecer fueron personas llegadas de fuera las que provocaron los incidentes". Para concluir: "Debemos esperar a que la investigación siga su curso, porque todo va a quedar clarificado".

Según el subdelegado del gobierno, Andrés García Lorca, "menos del 1% de la población subsahariana participó en los disturbios". Y en Roquetas de Mar viven más de de 3.000 personas personas con este origen, según sus datos. Finalmente, ha subrayado que en estos momentos se trabaja para dar sepultura al cadáver en el municipio o para proceder a repatriarlo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha