eldiario.es

Menú

Podemos también pasa del ‘poder valenciano’

La Comunitat Valenciana sólo coloca dos simpatizantes entre los 61 miembros de la dirección del partido, muy lejos de lo que le correspondería  por población

- PUBLICIDAD -
Podemos inicia la votación para elegir a sus órganos de dirección

Pablo Iglesias.

El peso de los círculos valencianos de Podemos en la dirección del partido está muy lejos de lo que población o riqueza le correspondería a la Comunitat Valenciana. Àngela Ballester y Sandra Mínguez, la cuota regional, representan un 3,2% del total de la cúpula, de 61 miembros. La autonomía tiene 5 millones de habitantes, cerca de un 10% de la población de España.

Andalucía (9 representantes, el 14%), Cataluña (5; 8%) o Castilla La Mancha (3; 5%) están mejor representadas que la Comunitat Valenciana, aunque otros territorios –Euskadi, por ejemplo- carecen de gente en la dirección. El escaso peso valenciano puede responder a varias causas, aunque la sobrerrepresentación de Madrid en el núcleo duro del partido la explica parcialmente. 26 miembros del consejo de coordinación (una suerte de ejecutiva) y el consejo ciudadano (una suerte de ejecutiva ampliada) proceden del territorio de los fundadores del partido.  

Tradicionalmente, la Comunitat Valenciana ha tenido poco peso en las cúpulas de los partidos estatales. Ahora mismo, por ejemplo, no hay valencianos en el gobierno de Mariano Rajoy. La expresión 'poder valenciano' se acuñó cuando, según se vendía desde su gabinete, Eduardo Zaplana consiguió tener influencia en el PP y en los ejecutivos presididos por José María Aznar.

José María Copete, participante de Podemos en Alicante y candidato del partido en las pasadas elecciones europeas, cree "bastante escasa" la representación valenciana en la dirección de Iglesias, Iñigo Errejón y compañía. "No es una crítica al proceso, pero creo que si en vez de listas apoyadas por la dirección se hubiera planteado otro sistema de votación alternativo, sin listas que se puedan convertir en cerradas, el resultado hubiera sido más cercano al protagonismo ciudadano, Podem País Valencià tendría más representación y la pluralidad habría salido ganando".

Otros miembros del partido quitan hierro al asunto. "Esta es la lista de Iglesias y no responde a criterios territoriales, porque ese es el modelo de partido que se ha elegido. Las autonomías estarán representadas en su momento en la dirección a través de los coordinadores regionales".

.

Podemos busca el Pablo Iglesias valenciano
 
El consejo ciudadano tendrá otros 17 miembros en febrero, cuando haya concluido el proceso de elección de los secretarios regionales. De momento, Ballester, secretaria de coordinación, y Mínguez, miembros de esa dirección ampliada, representan el poder valenciano en Podemos, donde se desdeñan las cuotas regionales que tanto debate generan en otros partidos clásicos. 

Ballester pertenece al círculo de Bellreguard. Licenciada en Historia, en la actualidad estudia un máster en temas electorales que ofrece la Universitat de València en colaboración con la Fundación CEPS. Ha participado en diferentes movimientos sociales de su ciudad, como muchos otros de los miembros de la dirección del partido.

Procedente del círculo de Valencia, Sandra Mínguez,  profesora de matemáticas,  ha estado implicada en Podemos desde el principio. Formó parte de las listas de Podemos al Parlamento Europeo, así como del equipo técnico de la Asamblea Ciudadana.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha