La portada de mañana
Acceder
Madrid, a la cabeza de contagios y a rebufo en las medidas frente a los rebrotes
Lo que sabemos y no sabemos que ocurrió antes de la explosión en Beirut
Opinión - Monarquía: España ante el espejo, por Jesús Cintora

Los olivareros de Jaén colapsan la provincia y se declaran en "estado de movilización permanente" ante el desplome de precios

Tractor en la A-4 en Andújar

Siempre hay una gota que colma el vaso, en este caso, el aguante de un sector. Y en Jaén es el olivar, que se ha declarado en "estado de movilización permanente" porque los bajos precios "no nos dejan vivir". Las últimas medidas fallidas de Europa para subir el precio han agotado la paciencia del pilar económico de esta provincia. Y ha venido a sumarse a una crisis estructural provocada por la especulación con el oro líquido, por la importación de aceites de otros países, los aranceles de EEUU, las mezclas incluso con aceites que no son de oliva, la banalización de un producto en el que España, y fundamentalmente Jaén, es líder.

Aceite sin salida

Aceite sin salida

Y Jaén se ha puesto "brava", como rezaba uno de los "himnos de guerra" que se han utilizado a lo largo de toda la jornada. Una movilización de más de 20.000 personas y 7.000 tractores que se suma al hastío de la agricultura en Andalucía y en todo el país, y que se ha puesto en pie para reclamar lo suyo. Porque la protesta, este jueves, ha logrado incomunicar Jaén por tierra durante toda la mañana.

Cronología de una protesta

Apenas si han pasado las ocho, cuando en el Polígono Industrial Miranda de Andújar ya se ve movimiento. Faltan más de dos horas para la hora establecida para el arranque de la huelga, pero comienzan a llegar los dispositivos de seguridad, Policía Nacional, Policía Local, Guardia Civil, y las organizaciones convocantes.

Se ven las primeras banderas en las que aparecen los logos de las organizaciones agrarias, Asaja, Coag, UPA, Cooperativas-Agroalimentarias e Infaoliva, haciendo un círculo, y en medio, un lazo verde, símbolo de esta movilización que tiene vocación de continuidad. Ya lo habían avisado hace unos días en una rueda de prensa: el sector se encuentra en estado de movilización permanente hasta que se tomen las medidas para cambiar la situación de bajos precios.

A esas horas ya se han producido cortes con neumáticos ardiendo en Despeñaperros a la altura de La Carolina. Y en Andújar ya se comenta: "Así no se hace", dicen algunos. Se trata de un corte organizado por un grupo que no estaba autorizado por la Subdelegación del Gobierno, ni siquiera solicitado, y en el que dos personas han sido detenidas. Efectivos del Grupo Rural de Seguridad (GRS) de la Guardia Civil han intervenido utilizando gases y botes de humo. De esta forma, han logrado disolver a los manifestantes y permitir a los bomberos acceder a la zona para sofocar el incendio de neumáticos.

Algunos han condenado el acto porque consideran que con ello han querido "reventar" el resto de acciones del sector. Para otros es el camino a seguir, y el ambiente se va calentando como preludio de lo que vendrá después.

"Vamos a poner a este ministro de rodillas, pero por favor quitaros de la autovía"

Hay mucha expectación y cierta tensión. A la entrada del puente romano de Andújar se fija la salida hacia la autovía. De fondo, música de Celtas Cortos, "tranquilo majete en tu sillón"; o el himno de la provincia, con letra del poema de Miguel Hernández "Andaluces de Jaén, aceituneros altivos".

Los representantes de las distintas organizaciones avanzan por el puente tras una pancarta: "Con bajos precios nuestro olivar se muere" ¡Jaén desaparece! Detrás, un grupo de gente andando, mientras los tractores se van situando esperando que les llegue la hora. Todo parece ir según lo previsto, hasta que la gente que ha salido a la autovía, cortada en sentido Córdoba, se anima. Eso les parece poco y aunque las fuerzas de seguridad y los responsables de las organizaciones les insisten en que no entrará ningún tractor hasta que no salgan los viandantes, no hay forma de convencerlos. Los olivareros quieren que se les vea para que se les escuche.

Un grupo decide cruzar al otro sentido de la autovía y cortarla y así permanecerá la A-4, durante unas horas. La entrada y salida de Andalucía colapsada con retenciones kilométricas en ambos sentidos.

El lugar se convierte en un batiburrillo de personas con chalecos amarillos, periodistas que hacen fotografías, que entrevistan a los olivareros en medio de la calzada, o que incluso en la misma autovía sacan el ordenador.

[[OBJECT]

Desde un megáfono se pide por favor que se retiren, que ellos ya han hecho su papel y que los tractores llegados desde distintos pueblos y algunos han salido antes de amanecer quieren participar. "Vamos a poner a este ministro de rodillas, vamos a que Pedro Sánchez nos escuche, pero por favor quitaros de la autovía, dejadnos que pasemos los tractores", se ruega por el megáfono.

Una provincia colapsada

Se sabe, porque llegan fotos y vídeos a través de las redes sociales, que en los otros tres puntos de movilizaciones también se está cortando las autovías de forma completa, y que algunos incluso hacen alguna fogata. Hasta que llega un momento que en la provincia se encuentran cortadas todas las autovías que la recorren y distintas carreteras secundarias también sufren retenciones por tractores y vehículos intentando llegar a los puntos de encuentro.

No será hasta las 12.30 cuando, por fin el primer tractor pueda iniciar su recorrido por la A-4 hacia Marmolejo. Avanzan lentamente, mientras en el otro sentido la circulación esta totalmente parada. Hay gritos de apoyo, algunos camiones tocan el claxon, mientras otros conductores preguntan: "Esto ¿cuándo se va a acabar?".

Son casi las tres de la tarde cuando empieza la vuelta de los convocados. La mayoría se han recogido con calma, excepto un grupo de "incontrolados" en la A-44 que no deja volver a los tractores llegados desde Mancha Real y ha provocado retenciones hasta las 16.30.

Están convencidos de que han logrado el objetivo de que se les vea, de que se hable de su problema. Ahora necesitan soluciones. Por eso, aunque las organizaciones agrarias califican la movilización de éxito, ya se está pensando en las siguientes medidas. "Esto es sólo el principio". Y Jaén, con el resto de los agricultores andaluces, que se ha levantado hoy, no tiene intención aún de dejar de ponerse "brava" para salvar un sector que consideran "el corazón de la provincia".

Etiquetas
Publicado el
30 de enero de 2020 - 20:36 h

Descubre nuestras apps

stats