La portada de mañana
Acceder
España se aferra a la tercera dosis para no aplicar nuevas limitaciones en Navidad
Cómo el sistema educativo falla a las clases bajas frente a las altas
Opinión - Cosas que aguantan, por Esther Palomera

"Rabia y compromiso" en el recuerdo del asesinato "injusto y cruel" de Nicoleta Clara en Alovera

Minuto de silencio en Alovera por el asesinato machista de Nicoleta en mayo de 2021

Nicoleta Clara de 41 años. Es, hasta ahora, la única víctima mortal de violencia de género que ha lamentado la región durante este 2021. Los hechos ocurrieron en Alovera, en Guadalajara, el 29 de mayo de este año. El confinamiento acababa de terminar y la sociedad comenzaba a volver a una 'nueva normalidad' cuando su pareja la asesinó con un arma blanca en la calle Octavio Paz de la localidad. Fue detenido y pasó rápidamente a disposición judicial. El Ministerio de Igualdad confirmó el 1 de junio el asesinato como violencia machista. La mitad de los asesinatos machistas de todo el año, hasta entonces, ocurrieron en mayo.

"En Alovera tenemos la obligación y el pesar por tener que mirar hacia atrás con una mezcla de rabia, dolor y compromiso en el recuerdo de la pérdida de forma injusta y cruel de Nicoleta Clara, que a sus 41 años pasó a ser la víctima de violencia de género número 15, en lo que iba de año, el pasado 29 de mayo", recuerda la alcaldesa de Alovera, Purificación Tortuero. Nicoleta, de nacionalidad rumana, estaba muy desarraigada de su entorno familiar, pero era parte de la vida diaria del pueblo en Guadalajara. "Su asesinato nos impactó de forma dura y directa a aloveranos y aloveranas, generando la sensación de desánimo por no haber podido anticiparnos y evitar un crimen tan cruel", lamenta la alcaldesa.

Pero también, recalca, el asesinato de Nicoleta muestra la "necesidad" de avanzar en la prevención de esta lacra social que ejerce violencia contra la mujer "de forma tan despreciable". "Cuando Nicoleta Clara vivía en aparente normalidad en nuestro municipio vio y recibió en su domicilio las campañas que hemos desplegado desde el Ayuntamiento con el lema: “nos sobran razones contra la violencia de género”, le llegarían y, a su manera, la interiorizaría al igual que sus vecinos y amistades, todos sin saber que el compromiso que se les pedía les señalaría de forma tan directa poco tiempo después".

Por eso, Tortuero aboga por dar un "paso más" y tomar "más conciencia aún de la cercanía que podemos tener con la violencia de género, en nuestra vida, nuestro entorno, con familiares, amigos o vecinos". "La movilización, el apoyo y la activación de los mecanismos de protección debemos valorarlos como una prioridad para no lamentar el haber sido ajenos a las posibilidades de actuación que podemos tener a la hora de evitar y apoyar a las víctimas. Detrás de cada víctima debe florecer reforzada una mejora de respuesta de todos para llegar antes y no fallar en el apoyo que podemos dar como sociedad o municipio y, por ello, Alovera este año mezcla una mirada llena de tristeza con un renovado compromiso para frenar cualquier tipo de violencia contra la mujer", recalca la edil. El municipio celebrará este jueves un acto en recuerdo de Nicoleta, con una placa para recordar el crimen machista que acabó con su vida.

Las cifras de la violencia de género de la última década en Castilla-La Mancha

Los datos que ofrece la delegación de Gobierno para la Violencia de Género muestran una evolución que se puede considerar favorable, pues las cifras bajan. Sin embargo, la lacra de la violencia de género sigue presente en la sociedad castellanomanchega. En 2021 ha habido, hasta ahora, sólo una víctima de violencia de género, mientras que en 2020 hubo cuatro. Sin embargo, sólo en el primer semestre de 2021 ha habido ya 2191 llamadas al 016, mientras que en 2011 sólo hubo 2668. Este fenómeno puede explicarse gracias al trabajo de sensibilización y de visibilidad de la lucha contra la violencia machista.

En cuanto a las denuncias, este año ha habido un total de 2.897 denuncias, frente a las 4.910 que se registraron en 2011. Desde la Unidad de Coordinación contra la Violencia sobre la Mujer en Castilla-La Mancha explican que los datos comparativos de las denuncias del primer semestre de 2020, con un total de .2558, a los del primer semestre de este año, 2.897, muestran un incremento de un 13% respecto al año de la pandemia. En 2019, sin embargo, un año de prepandemia, hubo un total de 6.051 denuncias.

También ha caído el número de órdenes de protección, aunque levemente. En 2011 hubo 1.778, mientras que en 2020 fueron 1.578. La tendencia se mantendrá en 2021, según señalan los datos preliminares del primer semestre, con 706 órdenes de este tipo. Lo que sí ha crecido exponencialmente son las pulseras Cometa. Son dispositivos telemáticos de control de movimiento de agresores con órdenes de alejamiento. Mientras en 2011 sólo había 29, este año ya hay 132, en un crecimiento que desde la Unidad califican de “exponencial”.

Según el Ministerio de Interior, el total de mujeres víctimas de violencia machista en la región, a fecha 30 de octubre, llega a las 28.254, que son atendidas por el Sistema Integral de Seguimiento VioGén. Estas son las mujeres que han denunciado casos de violencia, que llegan a la cifra de 31.378. Sin embargo, de ellos están activos sólo 3.823, con diferentes casos de riesgo. El resto están inactivos, pero “listos para activarse inmediatamente en el momento preciso”. En la región se contabilizan cuatro menores asesinados por violencia de género: dos en 2013 y dos en 2017. A fecha 31 de octubre de 2021, hay 376 casos de menores en situación de vulnerabilidad y 24 casos con menores en situación de riesgo por violencia machista.

síguenos en Telegram

Descubre nuestras apps

stats