Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.

El número dos de Vox en la Comunitat Valenciana: “La violencia de género no existe, la violencia machista no existe”

El portavoz adjunto de Vox en las Cortes Valencianas José María Llanos.

Laura Martínez

84

“La violencia de género no existe, la violencia machista no existe”. Son palabras del diputado de Vox por Valencia y posible presidente de las Corts Valencianes José María Llanos. Portavoz adjunto en la pasada legislatura y presidente provincial hasta el pasado febrero, el doctor en derecho y ciencias políticas insiste en la negación de la violencia contra las mujeres como un hecho estructural. En declaraciones a Televisión Española este viernes, durante la recogida de su acta como parlamentario, ha insistido: “Vamos a acabar con esos tests de género que están obligando a realizar a los funcionarios y a los trabajadores en algunas empresas”.

Vox suscribió el jueves con el PP un acuerdo de Gobierno en la Comunitat Valenciana con 50 puntos en los que no se hace mención a la violencia de género ni a la violencia machista. Respecto a la violencia contra las mujeres, solo se recoge un apartado, que la engloba en la “violencia intrafamiliar”. El documento habla de promover “políticas que perseguirán erradicar la violencia intrafamiliar, en especial la que sufren mujeres y niños, garantizando la igualdad entre todas las víctimas”. El pacto del PP y Vox para que Carlos Mazón gobierne la Generalitat Valenciana implica que el partido de extrema derecha, cuyo cabeza de lista al Congreso está condenado por violencia psicológica contra su exmujer, tenga la presidencia del Parlamento autonómico.

Pasadas un par de horas de la emisión de sus declaraciones, Llanos ha enmendado su comentario en un mensaje en Twitter. “Me gustaría rectificar y condenar todo tipo de violencia contra la mujer, incluida la machista, lo que niego es la existencia de la violencia de género”, ha escrito. El diputado de Vox está en las quinielas para presidir el Parlamento o tener responsabilidades en la cartera de Justicia, que le corresponde a la formación de ultraderecha según el acuerdo suscrito. A falta de conocer el organigrama en detalle, teniendo en cuenta la composición actual del Ejecutivo, Justicia tendría las competencias de protección a las víctimas de violencia machista.

Feijóo, obligado a intervenir

Ante la polémica, la dirección nacional del PP ha salido en cascada a afirmar su compromiso contra la violencia machista y desacreditar los comentarios del diputado valenciano de Vox. “La violencia de género existe y cada asesinato de una mujer nos conmociona como sociedad. Desde el PP no daremos ni un paso atrás en la lucha contra esta lacra. No vamos a renunciar a nuestros principios, cueste lo que nos cueste”, ha publicado Alberto Núñez Feijóo. Tras el líder del PP, dirigentes como Cuca Gamarra o Borja Sémper han insistido en esta cuestión, corrigiendo a su socio de gobierno en la Comunitat Valenciana. El futuro presidente de la Generalitat, Carlos Mazón ha enviado un comunicado en la misma línea.

La ministra de Igualdad y dirigente de Podemos, Irene Montero, ha afeado a Feijóo que pongan “la alfombra roja” a los partidos de ultraderecha que niegan la violencia machista, mientras que Yolanda Díaz ha insistido en que “pactar con quienes niegan la violencia de género es dar un enorme paso atrás”. En el PSOE, tras oír las declaraciones, han denunciado la “ola reaccionaria y ultraconservadora” que alcanzará este sábado a 187 municipios de toda España en los que los gobiernos locales recaerán en pactos del PP con la ultraderecha. “Será un sábado negro para la democracia en España porque en 187 ciudades y pueblos serán las políticas ultraconservadoras del Partido Popular más ultraconservador de Europa junto la con la extrema derecha quienes tengan una incidencia directa en la vida de los ciudadanos”, señaló el secretario de Política Municipal del PSOE, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, en una comparecencia de prensa en la sede de Ferraz.

El Gobierno valenciano en funciones: “El negacionismo es inadmisible”

En su último pleno, celebrado este viernes, el Gobierno valenciano que preside Ximo Puig ha tachado de “inadmisible” el “negacionismo” de la violencia machista. El pleno del Consell ha emitido una declaración institucional en el que subraya su compromiso en la lucha contra la violencia contra las mujeres, que ha leído la vicepresidenta y consellera de Igualdad en funciones, Aitana Mas.

El texto censura que “en los últimos días se han cruzado líneas rojas en la consideración y la respuesta al principal problema que tiene la sociedad valenciana: la violencia machista”, entre las que cita: “La negociación de un Gobierno valenciano dirigida por una persona que ha sido condenada por maltrato a una mujer y continúa negando la existencia de la violencia machista”, la “publicación de un acuerdo de gobierno que silencia el fenómeno discriminatorio de la violencia machista” y la firma de “un acuerdo oficial que habla de ”Violencia intrafamiliar“. Que se centra, literalmente, en ”la igualdad entre todas las víctimas“.

“El Consell quiere enviar un mensaje a la ciudadanía valenciana. En especial, a todas las mujeres. Y muy especialmente, a las mujeres que sufren violencia –física o psíquica– por parte de un hombre. A las que ya son atendidas en la red de oficinas de atención a las víctimas, y a aquellas que tienen que dar el paso y no resignarse. La Comunidad Valenciana no puede convertirse en una tierra franca para el machismo. La Comunidad Valenciana tiene que seguir siendo una tierra de derechos, respeto e igualdad”, sentencia el texto.

Etiquetas
stats