La portada de mañana
Acceder
La estrategia de Ayuso con la pandemia, un problema para Madrid y para Casado
El Gobierno mejora su oferta para la prórroga de los ERTE
OPINIÓN | De Madrid al delirio, por Antón Losada

Unas Urgencias con más tiempo de espera, falta de personal y estrés entre la plantilla

Este era el estado del acceso a las Urgencias este martes a las 17:00 horas.

Esperas antes de la valoración del enfermo que se han alargado hasta “una hora”, según ha denunciado ELA, pacientes esperando en los pasillos, falta de personal entre la plantilla y otros problemas de organización. Este es el panorama de las nuevas Urgencias del Complejo Hospitalario de Navarra que han pintado sindicatos como ELA y LAB. Otros, como SATSE o SAE, coindicen en que los trabajadores están saturados. Una situación, en conjunto, difícil para un proyecto ambicioso que este miércoles cumple su primera semana en activo y que vive una situación de agobio constante. Y alguno de los sindicatos recuerde que esta es una de las áreas que deben pasar la formación sobre el ébola y estar alerta ante un posible caso sospechoso.

ELA y LAB denuncian el “caos” de las nuevas Urgencias

Basta acudir al edificio para darse cuenta de estos problemas, con pacientes y familiares esperando de pie en los pasillos y las salas de espera llenas. Este problema en el estreno de las Urgencias generará debate sobre si, como en su día auguró la consejera de Salud, Marta Vera, se debe a la necesidad del personal de adaptarse al nuevo recinto (entre los sanitarios hay mucha rotación y, por tanto, de forma constante llegan nuevos turnos que aún no conocen bien el edificio) y a un sistema que unifica las Urgencias del Hospital de Navarra y el Virgen del Camino, o bien se trata de algo que exige responsabilidades entre la Administración, a quien los sindicatos acusan de no haber habilitado los refuerzos necesarios, de no preparar con tiempo a la plantilla y, en definitiva, de haber acelerado demasiado en el estreno de este nuevo servicio. Estos son algunos de los fallos ya detectados.

Saturación en el triaje

Para el Sindicato de Enfermería, SATSE, se trata de uno de los problemas más graves. Cuando un paciente acude a Urgencias, pasa por administración y, después, acude al triaje, donde se valora su gravedad. ELA ya denunció este lunes que esta espera antes era de 5 a 10 minutos, mientras que ahora ha habido ocasiones en los que se ha extendido “una hora”. De ahí que en los pasillos del recinto (que deberían estar ‘limpios’), pueda verse a gente de pie, puesto que de este punto pasan a la sala de espera más grande o a los boxes.

Sala de espera llena

Otra de las consecuencias de la espera en el triaje es el estado de la sala de espera. Todos los sindicatos consultados coinciden en destacar su “saturación”. Desde el sindicato LAB subrayan que esta situación ya se veía este lunes desde las 10:00 horas, y aseguran que ha habido ambulancias “haciendo cola”. La central también apuntó que el tiempo de espera desde los ingresos desde la Urgencia hasta la hospitalización también ha aumentado.

Falta de personal

Agobio, estrés, sensación de impotencia ante “la imposibilidad de hacer bien su trabajo”… estas son algunas de las descripciones que los sindicatos hacen del día a día de esta semana en Urgencias. Desde el principio, centrales como el Sindicato de Técnicos de Enfermería (SAE) ya advirtieron de que era necesaria una mayor dotación de personal, y ELA censuró que, por ejemplo, este lunes, la jornada históricamente de mayor afluencia a Urgencias, únicamente hubiera para tres boxes con diez camas cada uno una enfermera y dos auxiliares. Para la apertura de las Urgencias, el Gobierno Foral anunció un refuerzo de 30 personas: desde los sindicatos se pregunta dónde están ahora.

Problemas de cobertura en el túnel

Otro de los problemas denunciados es la falta de celadores. Este colectivo ha lamentado, además, los problemas de comunicación que hay en el largo túnel del sótano que conecta el nuevo edificio de Urgencias con el hospital Virgen del Camino. No hay cobertura ni botones de emergencia, por lo que lamentan que no puedan conectar con el resto del personal en caso de producirse una emergencia durante el traslado. Esta es una de las diversas deficiencias que, como un goteo, recogen los sindicatos del Complejo Hospitalario de Navarra del propio personal sanitario; ahora esperan que se convoque una Mesa Sectorial de Salud para poder trasladarlas a la Administración y que las solvente, antes de que la lista siga aumentando.

Etiquetas
Publicado el
14 de octubre de 2014 - 19:38 h

Descubre nuestras apps

stats