Sánchez anuncia el uso obligatorio de las mascarillas en el transporte público

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

Pedro Sánchez ha anunciado que el uso de mascarillas en el transporte público será obligatorio a partir del 4 de mayo. El Gobierno prevé incrementar su distribución con seis millones en los principales núcleos de transporte público a partir del 4 de mayo; otros cuatro millones que distribuirá la FEMP; y millón y medio de las que se encargarán Cruz Roja, Cáritas y el Comité de Personas con Discapacidad (CERMI). "En esta desescalada será aún más importante el control y la responsabilidad social y personal. "En la desescalada la clave no será una sola decisión personal. La clave serán decenas miles de decisiones en el hogar, el transporte, el trabajo o el ocio", ha explicado el presidente.

Los nacionalistas vascos y catalanes se alejan del Gobierno y amenazan con dejar el decreto de alarma en manos del PP

Los nacionalistas vascos y catalanes se alejan del Gobierno y amenazan con dejar el decreto de alarma en manos del PP

Además, ha anunciado que pondrá en marcha un "fondo especial para la reconstrucción social" que supondrá una inyección de 16.000 millones para distribuir entre las comunidades autónomas. Las condiciones se las explicará a los presidentes regionales en la octava videoconferencia que celebrarán este domingo. "Será este fondo un fondo no reembolsable para que ninguna de las comunidades autónomas se quede atrás. El Gobierno tiene la determinación firme de gobernar para todos y escuchar a todos", ha dicho Sánchez ante las críticas que recibe desde las comunidades y también de los grupos parlamentarios, que le acusan de actuar con unilateralidad.

En contestación a los medios de comunicación, Sánchez ha explicado que 10.000 de esos 16.000 millones se destinarán a cubrir el "impacto sanitario", que es donde las administraciones están "volcando" la capacidad financiera; 1.000 millones serán para gasto social y 5.000 millones a responder a la situación como conscuencia de la paralización del parón de la actividad económico. "Es un esfuerzo extraordinario de solidaridad interterritorial, un fondo no reembolsable que no solo se va a plantear en función de la incidencia de la COVID-19", ha dicho Sánchez, que ha explicado que serán fondos a parte de lo que las comunidades van a recibir fruto de la financiación autonómica, que ha cuantificado en un 7,3% más respecto al ejercicio anterior.

El presidente ha dado por hecho que el estado de alarma se mantendrá hasta que se inicie la "nueva normalidad" dado que es el instrumento jurídico para poder mantener las restricciones de movilidad, a pesar de que comunidades y grupos políticos cada vez se muestran más lejos de esa decisión dado que reclaman que sean los gobiernos regionales los que piloten la desescalada. "Sabemos que el estado de alarma ha funcionado", ha afirmado Sánchez, que ha recordado que sigue "siendo necesario" por lo que ha confirmado que el Consejo de Ministros solicitará el martes una nueva autorización de prórroga -hasta el 25 de mayo- al Congreso de los Diputados que se debatirá el miércoles.

El Gobierno se ha alejado de sus socios en las últimas semanas. Los aliados parlamentarios de Sánchez le reprochan la falta de información e incluso amenazan con no apoyar esa prórroga. "No hay plan B", ha asegurado Sánchez, que ha defendido que habla periódicamente con los líderes políticos. El presidente ha insistido en que no quiere entrar en el cruce de reproches con partidos e instituciones.

De hecho, ha evitado hacer una valoración sobre el acto de clausura del hospital de campaña de Ifema que la Delegación del Gobierno en Madrid ha pedido investigar al entender que se pudo vulnerar el real decreto del estado de alarma porque no se mantuvo la distancia física requerida. "El Gobierno no va a polemizar con ninguna administración. Me reservo el comentario de las imágenes que vimos ayer", ha asegurado a preguntas de los periodistas.

"Cuestión diferente", ha señalado, es que "desde el punto de vista administrativo" la Delegación del Gobierno haya solicitado la apertura de una investigación. "Lo que los ciudadanos quieren ver es a los políticos trabajando hombro con hombro. Es lo que he mantenido y voy a seguir manteniendo", ha añadido.

Sánchez ha comparecido en Moncloa este sábado al mediodía coincidiendo con la primera jornada en la que se han permitido los paseos y la actividad física individual en el exterior. Sánchez ha recordado que a partir del 4 de mayo se inicia la Fase 0 del camino hacia la nueva normalidad, que se suma a los "alivio" que ya se han puesto en marcha, como las salidas de los niños y ahora de los adultos repartidos por franjas horarias.

El presidente ha aprovechado su comparecencia para recordar cuáles serán las condiciones de la fase en la que España entra a partir del lunes -a excepción de algunas islas en Baleares y Canarias, donde se pasará directamente a la fase 1, que tiene menos restricciones-. Para el conjunto del país, Sánchez ha explicado que, a partir de ahora, se podrá recoger comida en restaurantes o acudir a establecimientos como las peluquerías siempre y cuando exista cita previa, entre otras medidas.

Etiquetas
Publicado el
2 de mayo de 2020 - 14:34 h

Descubre nuestras apps

stats