La portada de mañana
Acceder
España encara la recta final de la pandemia sin estado de alarma
Ayuso, un liderazgo construido sobre un enemigo exterior llamado Sánchez
Opinión - Y la felicidad llegó a España (que es Madrid), por Rosa María Artal

Vox exhibe su poder y consigue ser determinante para la derecha en seis capitales de provincia

Santiago Abascal, Fernández, Ortega Smith y Espinosa de los Monteros llegan al Supremo en la primera jornada de juicio por el 1-O

Vox ha sido determinante para sostener gobiernos de derechas en seis capitales de provincias, entre ellas, Madrid. A primera hora de este sábado la formación de extrema derecha anunciaba que habían llegado a un pacto con PP y Ciudadanos "para impedir ayuntamientos de izquierdas en municipios de toda España". Conforme avanzaban las horas este acuerdo se hacía patente en la capital de España, en Zaragoza, Granada, Palencia, Teruel y Badajoz.

Vox anuncia un acuerdo con el PP que incluye su entrada en los gobiernos municipales

Vox anuncia un acuerdo con el PP que incluye su entrada en los gobiernos municipales

A pesar de que este viernes, el portavoz del grupo parlamentario de Vox, Iván Espinosa de los Monteros, aseguraba que la sorpresa se podría producir en la capital aragonesa, finalmente el sobresalto ha sucedido en Burgos y no ha sido provocado por la dirección nacional.

En esta ciudad castellanoleonesa los dos concejales del partido de extrema derecha no han dado sus apoyos al candidato de Ciudadanos, contribuyendo de esta manera a que el PSOE lograse el Consistorio, asegurando que esta institución se había convertido en una "mera mercancía" en la negociación para gobernar Castilla y León.

Hasta última hora de la noche del viernes, en Palencia estaban abocados a esta misma situación, su compañera de partido Sonia Lalanda había tomado la misma decisión que sus compañeros horas antes y según confirmó a eldiario.es, había sido respaldada por el presidente de su partido, Santiago Abascal. Sin embargo, una negociación nocturna entre PP y Vox cambió las cosas. Finalmente, durante la mañana de este sábado, el partido indicó a sus ediles que debían apoyar a los candidatos de Ciudadanos y así sucedió en esta ciudad. 

Vox ha anunciado que estos pactos han sido ratificados entre su secretario general, Javier Ortega Smith, y el de los populares, Teodoro García Egea, y que han contado con el "acuerdo de Ciudadanos". Asimismo, según esta formación, obtendrán "concejalías de gobierno en proporción a sus resultados en cada localidad". En Madrid, donde sí que han hecho público el documento programático ratificado, fuentes del PP han asegurado a esta redacción que estos cargos se refieren a "concejalías delegadas", sin especificar en qué consisten.

En Madrid, el partido de Santiago Abascal ha sido determinantes para desbancar a Manuela Carmena de la alcaldía. A pesar de que Ciudadanos no ha ratificado el acuerdo por escrito, Ortega Smith ha conseguido el compromiso del recién nombrado alcalde de la ciudad, José Luis Martínez Almeida, para desarrollar medidas contra la "violencia intrafamiliar", introduciendo de esta forma el discurso populista en sus ejes programáticos e invisibilizando la violencia de género.

Desde que se celebraron las elecciones municipales, el partido de extrema derecha ha insistido en que no apoyarían gobiernos "de quien no se siente a dialogar con Vox", una amenaza directa a Ciudadanos que ha evitado compartir posado con los miembros de este partido. Finalmente en Madrid Begoña Villacís, vicealcaldesa del Ayuntamiento de la capital, ha conseguido esquivar esa imagen.

Sin acuerdo en Las Rozas ni en Pozuelo

La alcaldía de Majadahonda, otro Ayuntamiento de la Comunidad de Madrid, previsiblemente les concederá puestos en el Gobierno municipal a cambio de su apoyo al candidato municipal. Llama la atención que en dos grandes ciudades del norte de la región, como Las Rozas y Pozuelo de Alarcón, este pacto a tres no ha prosperado.

En Aragón, la extrema derecha ha propiciado dos ejecutivos en dos de las tres capitales de provincia. Finalmente, las tres fuerzas de derechas han llegado a un acuerdo en Zaragoza, el candidato popular ha sido investido como alcalde y Vox se conforma con dos concejalías de distrito.  Por su parte, en Teruel se ha repetido la misma fórmula, a cambio los de Abascal no asumirán delegaciones pero sí entrarán a formar parte de la Junta de Gobierno.

El tripartito también ha aparecido en Extremadura, aunque con menos fuerza que en Aragón. En esta comunidad autónoma sólo han condicionado el Ayuntamiento de Badajoz. Su candidato, Alejandro Vélez, no es un novato de la política municipal, anteriormente se había presentado con el partido ultraderechista Democracia Nacional en listas a comicios en esta misma ciudad, en Almendralejo y en Talayuela.

Finalmente, en su comunidad fetiche, en Andalucía, la primera en la que obtuvieron representación, han influido en Granada. Sin embargo, en Córdoba han optado por la abstención y la investidura ha sido para los populares. El acuerdo a tres bandas ha sido positivo también en Almería, aunque en este caso el apoyo de Vox no ha decantado la alcaldía porque el PP solo necesitaba un escaño para obtener la mayoría absoluta y Ciudadanos tenía dos. En la provincia, este partido ha conseguido entrar en el Gobierno en dos ciudades, Roquetas de Mar y El Ejido, uno de los municipios que ha otorgado en los comicios de estos dos últimos años más apoyo a este partido de extrema derecha. 

Etiquetas
Publicado el
15 de junio de 2019 - 21:52 h

Descubre nuestras apps

stats