eldiario.es

Menú

La Generalitat tendrá que volver al sistema de líneas en castellano y valenciano

La Conselleria de Educación tendrá que volver al sistema de 2012 aunque no comparte  el contenido de la sentencia del TSJ y recuerda que sólo afecta a los alumnos de primer curso de infantil

- PUBLICIDAD -
Vicent Marzà, en su despacho de la Conselleria de Educación.

Vicent Marzà, en su despacho de la Conselleria de Educación. Jesús Císcar.

Los centros educativos que abogaron por el modelo plurilingüe tendrán que seguir aplicando el sistema de líneas en valenciano y castellano. En la sentencia del Tribunal Superior de Justicia Valenciano (TSJCV) que anula parcialmente el decreto de plurilingüismo, la medida estrella del conseller Vicent Marzà, el juez insta al departamento de Educación a volver al modelo anterior. Cada centro seguirá con el modelo previo al que afecta la resolución judicial, según ha indicado la conselleria. ese modelo está basado en los que se conoce como líneas de enseñanza, bien en valenciano, bien en castellano o de incorporación progresiva.

El argumento de la sala para esta recomendación es que " no basta con dejar de desarrollar la norma suspendida, como se pretende por el letrado de la Generalitat, es necesario retrotraer sus efectos al momento del inicio de ese desarrollo normativo". Es decir, que el plan B del Consell no parece suficiente para el tribunal.

El TSJ indica que se trata de " impedir un vacío legal, vacío que queda colmado por la legalidad anterior, la cual ha sido contemplada como vigente".

Evidentemente, desde el departamento de Vicent Marzà aseguran que cumplirán la resolución aunque no compartan su contenido. La administración recalca que "el objetivo de la Generalitat es garantizar y hacer efectivo el plurilingüismo a todo el alumnado valenciano". "Lo importante es que los niños y niñas aprendan lenguas y esto se llevará a cabo desde la Generalitat, sin duda, con los instrumentos que haga falta", aseveran.

La Conselleria de Educación tiene un plazo de cinco días para recurrir de nuevo los argumentos del tribunal. 

"Preocupación" y "ataques al valenciano"

En el Consell todavía no han tenido tiempo de leer el auto, publicado a mediodía del jueves, aunque la vicepresidenta, Mónica Oltra, asegura que le preocupa que los tribunales paralicen las leyes.

"A nosotros las valoraciones nos gusta hacerlas con conocimiento de causa. Cuando llegue la sentencia se estudiará por parte de la Abogacía de la Generalitat y haremos las valoraciones políticas y jurídicas al respecto", ha puntualizado.

Por otro lado, el portavoz parlamentario de Compromís, Fran Ferri, considera el argumento del tribunal como un "ataque" al valenciano y basado en "un posicionamiento político e ideológico".

Ferri ha expresado el desacuerdo de la coalición con esta resolución. "Evidentemente, no podemos compartir unas posturas que en su argumentación atacan el valenciano y la autonomía de los valencianos con un posicionamiento político totalmente ideologizado", ha manifestado.

Escola Valenciana reivindica el decreto

La entidad cívica Escola Valenciana no ha tardado en reaccionar a la suspensión. Sus representantes consideran que el decreto "rompe con la discriminación porque favorece el aprendizaje de lenguas en condiciones de igualdad en todos los centros". 

Escola Valenciana recuerda que el ministerio de Educación aceptó que el decreto cumplía con el marco jurídico y era respetuoso con la diversidad del País Valenciano. Además, el decreto ha pasado internamente todos los informes correspondientes, incluido el Consell Jurídic Consultiu y ha sido valorado por el Institut Interuniversitari de Filologia Valenciana, las unidades de educación multilingüe de la Universitat de València, de la Universitat Jaume I de Castelló y de la Universitat d’Alacant,  el STEPV y la asociación de directores de primaria e infantil valencianos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha