Francisco de la Torre, un técnico liberal y reformista cuyas ideas dejaron de importar en Ciudadanos

Francisco de la Torre

Francisco de la Torre ha anunciado este jueves su abandono de la cúpula de Ciudadanos, agudizando así la crisis en la formación de Albert Rivera. De la Torre, inspector de Hacienda en excedencia, ha sido definido como liberal y reformista en el sentido "acostista" (de Joaquín Costa). En 2015 abandonó la Agencia Tributaria para unirse a Ciudadanos, en un momento en que el partido estaba en plena captación de talento.

Francisco de la Torre se suma a las dimisiones en la cúpula de Ciudadanos y agudiza la crisis en la formación de Rivera

Francisco de la Torre se suma a las dimisiones en la cúpula de Ciudadanos y agudiza la crisis en la formación de Rivera

Cuando dio el salto a la política, De la Torre no era un desconocido, ya había sido secretario general y portavoz de la asociación de Inspectores de Hacienda del Estado (IHE) entre 2008 y 2012 y había escrito artículos y tribunas sobre temas fiscales en los medios de comunicación. En 2014 publicó ‘¿Hacienda somos todos?’ (Debate).

Tanto en sus tribunas y entrevistas como en este libro, De la Torre defendió ideas que más tarde chocarían con la doctrina fiscal de su propio partido. Así, el portavoz de Presupuestos de la formación naranja abogaba por una reforma de los impuestos de Sucesiones y Patrimonio para que cumplieran sus fines y gravaran básicamente a las rentas más altas pero en ningún caso su eliminación.

Como la mayoría de los economistas y hacendistas, tampoco consideraba "una crítica seria" sino una "postura ideológica" que se hablara de una supuesta doble imposición en el cobro del tributo que se paga por los bienes heredados (Sucesiones) o por el hecho de atesorar riqueza cuando se eleva por encima de una determinada cantidad (Patrimonio). "El sistema fiscal está lleno de dobles, incluso de triples imposiciones", alegaba en 2011, poniendo como ejemplo los carburantes que abonan impuestos especiales y a continuación el IVA grava con un 18% el coste del producto cuando es adquirido, incluido el impuesto especial.

Estas declaraciones entran en abierta contradicción con la versión de la "doble imposición" del que Albert Rivera llama "impuesto de la muerte".

De la Torre también fue muy activo como inspector de Hacienda en ejercicio en la denuncia de los privilegios fiscales de las sociedades de inversión colectiva (SICAV), "A mí me parece legítimo que el dueño de una sociedad haga lo que quiera con ella; pero en ese caso, debería pagar los impuestos normales y no un tipo privilegiado del 1%", explicaba en una tribuna en eldiario.es.

Fuera del programa de Cs

Ciudadanos introdujo en su programa electoral de 2016 que debían aumentar los controles para evitar que este tipo de vehículos de inversión sean usados de manera espuria por unos pocos inversores (supuestamente debe haber cien, pero en la mayoría de los casos son "hombres de paja" o "mariachis") para eludir el pago completo del impuesto de Sociedades. Una demanda que desapareció en el programa electoral de 2018.

Hace meses que el diputado no disimulaba su incomodidad dentro de la formación de Rivera. En las pasadas elecciones de 2016 De la Torre fue como número dos de la lista por Madrid que encabezaba el líder. La dirección del partido decidió que ocupara entonces la presidencia de la Comisión de Presupuestos del Congreso, una de las tres que les concedió el anterior Gobierno de Mariano Rajoy, siendo también el portavoz de Hacienda.

Tras la dimisión de Toni Roldán como secretario de Programas y de Acción Sectorial, De la Torre anunció que entraba en "un periodo de reflexión" que culminaba este jueves con su decisión de abandonar todos sus cargos. En septiembre dejará también su escaño.

Etiquetas
Publicado el
25 de julio de 2019 - 21:13 h

Descubre nuestras apps

stats