Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia Europa Press

Esta información es un teletipo de la Agencia Europa Press y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

C's Andalucía exige la aceptación de un decálogo anticorrupción para sentarse a negociar

Ciudadanos tiene autonomía respecto a Rivera para tomar decisiones y su delegación la compondrán dos andaluces

Un decálogo de medidas anticorupción, premisa de Ciudadanos para sentarse a negociar y poder llegar a "acuerdos puntuales" de gobierno en Andalucía. Es la condición sine qua non lanzada por Ciudadanos para empezar a conversar con la lista más votada en las elecciones autonómicas, el PSOE-A, expuesta este lunes por Juan Marín, que ha asegurado que ni a nivel regional ni estatal se ha mantenido contacto alguno con ninguna formación política de cara a la composición del Parlamento, de la Junta o de la investidura de Susana Díaz como presidenta andaluza.

Todos los partidos dan por sentado que no habrá investidura a la primera

Todos los partidos dan por sentado que no habrá investidura a la primera

Más allá de aquella "toma de contacto" con la mandataria en funciones, el líder de Ciudadanos en Andalucía ha señalado en rueda de prensa que está "a la espera de respuesta" por parte de Díaz después de haberle hecho llegar este fin de semana una carta y un documento con diez puntos con el posicionamiento anticorrupción propuesto por su formación, no creado ex profeso sino el mismo que se planteó en 2010 para la composición del Parlament de Cataluña, según el vicesecretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, que ha acompañado a Marín en la comparecencia pública. Manuel Buzón (coordinador territorial de la formación en Andalucía) y Julio Díaz (diputado por Huelva) serán las otras dos personas que compondrán la mesa de las hipotéticas negociaciones.

Hipotéticas, como han insistido los representantes de C's, para empezar a hablar. "De ser aceptadas esas diez claves, daremos el siguiente paso", ha dicho Marín. Ciudadanos insiste en que no aspiran a gobernar en ningún caso sino que se trataría de alcanzar "acuerdos puntuales" durante la legislatura. Una de esas claves, o una de las que se incluyen, es la retirada por parte del PSOE de las actas de congresista y senador de Manuel Chaves y José Antonio Griñán.

"Si no hay ningún gesto hacia lo que estamos defendiendo y si usted no está dispuesto a limpiar de corrupción política su partido, de qué vamos a hablar", ha insistido Marín. Ciudadanos considera que los expresidentes están ya imputados, según han comentado durante la rueda de prensa, que ha situado en el tejado de Susana Díaz la decisión de que no sigan ostentando cargos públicos, así como la responsabilidad de que, si no se consigue conformar el nuevo Parlamento, haya que convocar de nuevo unas elecciones.

Mensaje para el PSOE-A: "Vamos a dejar de predicar y vamos a empezar a aplicar medidas reales contra la corrupción política"

Respecto a la sesión de investidura, que tiene como primera entrega el 16 de abril, Marín ha señalado que "la responsabilidad o ese cambio de opinión al que se apela por parte de los representantes del PSOE-A" no puede recaer "en ningún caso" en una de las formaciones políticas de las tres posibles llaves que tendría para ser nombrada presidenta Susana Díaz. El nuevo arco parlamentario con cinco partidos, tras los resultados electorales, no permite "la aritmética necesaria para que, a día de hoy, Susana Díaz sea investida presidenta", ha asegurado, "porque Ciudadanos va a votar en contra".

"Que pueda haber abstenciones o no presencia de algún partido en una segunda sesión se me antoja bastante complicado si no existen unas conversaciones que lleven a buen puerto". Marín ha expuesto los argumentos que su partido llevó a las elecciones, por lo que ha insistido en que "no podemos romper la confianza de casi 400.000 votantes" que les dieron su apoyo el 22 de marzo. "Vamos a dejar de predicar y vamos a empezar a aplicar medidas reales contra la corrupción política", se ha referido en alusión a tener que "apartar a determinadas personas que están en cargos de responsabilidad pública con nombres y apellidos".

El posicionamiento no ha cambiado "porque no ha habido ningún gesto", pero se ha mostrado "abierto al diálogo", siempre en clave andaluza, porque "Andalucía no va a ser moneda de cambio de lo que se pueda pactar en otros municipios o en otras autonomías", ha añadido Villegas, que ha comentado que no se entrará "en el juego de cambiar o negociar sillas". "La lista más votada es la que está legitimada para tomar la iniciativa para llegar a acuerdos; en todo caso, eso lo ha dicho el PP". A la pregunta de si han observado últimamente un acercamiento del PP con Ciudadanos a nivel nacional, Marín ha dicho que "el PP se ha dado cuenta de que la estrategia que ha llevado en Andalucía le ha restado en vez de sumar", y que C's no tiene enemigos políticos sino que su enemiga es la corrupción.

En cuanto a la futura composición del Parlamento andaluz, Marín ha apostado por "respetar" el sentido del voto de los andaluces; esto es, que la presidencia la ostente la lista más votada, el PSOE-A, y que en el resto de la Mesa se refleje "la proporcionalidad". "Es lo más democrático y leal", ha añadido. Si se acepta la propuesta, se aprueban las medidas, etc., etc., el 'no' a la investidura de Díaz "inamovible no es", ha añadido Marín, "una situación que difícilmente se va a producir porque, de momento, no se han dado muestras de ello", ha puntualizado.

Etiquetas
Publicado el
6 de abril de 2015 - 11:55 h

Descubre nuestras apps