La portada de mañana
Acceder
Las comunidades urgen toques de queda más estrictos y confinamientos
La primera flecha que apunta a Cifuentes en el juicio del máster
Opinión - Tocar el tambor, por Esther Palomera

El FROB defiende la "no injerencia" en CaixaBank y reconoce la capacidad "limitada" de recuperar todas las ayudas de Bankia

El presidente del Frob, Jaime Ponce, en el Congreso

El fondo de rescate bancario, FROB, aprobó la pasada semana la operación por la que Bankia será absorbida por CaixaBank, creando el mayor banco español. A través de este organismo, el Estado tendrá el 16% de la entidad y contará con una representante en el consejo de administración del banco. Sin embargo, Jaime Ponce, presidente del FROB, ha avanzado este martes en el Congreso de los Diputados que apostará por una política de "no injerencia" en la gestión del banco, al igual que ha hecho en Bankia durante estos años. "Tenemos una voluntad manifiesta de no injerencia que se mantiene, esta posición no se altera", ha señalado.

Ponce ha remarcado la argumentación del FROB sobre esta operación, defendiendo que mejora el valor de la participación del Estado en el banco y facilitará las ventas de acciones en el futuro. "No estamos aquí para quedarnos sino para desinvertir y aumentar la recuperación de las ayudas", ha asegurado Ponce al respecto de la estrategia del organismo, que ha defendido que no cambia. "Nuestros asesores dicen que favorece las futuras desinversiones", ha señalado.

En concreto, Ponce ha defendido que al contar con un paquete menor respecto a lo que tenía en Bankia, se facilitaría la venta de paquetes cuando se abran "ventanas" que hagan factible una desinversión, aunque ha reconocido que a día de hoy no existe esa oportunidad. Entre las distintas alternativas para vender sus títulos en CaixaBank, el presidente del FROB ha abierto la puerta a que si se llega a un valor interesante, se puedan realizar ventas diarias de pequeños paquetes de acciones, algo que en Bankia no se podía realizar.

El FROB tiene valorado en sus cuentas la participación en BFA-Bankia en 9.500 millones de euros, a precios de mercado, esta valoración cae a unos 3.600 millones de euros, según ha apuntado el propio Ponce. Este hecho, muy lejano a los 24.000 millones de euros que recibió de ayudas la entidad y BMN, que fue absorbida en 2017, hace que el presidente del FROB haya reconocido que "nuestra capacidad de recuperar las ayudas es “limitada o escasa”, el adjetivo lo ponen ustedes", ha apuntado.

"Como vendedor de Bankia, no quiero vender a ese valor", ha asegurado Ponce, quien ha defendido que "nos vamos a seguir dejando la vida" en mejorar la recuperación de las ayudas. "La operación es una palanca, pero no voy a vender en el corto plazo, mis expectativas como vendedor no pueden tener límite", ha zanjado.

Ponce ha señalado que en el proceso para aceptar la operación de fusión de Bankia con CaixaBank se ha basado en los informes de sus propios analistas y de sus asesores externos, donde ha participado el banco de inversión Nomura. El informe de este análisis independiente, ha señalado Ponce, incluía el estudio de las posibles alternativas para Bankia en un futuro que contemplaba distintas posibilidades: absorber un banco más pequeño, ser absorbido por uno mayor, o una operación con un banco extranjero. "Cualitativamente, del análisis se concluye que [CaixaBank] es la opción preferible", ha apuntado.

"Estos análisis afianzan de manera efectiva que la generación no solo genera valor sino que sobresale sobre otras alternativas", ha argumentado Ponce. En anteriores desinversiones del FROB se acudieron a subastas de las antiguas cajas, algo que no se ha producido en esta ocasión.

Etiquetas
Publicado el
27 de octubre de 2020 - 13:36 h

Descubre nuestras apps

stats