La justicia archiva la denuncia contra el cardenal Cañizares por sus declaraciones sobre el "imperio gay"

Antonio Cañizares propone vender el patrimonio de la Iglesia para atender a los pobres

La Audiencia Provincial de Valencia vuelve a archivar la causa contra el cardenal Antonio Cañizares por sus manifestaciones sobre los inmigrantes y refugiados, "el imperio gay" y el feminismo. Los magistrados consideran, en un auto emitido este lunes al que ha tenido acceso eldiario.es, que sus declaraciones están amparadas por la libertad de expresión, después de que la Red Española de Inmigración recurriese el archivo de la denuncia al considerar que algunas declaraciones podrían constituir un delito de odio.

La Red Española de Inmigración denuncia al cardenal Cañizares por "criminalizar" a los refugiados

La Red Española de Inmigración denuncia al cardenal Cañizares por "criminalizar" a los refugiados

Los denunciantes incluyeron en el recurso algunas de las polémicas declaraciones del cardenal, entre ellas su defensa del "bien precioso de la familia cristiana" ante lo que definió como una "escalada contra ella de dirigentes políticos, el 'imperio gay' y ciertas ideologías feministas".

"La frase no es más que un argumento de base empírica –sin especificar en qué datos se basa– formulada en defensa de la familia cristiana", apuntan los magistrados en el auto. Asimismo, los jueces consideran "obvio que el término 'imperio' que acompaña al grupo gay es un modo retórico de acentuar su poder de comunicación o de presión social, nada que escape al conocimiento de cualquier ciudadano".

En el auto, los jueces también argumentan por qué consideran que las declaraciones que hizo el cardenal sobre los refugiados no constituyen un delito de odio. Por ejemplo, sobre la pregunta que planteó ante la llegada de demandantes de asilo, "¿es todo trigo limpio o viene con mucha mezcla?". Los magistrados consideran que esta cuestión es "una expresión coloquial y familiar, no está contestada, pero lo más lógico es pensar que se refiere a los sujetos vinculados a la delincuencia terrorista coetánea, que afecta a una minoría y constituye un deseo de exclusión socialmente compartido".

"En definitiva unos interrogantes dirigidos a una sociedad madura que en modo alguno incitan al odio hacia los emigrantes o refugiados por motivos racistas o religiosos, sino que suponen una llamada a la prudencia de los poderes Públicos ante semejante reto, huyendo de la 'propaganda', como concretamente destaca el conferenciante", continúan los jueces.

El cardenal también alertó de que la llegada de estas personas es "realmente el caballo de Troya dentro de la sociedades europeas y, en concreto, la española". La Audiencia Provincial considera que con estas palabras el denunciado alude "a las dificultades de integración y a los problemas de convivencia que pueden generar las entradas masivas de personas sin trabajo, sin conocimiento del idioma nativo y con otras costumbres y religión distinta a la general del país receptor".

Finalmente la Audiencia Provincial de Valencia sentencia que "ninguna de las frases denunciadas, ni por si solas ni en su conjunto, es subsumible en alguna de las conductas penales reguladas en el delito objeto de imputación o cualquier otro del Código penal, constituyendo las mismas una simple manifestación de la libertad de expresión". Así ha archivado el recurso, siguiendo el mismo camino que tomó el juzgado de instrucción número 18 en junio con la denuncia presentada por la asociación.

La Red Española de Inmigración muestra su "preocupación y desacuerdo" con este auto, aseguran que se ha adoptado una "postura del todo defensiva de las frases y expresiones del denunciado calificándolas como 'usos coloquiales'". "Los magistrados han olvidado su papel de garantes de la neutralidad", continúan, " promoviendo en tiempo récord la resolución de un recurso que pone fin a todo procedimiento".

Etiquetas
Publicado el
13 de septiembre de 2016 - 20:54 h

Descubre nuestras apps

stats