eldiario.es

9

El Arqueológico de Granada prepara su reapertura ocho años después de su cierre

El museo aspira a abrir sus puertas para el primer trimestre de 2018 después de que el Ministerio de Cultura haya ejecutado su parte de las obras de remodelación

La dirección del centro y la Consejería de Cultura de la Junta avalan y confirman a eldiario.es/andalucia la reapertura de un centro al que solo le resta conocer el proyecto museográfico que albergará

Museo Arqueológico de Granada

Museo Arqueológico de Granada

Granada volverá a tener su Museo Arqueológico a pleno rendimiento a principios de 2018. Aunque en realidad el centro cultural ubicado en la Carrera del Darro a pocos metros del Paseo de los Tristes nunca ha cesado su trabajo, su apertura al público ha estado cerrada desde junio de 2010. En aquella fecha, las casas de Castril y de Latorre que contienen el museo, tuvieron que ser clausuradas tras detectarse unas anomalías en la estructura como consecuencia de las lluvias caídas meses antes. La titularidad del centro, que se reparten el Ministerio de Cultura y la Consejería del ramo en Andalucía, ha sido el gran problema que ha dilatado ocho años la reapertura.

Porque las desavenencias entre ambos entes públicos han derivado en problemas para poder ejecutar las obras que hacían falta para reabrir el Museo Arqueológico. No en vano, la obtención el pasado mes de febrero de la licencia de obras por parte del Ministerio de Cultura, consiguió desbloquear el último trámite que ahora encara su recta final según ha podido saber eldiario.es/andalucia. Fuentes de Subdelegación del Gobierno en Granada afirman que las obras ya han sido ejecutadas y que es cuestión de tiempo que el museo vuelva a abrirse al público.

El último escollo: el proyecto museográfico

Con las obras de remodelación terminadas, al museo solo le falta tener un proyecto museográfico que ponga sobre la mesa el detalle de aquellas exposiciones y actuaciones arqueológicas que los visitantes podrán disfrutar. El proyecto museográfico, que corre a cargo del Ministerio de Cultura, se licitó el pasado mes de mayo, cuando las obras ya llevaban dos meses reiniciadas. La oferta que se podía presentar para hacerse con el mismo debía ascender en torno a 100.000 euros. A la misma se presentaron tres empresas distintas de las cuales acabó haciéndose con la adjudicación IMAGO, Industria del Ocio, S.L..

Esta empresa es la encargada de hacer el proyecto museográfico del centro por un valor de 109.281 euros. Sin embargo, aunque la adjudicación se hizo pública el pasado septiembre, no ha sido hasta el 18 de octubre cuando se ha formalizado. Por lo que según el pliego de condiciones de la oferta, el proyecto museográfico debe ser desarrollado en un plazo de ejecución de tres meses. Un tiempo que coincide con las fechas que desde la Consejería de Cultura y el Ministerio se dan sobre la apertura del Museo Arqueológico de Granada. En ella está trabajando también el director del centro, Isidro Toro, que confirma que técnicos de la Junta y del Gobierno central están colaborando en la elaboración del proyecto museográfico.

Tanto desde el Ministerio como desde la Consejería se habla del primer trimestre de 2018. De hecho, el delegado de Cultura de la Junta de Andalucía en Granada, Guillermo Quero, sostiene que según lo que les ha hecho llegar el Ministerio, será a finales de febrero cuando el museo posiblemente vaya a abrir de nuevo. Para entonces, el propio Quero confirma que habrá un acto que sirva para celebrar el regreso para la ciudad de la Alhambra de un centro cultural clave para el turismo granadino.

Casi una década de desencuentros

Con su reapertura, el Museo Arqueológico cerrará casi una década de desencuentros entre organismos públicos que han acabado afectándolo. Desde el cierre del centro en junio de 2010, las diferentes administraciones que han coincidido tanto en el Gobierno central como en la Junta de Andalucía, se han ido enrocando en posiciones que ponían obstáculos a unas obras que debían y podían haberse ejecutado mucho antes. 

De hecho, el cierre en un principio estuvo estipulado para un plazo máximo de dos meses. Pues el objetivo inicial del mismo era la elaboración de informes que detallaran las necesidades que hacían falta cubrir en la infraestructura del edificio. Pero las piezas que contiene, de un valor cultural incalculable, vieron la oscuridad en junio de 2010 y hasta el próximo 2018 no volverán a estar expuestas al público general. Porque durante ese tiempo, las obras se eternizaron haciendo que el Arqueológico comenzase a caer en el olvido de los granadinos cuando había estado abierto desde su fundación en 1879.

Tuvo que ser la plataforma #ArqueológicoYA la que gracias a su intervención lograra en 2014 poner el foco sobre el problema y arrancar el compromiso del entonces Subdelegado del Gobierno en Granada, Santiago Pérez López, para que tanto el Gobierno como la Junta de Andalucía llegasen a un acuerdo que desbloqueara los trabajos para remodelar el centro que aún no habían sido ejecutados. Gracias a aquel movimiento, el Gobierno andaluz ya presidido por Susana Díaz -cuando el museo cerró la presidencia era de José Antonio Griñán-, añadió una partida de 160.000 euros que estaban destinados a ejecutar las obras que correspondían a la Junta de Andalucía: la reforma del vestíbulo de acceso y de la primera planta del museo para mejorar la accesibilidad a personas de movilidad reducida.

Aquella remodelación no se llevó a cabo hasta mayo de 2015 por lo que el Ministerio de Cultura del Gobierno de Rajoy -Zapatero era el presidente en 2010 cuando se cierra el museo- se escudó en que sin las obras comprometidas por la Junta, el Ministerio de Cultura no podía ejecutar las suyas. Para ellas se habían destinado 200.000 euros en los Presupuestos Generales del Estado que no se habían podido llevar a cabo aún. Santiago Pérez, el entonces subdelegado, llegó incluso a asegurar en octubre de 2015, dos meses antes de las elecciones generales, que el Gobierno central ya había iniciado la licitación de las obras.

El tiempo negó la mayor y dicha licitación nunca se hizo efectiva en el tiempo que Pérez había asegurado. El Boletín Oficial del Estado (BOE) nunca albergó tal licitación hasta que a finales de 2016, el cambio de subdelegado del Gobierno en Granada, aceleró los trámites. En diciembre, Francisco Fuentes, sustituto de Santiago Pérez en la Subdelegación, aceleró el procedimiento para la licitación y logró ponerla en marcha. Pero aún faltaba otro retraso y esta vez de un actor inesperado: el Ayuntamiento de Granada. Cuando todo parecía factible para que la licitación de las obras y el comienzo de las mismas se pudieran dar, el Consistorio granadino tardó dos meses más en otorgar la licencia al Ministerio para poder ejecutarlas.

Finalmente, el horizonte se ha aclarado. Tras los numerosos retrasos, el fin de las obras por parte del Ministerio y la puesta en marcha del proyecto museográfico, por fin ponen de relieve una fecha de reapertura. Si bien todo apunta que podría ser para el primer trimestre de 2018, la teoría puede ser incluso más optimista al emplazar a febrero la fecha en que por fin Granada vuelva a tener su Museo Arqueológico. Un lugar en el que se albergan restos históricos de diferentes épocas. Desde el Paleolítico hasta el árabe pasando por el romano o el fenicio.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha