Los trabajadores de SEG aceptan el preacuerdo con la dirección y desconvocan la huelga

Planta de SEG Automotive de Treto.

Los trabajadores de SEG Automotive han aceptado el preacuerdo al que llegó en la jornada del viernes el comité de empresa con la Dirección, que se ha sometido en la mañana del sábado a un referéndum que se ha saldado con 447 votos a favor frente a 214 en contra. De esta forma, y tras conocerse el resultado de la votación, se da por concluida la huelga indefinida que los trabajadores han venido siguiendo durante toda la semana.

Mediante el acuerdo alcanzado, se modifican algunos puntos del plan inicial de la empresa, que afectaba a 275 trabajadores a los que SEG ofrecía opciones como prejubilaciones, bajas indemnizadas o alternativas de recolocación internas y externas. En sustitución, se ha establecido un plan ordenado de un máximo de 220 salidas de trabajadores por prejubilaciones con edad de acceso a los 58 años o salidas indemnizadas voluntarias.

Asimismo, la rebaja del sueldo prevista inicialmente de un 19% se sustituye por una congelación salarial del año 2021 al 2025 y se hará fijos a 14 empleados, que es algo que estaba "pendiente". Por otro lado, se modifica el sistema de días flotantes incrementando la jornada laboral en 24 horas anuales, con la correspondiente reducción de tres de los mencionados días flotantes.

Según fuentes sindicales, se trata de un "principio de acuerdo" en el que aún "faltan cosas" por atar y hay asuntos que han quedado "por el camino" y que se abordarán en próximas reuniones "cotidianas del día a día" entre comité y dirección, pero se considera "positivo" porque la situación "no era agradable" ni para la empresa ni para los trabajadores, que volverán a sus tareas en la fábrica de forma inmediata. Por eso, esperan que esta "desagradable" situación de tener la fábrica "parada" durante seis días de huelga haya servido de "lección".

En este sentido, los sindicatos defienden que al menos la actuación ha servido para "desbloquear" una situación provocada por las medidas que pretendía llevar a cabo SEG Automotive y que eran "socialmente inaceptables", por lo que han defendido la importancia del diálogo y de que este tipo de planes sean "siempre consensuados".

Además, han recordado que el comité decidió convocar la huelga por la "incapacidad absoluta para negociar" que mostraba la empresa y han considerado "positivo" que la negociación, finalmente, ha conseguido "desbloquear" esa situación y evitar los que consideraban "275 despidos a dedo", sustituyéndolos por salidas bajo jubilaciones o indemnizaciones y evitando que se externalicen los servicios.

Compromisos con los clientes

Por su parte, fuentes de la Dirección han coincidido en que se trata de un "buen acuerdo" y sobre todo han destacado el "alivio" que supone retomar el funcionamiento de la planta de Treto para poder llegar a cumplir los compromisos con los clientes, que era una de sus preocupaciones más urgentes.

La empresa ha valorado la actitud del comité en las últimas horas, buscando el acuerdo de los trabajadores para poder volver a la actividad, y ha destacado el "alto" porcentaje de empleados que han participado en el referéndum, teniendo en cuenta que han votado 661 y la fábrica tiene en torno a 750.

También se ha pronunciado al respecto el consejero de Industria, Francisco Javier López Marcano, que ha destacado que el acuerdo es una "extraordinaria noticia" para trabajadores y empresa, a quienes ha dado la enhorabuena, pero también para "toda Cantabria en general".

"Extraordinara y anhelada noticia para los trabajadores, sus familiares y allegados, para la empresa, la cuenca del Asón, no solo para Treto", ya que "el efecto es comarcal y supracomarcal, para toda Cantabria en general", ha ensalzado. A juicio del consejero, el tejido productivo de la comunidad "sale reforzado y fortalecido" tras este "final feliz" con un acuerdo al que se ha llegado "en momentos complicados para todos".

Asimismo, ha destacado que para el Gobierno de Cantabria ha sido "un placer" haber podido ejercer de "mediador", después de que acudieran a las negociaciones del viernes el presidente y el vicepresidente, Miguel Ángel Revilla y Pablo Zuloaga, respectivamente, así como el propio Marcano, que se ha mostrado "dispuesto a repetir la experiencia" siempre que se demande su colaboración.

Según este último, al Ejecutivo le corresponde ahora "trabajar en el futuro inmediato, en los proyectos que tengan que ver con la innovación, el desarrollo tecnológico, la apertura de nuevos mercados y la penetración de los productos en todos los países del mercado global".

También se ha pronunciado a través de las redes sociales Pablo Zuloaga, que formó parte de la negociación sobre el terreno en la jornada previa y que a la salida de ese encuentro con el comité y la dirección se dirigió a los trabajadores concentrados a las puertas de la fábrica para trasladar sus impresiones. Además, el vicepresidente ha mostrado estos días el "apoyo total" del Gobierno de Cantabria a la plantilla de SEG Automotive y ha ofrecido su colaboración y disposición "absoluta" para intervenir en aquellos momentos que pueda ser útil para desencallar la situación que atraviesan, entre otros motivos, por el delicado momento que vive la industria automovilística, muy afectada por la pandemia.

El también secretario general de los socialistas cántabros ha explicado que el presidente autonómico mantendrá una conversación en los próximos días con la vicepresidenta segunda del Gobierno de España y ministra de Economía, Nadia Calviño, para trasladarle la situación y buscar alternativas que permitan a SEG Automotive acceder a ayudas públicas, como las derivadas de los fondos europeos de recuperación, principalmente a través de la fabricación de componentes para vehículos híbridos, en la línea de la transición verde que potencia la Unión Europea, unas gestiones que ha mantenido directamente a través de su interlocución con el Ministerio de Industria.

"Lucha ejemplar"

Por su parte, Izquierda Unida de Cantabria ha elogiado la lucha "ejemplar" de la plantilla de SEG Automotive que, tras seis días de huelga, ha llegado a un preacuerdo con la Dirección que consigue evitar los "despidos masivos" planteados inicialmente. Además, ha opinado que su "pelea" no ha sido solo por el trabajo de la fábrica, sino por "la supervivencia del modelo industrial cántabro".

En un comunicado, el coordinador general de IU en la comunidad, Israel Ruiz Salmón, ha mostrado su "satisfacción" por el preacuerdo alcanzado entre el comité de empresa y la dirección de SEG y ratificado en la mañana de este sábado por la plantilla en un referéndum.

Ruiz Salmón, junto a la también dirigente autonómica de IU Carmen de Diego, y la militante en Colindres y expresidenta del comité de empresa de la planta, ahora jubilada, Rosario Zorrilla, ha estado en la jornada de votación junto a la plantilla, dentro de la labor de acompañamiento que ha realizado a los trabajadores desde el arranque de la huelga indefinida el pasado lunes.

Para IU los trabajadores de SEG han dado "un ejemplo de lucha colectiva y sindical, recibiendo todo tipo de apoyos sociales e institucionales" y, tras el fin de la huelga, "ahora la pelea es dentro de la planta". Por último, el partido señala que "a partir de ahora toca velar por el cumplimiento de los acuerdos". "Mi reconocimiento a quienes cada día luchan por las familias trabajadoras", ha manifestado Ruiz Salmón.

Etiquetas
Publicado el
10 de abril de 2021 - 14:10 h

Descubre nuestras apps

stats