La Comunitat Valenciana estudia un alivio "prudente" de las restricciones con el objetivo de llegar a verano con la pandemia controlada

Varias personas toman el sol con mascarilla en la playa de Gandia (Valencia). EFE/ Natxo Frances

El presidente del Gobierno valenciano, Ximo Puig, preside este jueves a las 12.00 horas la reunión de la mesa interdepartamental a la que también asistirán la vicepresidenta, Mónica Oltra, el vicepresidente Rubén Martínez Dalmau y la consellera de Sanidad Universal y Salud Pública, Ana Barceló, entre otros miembros del ejecutivo, para decidir hasta qué punto se flexibilizan las medidas que entraron en vigor el pasado 15 de marzo, cuando se autorizó la apertura de los gimnasios y de los interiores de los locales de hostelería con un aforo limitado al 30%.

"Prudencia" es la palabra más repetida por las tres patas del Botànic según fuentes consultadas del PSPV, Compromís y Podem, por lo que no se prevén grandes cambios ya que la idea es llegar al verano con la pandemia mínimamente controlada con el objetivo de salvar la campaña estival, teniendo en cuenta que el ritmo de vacunación para entonces se prevé mucho más elevado.

Por este motivo, se da por hecho que a partir del próximo lunes 12 de abril, cuando finaliza la vigencia de las actuales medidas, se mantendrán tanto el toque de queda como el cierre perimetral de la Comunitat Valenciana, con toda probabilidad hasta el próximo 9 de mayo, cuando decaerá el estado de alarma tal y como anunció recientemente el presidente Pedro Sánchez, salvo que cambie el criterio del Gobierno.

Con todo, el Gobierno valenciano estudiará pedir cobertura legal al Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) si necesitara prorrogar alguna de estas medidas, tal y como afirmó la consellera de Justicia, Gabriela Bravo, en declaraciones a Plaza Radio.

Así, el punto que más dudas genera es la posibilidad de ampliar el horario de los establecimientos hosteleros que actualmente cierran a las 18.00 horas y que pueden abrir el 100% de sus terrazas con un máximo de 4 personas por mesa y un aforo interior del 30%, sin servicio en las barras.

Está prácticamente descartado que se acepte la solicitud del sector que pasa por una prolongación del horario hasta las 22.00 horas, coincidiendo con el inicio del toque de queda, pero sí que se estudiará la posibilidad de un abrir la mano en un término medio entre las 18.00 horas y las 22.00 horas.

Aunque los datos epidemiológicos de la Comunitat Valenciana son buenos en la actualidad, se da por hecho que en los próximos días se puede producir un repunte de contagios, como ha sucedido siempre tras un periodo festivo debido a la movilidad de la población, aunque haya sido sobre todo dentro de las fronteras autonómicas.

Además, existe preocupación entre los técnicos de Salud Pública por los altos índices de contagios que presentan las comunidades autónomas limítrofes. Así, Catalunya presenta una incidencia acumulada de 192 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, Aragón de 178, Castilla-La Mancha de 121 contagios y Murcia de 62.

En la Comunitat Valenciana la incidencia acumulada sigue estable al registrar este miércoles 31,72 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días (la media española está en 167 casos), un punto menos que este martes, y se mantiene por tanto por debajo de 50 casos por cada 100.000 habitantes, lo que significa riesgo bajo, y como autonomía española con incidencia más leve.

Etiquetas
Publicado el
7 de abril de 2021 - 23:29 h

Descubre nuestras apps

stats