eldiario.es

9

DESALAMBRE

Agente imputado en Ceuta, sobre el uso de pelotas de goma: "En tierra no pueden ahogarse; en el agua sí"

Finaliza la toma de declaraciones de los 16 agentes imputados: los guardias civiles responsabilizan a Marruecos y a  los inmigrantes

Uno de los agentes afirma que la presencia de los guardias civiles en el espigón podría haber influido en el apelotonamiento que, según su versión, provocó la muerte de los inmigrantes porque no se atrevían a seguir nadando

"Los que nadaban bien pasaron tan tranquilos", ha indicado uno de los agentes; los supervivientes mencionan fallecidos con facilidad para nadar

Imagen de la Guardia Civil con equipamiento antidisturbios recibiendo a los inmigrantes en la playa de Ceuta

Imagen de la Guardia Civil con equipamiento antidisturbios recibiendo a los inmigrantes en la playa de Ceuta

Uno de los últimos agentes llamados a declarar por las muertes de Ceuta ha señalado que la presencia de los guardias civiles en el espigón podría haber influido en el apelotonamiento de personas que, según su versión, provocó la muerte de los inmigrantes en aguas marroquíes, según informan fuentes jurídicas a eldiario.es. Los ciudadanos subsaharianos, al verles, podrían haber sentido miedo de continuar su nado hacia la ciudad autónoma, indican. En ese momento disparaban pelotas hacia el mar.

Excepto este detalle, los agentes llamados a declarar este miércoles han seguido la línea de las anteriores comparecencias. Todos han negado que el uso de material antidisturbios provocase los fallecimientos posteriores. Además, han reiterado que su protocolo no recoge el empleo de pelotas de goma y botes de humo en el agua, pero asumen que lo aplicaron teniendo en cuenta el medio en el que se encontraban.

En este sentido, la Fiscalía, según fuentes jurídicas, ha preguntado si se puede aplicar la misma norma en el agua que en tierra y si existen diferencias. "En tierra no pueden ahogarse y en el agua sí", ha respondido uno de los agentes. Días después de la tragedia de Ceuta, el Gobierno prohibió el uso de este material en el agua a través de una orden interna.

"Los que nadaban pasaron tan tranquilos"

La versión expuesta por los agentes desliza la responsabilidad de Marruecos en las muertes por sus escasos medios en el control de masas y por los supuestos movimientos bruscos que su barca realizaba del lado marroquí al español —las imágenes oficiales muestran únicamente un cruce a aguas ceutíes—, según las mismas fuentes. También destacan que las personas que se ahogaron eran aquellas que tenían dificultades para nadar. "Los que nadaban bien pasaron tan tranquilos", ha afirmado uno de los agentes.

Por su parte, uno de los supervivientes describió a eldiario.es el costamarfileño Ibrahim Keita fallecido el 6 de febrero de 2015, era apodado por sus compañeros como "hombre pez" debido a la agilidad con la que nadaba. Otro de los testigos contactados por este periódico también destacó la capacidad de la misma persona. Según afirmó, este pertenecía al grupo de personas que se introdujo en primer lugar en el agua porque podía alcanzar Ceuta más rápido, pero nunca llegó.

Órdenes confusas

El origen de la orden continúa siendo confuso una vez finalizada la toma de declaraciones. Durante las últimas comparecencias, uno de los agentes ha afirmado que, si bien no recibió ninguna directriz expresa para lanzar pelotas de goma hacia el agua, comenzó a hacerlo cuando escuchó salvas de fogueo porque, afirma, estas suelen indicar el inicio del uso de material antidisturbios.

Por su parte, otro de los guardia civiles afirmó que empezó a tirar pelotas de goma cuando se lo ordenó el sargento de su unidad (Grupo de Reserva y Seguridad de Sevilla) que, a su vez admitió que recibió directrices del teniente. Ambos aseguraron que antes de lanzar material antidisturbios habían observado al capitán tirándolo y, por esta razón, les parecía "lógico". El capitán es quien estaba al mando del operativo el 6 de febrero de 2014.

Los agentes han asegurado que los lanzamientos de pelotas de goma se realizaron en forma de parábola y asegurándose de que no golpease a los inmigrantes, que no tienen constancia de que el material antidisturbios pinchase los flotadores de los ciudadanos subsaharianos y que los botes de humo no causan efectos nocivos sobre las personas que lo inhalan.

Según fuentes jurídicas, ni la magistrada ni la fiscalía ni la abogada del Estado han incidido en las imágenes que muestran a varios agentes disparando hacia aguas marroquíes desde la punta del espigón fronterizo, donde, según la versión oficial, habrían fallecido las víctimas. Los agentes aseguran que las características de la alambrada hacen imposible los lanzamientos hacia esa zona.

 

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha