eldiario.es

9

La representatividad de los colectivos de autónomos no se mide desde 2011 aunque lo exige la ley

El Estatuto del Trabajo Autónomo de 2007 sentó unas líneas generales para calcular la representatividad de sus asociaciones profesionales, pero establecía que se concretara "reglamentariamente"

En 2011 se aprobaron unos criterios, que más tarde fueron derogados, y aunque el PP aprobó un límite para crear un sistema de representatividad (abril de 2018), nunca se ha acordado

Una de las consecuencias: no se ha podido formar el Consejo del Trabajo Autónomo, como órgano consultivo previsto desde 2007, porque no hay un acuerdo para saber qué asociaciones son las más representativas

El Gobierno multará con hasta 10.000 euros el trasvase de trabajadores del Régimen General al RETA

La ministra Magdalena Valerio y la secretaria de Estado Yolanda Valdeolivas con los representantes de las principales organizaciones de autónomos. De izquierda a derecha: María José Landaburu (UATAE), Lorenzo Amor (ATA), Eduardo Abad (UPTA) y Pedro Barato (CEAT).

El Ministerio de Trabajo afronta una tarea pendiente relacionada con los trabajadores autónomos que el Gobierno del PP no resolvió en sus siete años de mandato: acordar un sistema que mida la representatividad de sus asociaciones. La primera y última vez que se calculó el respaldo de estos colectivos fue en 2011, pero el proceso provocó el enfrentamiento entre las organizaciones y, en la práctica, "nunca se ha aplicado", explican desde Trabajo. El Gobierno del PP ordenó que antes del 26 de abril de 2018 se tenía que desarrollar ese sistema de representatividad, pero incumplió su propio plazo y a día de hoy aún no existe.

La medición de la representatividad de las asociaciones de autónomos está prevista en el Estatuto de Trabajo Autónomo, de 2007, que regula los derechos y las condiciones de los trabajadores por cuenta propia. En su artículo 21, la ley contempla algunas líneas generales de cómo deben ser las organizaciones que alcancen el rango de "representativas" a nivel estatal, aunque emplaza a concretar los criterios reglamentariamente.

Esas organizaciones tienen varias funciones ligadas a este estatus, como ser consultadas por el Gobierno cuando se diseñen políticas públicas que afecten a los autónomos, colaborar en el diseño de programas públicos dirigidos a los trabajadores por cuenta propia y ostentar representación institucional en administraciones públicas y otras entidades.

El Estatuto creó también el Consejo del Trabajo Autónomo, órgano consultivo del Gobierno para las cuestiones relacionadas con el trabajo autónomo, pero se quedó en el papel. Nunca llegó a constituirse. El motivo es que está íntimamente relacionado con el sistema de representatividad: sus miembros deben formar parte de "las asociaciones profesionales de trabajadores autónomos representativas", además de los sindicatos, la patronal y los representantes públicos. Como no ha llegado a acordarse ese sistema de representatividad, el Consejo no se ha materializado.

La clasificación de 2011

La única referencia para conocer qué colectivos son más representativos data de 2011. El Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero aprobó una norma en 2010 que reguló los criterios de representatividad, que tenían en cuenta los afiliados de las asociaciones, sus sedes, organizaciones vinculadas y sus recursos humanos y materiales. De ahí, salió una resolución en 2011 que seleccionaba a cinco organizaciones como "representativas": UPTA, ATA, FOPAE (hoy desaparecida), UATAE y CEAT, por orden de puntos.

Los criterios fueron recurridos ante los tribunales por ATA y CEAT. Aunque la justicia respaldó el proceso, reconoce a eldiario.es el presidente de ATA, Lorenzo Amor, esos criterios nunca se volvieron a aplicar. De hecho, los artículos que recogían esta cuestión en el decreto de 2010 fueron derogados posteriormente por el PP.

La propia clasificación de las organizaciones más representativas, con una vigencia de cuatro años (hasta junio de 2015), tampoco quedó invalidada pero en la práctica "nunca se ha aplicado", apuntan fuentes de Trabajo. Por ejemplo, no sirvió para que se creara el Consejo de Trabajo Autónomo, que ha quedado a la espera de llegar a un consenso en el sistema de representatividad.

El Gobierno del PP no lo elaboró durante sus dos legislaturas, pese a establecer incluso un plazo para ello en la ley de 2017 de Reformas urgentes del Trabajo Autónomo. Ahora el Ministerio de Trabajo dirigido por Magdalena Valerio va a "comenzar en breve" la negociación con los colectivos de autónomos del decreto de representatividad. El Gobierno ya tiene un borrador, pero espera un informe de la Abogacía de Estado que ha pedido al respecto, sostienen fuentes oficiales.

Los colectivos que negocian con el Gobierno

¿Con qué organismos de autónomos abordará Trabajo esos criterios de representatividad? Con los mismos que están participando en el diálogo de las medidas legislativas que afectan a los trabajadores por cuenta propia en la actualidad, como el aumento de la cotización y de la protección social aprobada a final de 2018

Las asociaciones son UPTA, vinculada a UGT; UATAE, afín a Comisiones Obreras; ATA, que acaba de integrarse en CEOE; y CEAT, que está en duda que participe en el diálogo, apuntan en el Ministerio de Trabajo, ya que hasta el momento era la organización dependiente de CEOE y ahora la patronal cuenta con la representación de ATA.

No son estrictamente las organizaciones más representativas, ya que no hay un mecanismo para ello, sino las que cuenta con una "mayor implantación" (sedes y personal). Esa clasificación, necesaria para que las asociaciones opten a las subvenciones por gasto de funcionamiento, se publica cada año y es la que sustenta las referencias que se hacen en la actualidad al peso de cada colectivo.

Es frecuente encontrar menciones a que ATA es la "más representativa", con un peso del 61%. Según estos datos, UPTA tiene un peso del 19,6% y UATAE del 16%.

Sin embargo, el dato corresponde a su implantación, que no tiene en cuenta el número de autónomos afiliados a estas asociaciones, a cuántas personas representa, sino que tengan un carácter intersectorial, sede en al menos tres comunidades autónomas y su personal a cargo.

Siguiendo este baremo, previsiblemente los representantes de ATA, UPTA y UATAE serán los que negocien en los próximos meses uno de los cambios más relevantes en el sistema de autónomos: la cotización según sus ingresos reales. Este nuevo sistema deberá implementarse ya en 2019, según el compromiso de Pedro Sánchez.

Debate sobre cómo medir la representatividad

Tras el desencuentro de 2011, el Gobierno socialista tiene el reto de alcanzar unos criterios de representatividad que contenten a los colectivos de autónomos. De inicio, hay posiciones encontradas. Por un lado, ATA y UPTA comparten que el sistema valore el número de afiliados y también los medios y las organizaciones territoriales que componen los colectivos. Por el otro, UATAE considera que solo debe medirse el número de autónomos afiliados a las organizaciones.

"Hay muchos parámetros: la afiliación, los recursos, la capacidad técnica... Son muchos parámetros los que hacen que una organización sea una organización y no cualquier otra cosa", argumenta Eduardo Abad, presidente de UPTA. Su homólogo en ATA, Lorenzo Amor, considera que la afiliación debe contabilizarse "en base a las cuotas que se pagan" y se opone a medir en exclusividad ese criterio: "Lo que no puedo decir es que represento a medio millón de autónomos, pero ni tengo sede, ni personal que preste esos servicios, ni cobro cuota".

"El modelo puro que defendemos debería contar no solo con los afiliados que tienes sino con los autónomos que te votasen en unas elecciones", sostiene María José Landaburu, secretaria general de UATAE, aunque en la organización se conforman con que la medición abarcara el número de afiliados.

Según la información facilitada por las tres organizaciones a este medio, sus afiliados son:

  • ATA cuenta con 242.000 socios que pagan cuota, más otros 200.000 que dependen de organizaciones dependientes que no abonan esta cuantía. En su página web apuntan que representan a "450.000 autónomos".
  • UPTA tiene 158.000 afiliados, que abonan una cuota individual, más unos 40.000 representados con "cuota por representación de organizaciones sectoriales e intersectoriales". En total, unos 198.000 autónomos.
  • UATAE está formada por 340.000 autónomos dependientes de sus organizaciones, que pagan cuota, más "10.000 inscritos directos" en su página web, que no aportan nada económicamente. En total, 350.000 representados.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha