La portada de mañana
Acceder
Exclusiva - Amazon utilizó a un hombre de Villarejo para espiar a sindicalistas
Buscar la vacuna sin cobrar por ello: "Lo fácil sería dejarlo todo"
Opinión - Cuatro estúpidos y la ilustrada de Ayuso, por Esther Palomera

El primer rascacielos español cumple 85 años

telefonica8

Éste año, el primer día de enero, se han cumplido 85 años desde que se diera por terminado uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad: el de la Telefónica en el número 28 de la Gran Vía y con accesos desde Fuencarral y Valverde.

El edificio, concebido al modo de los grandes rascacielos norteamericanos, se construyó bajo la dirección del arquitecto Luis Ignacio de Cárdenas. Es tres años más antiguo que el mítico Empire State Building y considerado el primero de este tipo construido en España. Un par de años antes, con el edificio a medio construir, el rey Alfonso XIII –que tanto gustaba de inauguraciones- hizo desde allí la primera llamada telefónica transoceánica, hablando con el presidente de Estados Unidos Calvin Coolidge.

La inspiración norteamericana del Edificio de Telefónica tiene relación directa con el origen de la compañía, que nace en 1924 tras el acuerdo firmado por España con la International Telephone and Telegraph (IT&T), consagrando el monopolio de la telefonía en España (anteriormente existían varias compañías más pequeñas).

El edificio fue, en los años treinta, el rascacielos más alto de Europa y sus habitantes, las telefonistas, se convirtieron en un estereotipo de la mujer madrileña trabajadora, casi a la altura de lo que fueron o las cigarreras de la Fábrica de Tabacos un siglo atrás. Durante años la entrada de la calle Valverde servía de acceso a los empleados.

Las crónicas sobre el edificio insisten en su papel protagonista durante la Guerra Civil Española, cuando fue el centro de comunicaciones más importante de la España republicana y objetivo prioritario de la artillería franquista. Se pueden rastrear esos días en los folios escritos por Arturo Barea, que fue responsable de la oficina de censura de prensa en el Edificio Telefónica. Por allí pasaron durante aquellos días leyendas de las letras y el periodismo, que ejercían de corresponsales de guerra, como John Dos Passos, Ernest Hemingway o Antoine De Saint-Exupéry.

El edificio sufrió una importante modificación terminada en los años 50, amén de otras menores, como la más reciente, en 2012, cuando se crea el Espacio Fundación Telefónica. Hoy existen en Madrid quince edificios más altos, pero el de la Telefónica sigue siendo uno de los más representativos de la ciudad

Etiquetas
Publicado el
8 de enero de 2015 - 09:14 h

Descubre nuestras apps

stats