eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

La moción de censura a Mariano Rajoy se debatirá a partir del 13 de junio

La Mesa del Congreso admite a trámite la iniciativa de Unidos Podemos y da al resto de grupos hasta el jueves a las 20.00 para presentar alternativas

Rajoy, tras la elección de Ana Pastor: "La legislatura empieza bien"

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, charla con la presidenta del Congreso, Ana Pastor, en 2016. EFE

La presidenta del Congreso, Ana Pastor, ha anunciado este martes la fecha de inicio del debate de la moción de censura presentada por Unidos Podemos-En Comú-En Marea contra Mariano Rajoy: será el próximo 13 de junio, casi un mes después de que registrara la iniciativa el grupo confederal . El presidente del Gobierno llegará así con los Presupuestos Generales del Estado previsiblemente aprobados en la Cámara baja.

La Mesa del Congreso ha admitido a trámite la moción de censura en una reunión esta misma mañana. El órgano ha decidido dar a los demás grupos un plazo de 60 horas para presentar mociones alternativas, hasta el jueves a las 20.00, según han confirmado fuentes parlamentarias a eldiario.es. Una posibilidad que contempla el Reglamento del Congreso, aunque Pastor hace una interpretación propia.

El texto establece en su artículo 176 que "dentro de los dos días siguientes a la presentación de la moción de censura podrán presentarse mociones alternativas". La iniciativa del grupo confederal fue presentada el pasado viernes, pero Pastor considera que el Reglamento no se refiere a la fecha de registro, sino de calificación de la Mesa.

Esta interpretación choca con los dos precedentes de moción de censura en el Congreso. En 1980, el PSOE de Felipe González presentó la moción el 21 de mayo, el debate se abrió el 28 y la votación se produjo el 30 de ese mismo mes. En 1987, Alianza Popular presentó a su presidente como candidato contra González: el registro fue el 23 de marzo, el debate comenzó el 26 y la votación se programó para el día 30.

Pastor ha anunciado la fecha de inicio del debate, sin admitir preguntas de los periodistas, pero no la de la votación. La presidenta del Congreso ha realizado previamente una ronda telefónica con los portavoces parlamentarios en lugar de convocar a la Junta de Portavoces.

Tampoco a ellos les había informado de su decisión, según ha confirmado eldiario.es. Fuentes socialistas aseguran a eldiario.es que Pastor ha comunicado al portavoz dimisionario, Antonio Hernando, la admisión a trámite. El diputado ha informado a la gestora para que se lo comuniquen también al nuevo secretario general, Pedro Sanchez, informa Irene Castro.

Pastor ya renunció a convocar la semana pasada de urgencia la Mesa del Congreso y la Junta de Portavoces y se fue de viaje oficial a Portugal, donde estuvo hasta el lunes. Esta misma mañana la presidenta del Congreso se va a Latinoamérica. La presidenta de la Cámara baja viajará a Ecuador, donde asistirá a la toma de posesión del presidente electo, Lenín Moreno, a Perú y a Argentina con actos hasta el próximo viernes.

La decisión de Ana Pastor, íntima amiga del presidente del Gobierno y a quien el Reglamento del Congreso confiere la potestad de convocar el Pleno para una moción de censura, permitirá a Rajoy sacar adelante las cuentas del año 2017 en el Congreso. Rajoy llegará así al debate de la moción de censura con los presupuestos aprobados en su primera instancia (luego deben ir al Senado) un argumento que él, o quien el grupo popular determine, esgrimirá sin duda en la tribuna.

Para Unidos Podemos, la cara de la decisión de Pastor es que dará más aire a su oferta a Pedro Sánchez de que presente una moción de censura alternativa de que presente una moción de censura alternativa a la suya. La propuesta, lanzada este lunes poco después de que Sánchez se impusiera como secretario general del PSOE, implicaría que Unidos Podemos retiraría su moción. Es la primera gran decisión política que tiene que tomar el flamante líder socialista.

Sánchez y el líder de Podemos, Pablo Iglesias, hablaron el lunes por teléfono. Aunque no ha trascendido si el secretario general socialista dio el sí o el no a Iglesias, los equipos de ambos si transmitieron que sus estrategias para sacar al PP del Gobierno son distintas.

La hipotética decisión de Sánchez podría modificar el calendario del debate de la moción de censura. Si Unidos Podemos retirara su propia moción el trámite arrancaría de nuevo desde cero. El PSOE tendría que registrar la suya, reunirse la Mesa para calificarla, etcétera.

Si Unidos Podemos mantuviera la suya, algo muy extraño tras comprometerse a retirarla, Pastor debería decidir si acumula o no ambos debates en una misma sesión plenaria. Eso sí, el Reglamento del Congreso establece que la votación siempre sería por separado.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha