eldiario.es

Menú

Despedido el ex alto cargo del PNV que cobra 210.000 euros sin trabajar

La empresa pública que le pagaba, propiedad de los Gobiernos central y vasco, acuerda rescindir el contrato diez días después de que se difundiese el caso.

También ha cesado al gerente que sí cumplia con su trabajo y la actividad de la sociedad, dedicada a promover suelo industrial en Sestao, se gestionará desde Madrid.

La Inspección de Trabajo investiga la actividad de Juan Cruz Nieves desde el pasado noviembre.

- PUBLICIDAD -
Juan Cruz Nieves, en un acto cuando era diputado foral de Urbanismo de Bizkaia.

Juan Cruz Nieves, en un acto cuando era diputado foral de Urbanismo de Bizkaia.

El ex alto cargo del PNV que ha cobrado de una empresa pública cerca de 210.000 euros sin ir a trabajar ha sido despedido este jueves. El consejo de administración de la sociedad Ibarzaharra, dedicada a la promoción de suelo industrial y propiedad de los Gobiernos central, vasco, la Diputación y el Ayuntamiento de Sestao, ha acordado la rescisión de su contrato y que la actividad de la empresa se gestione desde Madrid, según han informado fuentes próximas a la sociedad pública.

La decisión se ha adoptado diez días después de que el diarionorte.es desvelara que Juan Cruz Nieves, quien fue diputado foral de Urbanismo y director gerente del Consorcio de Transportes de Bizkaia (la entidad que gestiona las obras del metro de Bilbao), cobra al año casi 71.000 euros sin realizar ninguna actividad por su puesto de adjunto a la gerencia. Percibe la alta remuneración pese a que desde 2012 está en edad de jubilación y podía haber abandonado el cargo. Pero la pensión máxima es de 35.762 euros brutos anuales, la mitad de lo que percibe ahora Nieves, un hombre de máxima confianza del diputado general de Bizkaia José Luis Bilbao.

La Inspección de Trabajo investiga desde noviembre este caso y ya se personó en la sede de la empresa Ibarzaharra. Además, el caso ha llegado al Parlamento vasco, con la petición de explicaciones por parte de EH Bildu. El PSE ha reclamado a la Diputación de Bizkaia que lo aclare, especialmente el hecho de que siguiese con nómina pese a haber cumplido la edad de jubilación.

El despido de Nieves no ha sido el único, ya que el consejo de administración de Ibarzaharra ha acordado también el cese del actual gerente, que si cumplía su trabajo con normalidad. Se ha argumentado que la actividad de la sociedad se acometerá ahora desde Madrid, a través de la sociedad Sepides (dependiente del Gobierno central y que se dedica al desarrollo industrial). Ibarzaharra tiene un tercer empleado, una administrativa. La mayor parte del capital es del Gobierno central, a través de Sepides (un 50%) mientras que el Gobierno vasco y la Diputación de Bizkaia tienen, cada una el 22,5%, y el 5% restante corresponde al Ayuntamiento de Sestao, localidad donde están los suelos industriales que se quieren promover. El presidente de la sociedad Ibarzaharra, Josu Bergara, quien es el alcalde de Sestao, no ha querido comentar nada de lo tratado en el consejo de administración de este jueves, tras ser requerido por este diario.

En los tres años de contrato de Nieves (se aprobó en febrero de 2011) apenas ha acudido a una media docena de reuniones y nunca ha ido la sede de la sociedad Ibarzaharra, pero ha cobrado mensualmente su nómina.

Por un pacto político PNV-PSE

La entrada de Nieves en la sociedad se produjo como fruto de un pacto político en 2011 entre el PNV y el PSE para buscar una salida al ex alto cargo ante lo que iba a ser su inminente jubilación. El ex alto cargo tuvo que abandonar  abruptamente, en junio de 2010, su anterior puesto de director gerente del Consorcio de Transportes de Bizkaia (financiado por el Gobierno vasco y la Diputación de Bizkaia) tras una trifulca con el Gobierno vasco, por su gestión sobre las cuentas de la entidad. Habían aflorado sorpresivamente 56 millones de euros de remanentes de tesorería cuando él mismo había pedido meses antes un endeudamiento de la entidad por 66 millones de euros para acometer las obras del metro. El Gobierno, en manos entonces del PSE, le acusó de ocultar que había ese dinero. Pero encontró rápidamente acomodo en la Diputación de Bizkaia como asesor del área de Acción Social, donde estuvo dos meses, y luego en el gabinete del diputado general, hasta su entrada en febrero de 2011 en la sociedad Ibarzaharra.

La sociedad Ibarzaharra intenta promover un área industrial en lo que fue Babcock Wilcox, una empresa que fue emblemática en la Margen Izquierda, pero el proyecto lleva paralizado los últimos tres años. No se ha acometido ninguna obra y la labor se ha centrado en la tramitación urbanística y la gestión comercial.

 Juan Cruz Nieves no es el único que ha protagonizado una situación de este tipo en la  sociedad pública Ibarzaharra. Entre abril de 2008 a septiembre de 2009, también como adjunto a la gerencia estuvo en el puesto, e igualmente sin ir a trabajar, otro destacado miembro del PNV: el ex director de Radio Euskadi y del diario Deia, Iñigo Camino, que cobraba 58.000 euros brutos anuales. En ese periodo, Camino ejerció el cargo de asesor del entonces presidente del PNV de Bizkaia y ahora de Euskadi, Andoni Ortuzar.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha