Andalucía frena su desescalada por la subida de contagios

Reunión celebrada esta tarde en el Palacio de San Telmo de Sevilla por el Comité Regional de Alertas de Alto Impacto en Salud Pública

La Junta de Andalucía echa el freno a la desescalada y prolonga dos semanas las medidas vigentes en materia de salud pública ante la Covid-19, establecidas hace apenas tres semanas. Se supone que la comunidad autónoma entraba este martes en la llamada 'fase de avance', pero lo hacía en un momento delicado. Con una incidencia acumulada de contagios al alza, con subidas en los últimos días hasta los 176,6 casos por cada 100.000 habitantes, Andalucía es la cuarta con peor situación de toda España. Dependiendo del nivel de alerta de cada municipio, el aforo y los horarios tanto de la restauración como de los establecimientos comerciales se iban ir ampliando de manera progresiva, pero ese prometido avance de fase tendrá que esperar y la región se mantiene en la 'fase de estabilización' una vez analizada la situación epidemiológica y de presión asistencial.

Andalucía plantea una desescalada en tres fases y amplía  hasta la medianoche el horario de bares y restaurantes como primera medida

Andalucía plantea una desescalada en tres fases y amplía hasta la medianoche el horario de bares y restaurantes como primera medida

El consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, ha sido el encargado del anuncio del freno a la desescalada en un audio remitido a los medios de comunicación. La decisión ha sido la de "mantener" las decisiones tomadas hace unas fechas "y esperar a dentro de dos semanas para tener otra reunión presencial y esperar a la fase de estabilización". El consejero de Salud ha apelado al "principio de prudencia" tras alegar que parámetros como la incidencia acumulada a los siete días o las catorce demuestran "una cadencia clara de subida".

En la Junta preocupa el estancamiento de la cuarta ola y se ha optado por la prudencia ante "el último tirón", como ha dicho esta mañana el portavoz de la Junta, Elías Bendodo, "porque quedan semanas para alcanzar la inmunidad de grupo". El presidente de la Junta, Juan Manuel Moreno, en aislamiento domiciliario desde el pasado jueves tras dar positivo en Covid-19, ha presidido vía telemática la reunión del Consejo Asesor de Alertas de Salud Pública de Alto Impacto. Al igual que la semana pasada se aplazó a esta para ver la evolución de la pandemia, el encuentro se ha adelantado a este martes al ser fiesta local en Sevilla el jueves, día habitual de las reuniones del comité.

Según la Junta, "si bien hay parámetros que han descendido considerablemente en los últimos días, como es el caso de la presión asistencial, la edad media de las pruebas diagnósticas de infección activa o la incidencia acumulada por encima de 60 años, además del aumento de la cobertura vacunal por encima de 50 años, persisten otros que mantienen indicadores aún altos como es la incidencia acumulada de casos por 100.000 habitantes tanto a 7 como a 14 días". Con estos datos, el 'comité de expertos' ha recomendado prorrogar las medidas vigentes en la comunidad.

Aguirre ha querido hacer un llamamiento "para que no se relajen las medidas higiénico sanitarias prioritarias", en referencia al uso de la mascarilla, el mantenimiento de la distancia interpersonal y al lavado de manos. El comité seguirá haciendo evaluación continua a diario de todos los parámetros y, si la evolución progresa adecuadamente, se reunirá en dos semanas para evaluar el posible paso a la fase de avance.

Mientras que la oposición ha denunciado que la Junta dio por superada la pandemia "de manera anticipada" al ampliar hasta la medianoche el horario de bares y restaurantes, el Gobierno andaluz ha optado este martes por echar la culpa al Gobierno central por el fin del estado de alarma el pasado 9 de mayo, que vino acompañado de la supresión del cierre perimetral de la comunidad autónoma, convirtiéndola en "destino preferente de muchísimos visitantes".  "El virus se mueve con las personas, y eso se traslada a los datos", "con la movilidad aumentan los contagios", ha deslizado Bendodo esta mañana tras el Consejo de Gobierno.

El plan de la Junta estableció la apertura de la hostelería hasta la medianoche, con algunas disposiciones específicas. En las mesas puede haber 8 personas en interior y 10 en exterior, según el nivel de alerta. Para las celebraciones, 300 personas en interior y 500 en exterior, también según nivel de alerta. Las discotecas, ya en esta fase, han podido abirir hasta las 2.00, con las mismas condiciones de aforo que los restaurantes.



Etiquetas
Publicado el
1 de junio de 2021 - 20:24 h

Descubre nuestras apps