La Junta avisa: "alguien desde Madrid" estimula un posible recurso a las 35 horas semanales

Funcionarios trabajando (EUROPA PRESS)

Continúa la polémica por la amenaza que el Gobierno en funciones de Mariano Rajoy ha hecho al Gobierno de Castilla-La Mancha sobre la normativa que las Cortes regionales aprobaron para la implantación de la jornada de 35 horas semanales de los empleados públicos. La Junta ha remitido al Ministerio de Hacienda un acuerdo de la Comisión Bilateral entre la Administración central y la autonómica sobre este punto, tal y como solicitó el Ministerio de Administraciones Públicas en funciones para, según apuntaba, evitar un posible recurso de inconstitucionalidad.

El consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, ha vuelto a referirse a esta cuestión, sorprendido de no haber visto nunca “tanta agilidad y eficiencia” en un Gobierno en funciones, teniendo en cuenta la “lentitud” que suele caracterizar a la Administración. Ha detallado que tras la primera comunicación del pasado viernes, se ha remitido ya el documento de acuerdo para superar “cuanto antes” las posibles “discrepancias” que haya tanto en torno a la jornada semanal de 35 horas como a la prolongación del servicio activo de los funcionarios autonómicos.

Dicho esto, ha remarcado la idea que ya dejó caer ayer. “Alguien desde Madrid está estimulando” que la Administración del Estado, que “generalmente no es tan eficiente”, lo esté siendo ahora para un asunto de esta trascendencia, que afecta a más de 68.000 trabajadores de Castilla-La Mancha.

Es más, ha apuntado “cierto sectarismo y animadversión” del Gobierno de Rajoy para ratificar lo afirmado ayer sobre la posibilidad de que detrás de esta decisión se encuentre la expresidenta de la región y secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, afirmando que “no fue suficiente” para ella la “cercenación” de derechos cuando era jefa del Ejecutivo regional, sino que ahora trata de hacerlo desde Madrid.

El "circo" del delegado del Gobierno y el PP

El consejero ha aprovechado también para arremeter contra el delegado del Gobierno en la región, José Julián Gregorio, que ayer negó que se produjera ese recurso y al que ha dicho ver “bastante despistado”. “Deja mucho que desear que no esté informado ni conozca el funcionamiento de la Administración de la que es delegado”, ha puntualizado, criticando el “circo” montado entre lo afirmado por Gregorio y lo dicho por el PP: “sería de risa si no estuviéramos hablando de derechos de los trabajadores, por lo que da pena estar en manos de personas de esta categoría”. Y ha añadido a sus críticas que se trata del delegado del Gobierno “de menor nivel” que ha tenido Castilla-La Mancha.

Finalmente, Ruiz Molina ha mostrado sus dudas respecto al recorrido que tendrá ese documento enviado para la Comisión Bilateral, estando el Gobierno central en funciones. “Con estas prisas es posible que hasta nos convoquen”, ha dicho, y ha querido tranquilizar a los trabajadores públicos en la medida en que la normativa aprobada está “ajustada a derecho”.

Etiquetas
Publicado el
16 de febrero de 2016 - 12:27 h

Descubre nuestras apps

stats