Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
El PP afronta las europeas con seis puntos de ventaja sobre el PSOE
Crónica - Milei asalta la campaña de las europeas como necesita el PSOE
Opinión - Lo que el PP llama patriotismo. Por Esther Palomera

Urkullu arropará a Pradales en todos los grandes mítines de final de campaña con el PNV con las encuestas en contra

Iñigo Urkullu, este sábado en Getxo con Aitor Esteban, durante un acto de la campaña de Imanol Pradales

Iker Rioja Andueza

Vitoria —

0

Iñigo Urkullu se sumará de lleno desde este martes a la caravana electoral de su sucesor, Imanol Pradales. En un contexto de dura pugna de confrontación de modelos entre PNV y EH Bildu, Urkullu intentará arrastrar su bagaje institucional. El lehendakari, según ha podido confirmar este periódico, ha comprometido su presencia en los cuatro últimos grandes mítines de la campaña del PNV antes del 21 de abril, que además son en las cuatro ciudades vascas más pobladas. Por este orden, estará este martes en Barakaldo, este miércoles en Donostia, este jueves en Vitoria y este viernes en el cierre en el Arenal de Bilbao.

A pesar de lo abrupto de la decisión del PNV de comunicar a Urkullu que no iba a ser el candidato en estas elecciones de 2024 -sin que él nunca haya manifestado en público que no quisiera continuar-, el lehendakari se definió desde el primer momento como “un hombre de partido” y, de hecho, ya ha participado en dos actos con Pradales en lo que va de campaña. Acompañó al candidato en el arranque en Vitoria, en la noche del jueves 4 de abril, y también participó en un mitin en Getxo este sábado. Antes, en la precampaña, también hizo un paseo simbólico acompañando a Pradales desde la sede del PNV en Vitoria hasta el palacio presidencial de Ajuria Enea.

En su primera intervención, fue quien más elevó el tono contra EH Bildu, el gran rival del PNV y que está en disposición de ganar las elecciones en votos y en escaños, según las encuestas. “Cuando este país ha vivido grandes dificultades han estado siempre a la contra, sin apoyar una sola medida, ni una sola medida de ayuda a las personas, familias, empresas, cooperativas, autónomos, sectores económicos, ... Cuando este país les ha necesitado, no han estado allí. Su objetivo ha sido tratar de obtener rédito político de las dificultades sufridas por toda la sociedad vasca. [...] Su respuesta ha sido criticarlo todo, ejercer de ariete, ocultarse tras toda huelga, alentar la crispación, poner palos en las ruedas, ... Les puede su objetivo de asaltar el poder y de desalojar del Gobierno de las instituciones al PNV. Frente a todas las tempestades, Euskadi zutik!”, clamó en el arranque de la campaña.

Este fin de semana, en la localidad vizcaína, Urkullu dedicó su discurso a enumerar los datos que, según su análisis, ponen en valor sus doce años en Ajuria Enea. Incluso manifestó que las listas de espera en Osakidetza, el gran tema de la campaña, ya están igual que antes de la llegada de la COVID-19. Sin embargo, sus palabras quedaron eclipsadas por una cadena de metáforas empleadas por el presidente del PNV, Andoni Ortuzar, por el candidato Pradales e incluso por dos actores que hicieron una pequeña representación para cargar contra EH Bildu. Estos invitados llegaron a sugerir que la coalición es como un 'match' de Tinder que no se ducha y hasta como los yogures que solamente sirven “pa' cagar”.

Etiquetas
stats