eldiario.es

Menú

Los trabajadores del hospital de Alzira apoyan la reversión al sistema público

El Consell ha iniciado contactos con el Comité de Empresa de cara a la finalización de la concesión al grupo Ribera Salud en abril de 2018.

Sanidad sigue interesada en hacerse con las acciones de DKV para integrar en la sanidad pública el hospital de Denia.

- PUBLICIDAD -
Los responsables de la Conselleria de Sanidad, con la consellera Carmen Montón (izquierda) y del Comité de Empresa de Ribera Salud

Los responsables de la Conselleria de Sanidad, con la consellera Carmen Montón (izquierda) y del Comité de Empresa de Ribera Salud

La Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública ha pedido "tranquilidad" al personal del Departamento de Salud de La Ribera --que incluye el Hospital de Alzira (Valencia) y los centros de salud-- por la reversión de la concesión administrativa prevista para el 1 de abril de 2018, tras lo que el centro pasará a ser de gestión pública.

A partir de ese momento, Sanidad ha asegurado que mantendrá tanto el número actual de puestos de trabajo como la cartera de servicios vigentes, con "todas las prestaciones sanitarias y farmacológicas" que ofrece.

Así se lo ha trasladado la consellera Carmen Montón, en la reunión que ha mantenido este miércoles con los sindicatos presentes en el comité de empresa de la UTE Ribera Salud II, un encuentro en el que también han participado técnicos del departamento, el subsecretario de Sanidad, Ricardo Campos, y el director general de Recursos Humanos y Económicos, Justo Herrera, según han informado Generalitat y sindicatos en un comunicado conjunto.

En la sesión, los responsables de la Administración han garantizado que los trabajadores que actualmente prestan sus servicios en el Departamento de Salud de La Ribera "pueden estar completamente tranquilos" en cuanto a que Sanidad "arbitrará los mecanismos que resulten más favorables" en el proceso de reversión de la concesión, siempre "dentro de la legalidad" y con "una absoluta disposición a la negociación".

Montón ha insistido en que los empleados de La Ribera "seguirán en sus puestos de trabajo" a partir de abril de 2018, tras la finalización del actual contrato el 30 de marzo de ese año.

Sobre la gestión por parte del Consell para liquidar el convenio y su reversión al sistema sanitario público, la responsable de Sanidad también ha abogado porque los trabajadores "mantengan la tranquilidad".

Con la reversión de la privatización, Carmen Montón ha asegurado así que Sanidad pretende como resultado final "mejorar la prestación del servicio", puesto que, ha remarcado, "a partir de entonces todos los fondos públicos que se destinen al departamento se podrán dedicar exclusivamente a la actividad asistencial y la mejora de las condiciones de trabajo de los trabajadores".

Por su parte, desde el comité de empresa los sindicatos presentes han acogido las intenciones de Sanidad con "confianza" y han celebrado su "diálogo" en el proceso de reversión. Asimismo, los representantes de los trabajadores han querido mostrar un "apoyo explícito" al procedimiento iniciado por la Generalitat.

Además del hospital de Alzira, la Generalitat, a través del Instituto Valenciano de Finanzas, sigue valorando la compra de acciones de DKV, concesionaria junto a Ribera Salud del hospital de Denia, con el objetivo de integrarlo también en el sistema público.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha