eldiario.es

Menú

DESALAMBRE

Cien refugiados sirios se manifiestan en Melilla contra su bloqueo en la ciudad autónoma

Los solicitantes de asilo y los migrantes necesitan un visado humanitario para poder continuar su viaje migratorio, que se retrasa o se acelera en virtud de criterios desconocidos

Algunos sirios no piden asilo en Melilla porque pretenden hacerlo en otro país europeo, pero se quedan atrapados en la ciudad autónoma durante meses

Aunque los criterios para decidir quién y cuándo es trasladado son desconocidos, por lo general, desde hace meses los sirios que piden asilo tienen prioridad sobre los que no lo hacen

- PUBLICIDAD -
Un grupo de sirios protesta en Melilla contra el retraso y la desinformación por los traslados de refugiados a la Península. | Foto: José Palazón - Prodein

Un grupo de sirios protesta en Melilla contra el retraso y la desinformación por los traslados de refugiados a la Península. | Foto: José Palazón - Prodein

Cerca de cien sirios se han manifestado este martes en la Plaza de España de Melilla para exigir al Gobierno local y nacional su traslado a la Península, que suele retrasarse durante meses. Los refugiados y migrantes que logran alcanzar la ciudad autónoma no pueden cruzar con libertad ya que estos territorios no forman parte del Espacio Schenguen, por lo que necesitan un visado humanitario para poder continuar su viaje migratorio, que se retrasa o se acelera en virtud de criterios desconocidos hasta el momento. A su vez, cientos de sirios están bloqueados en Marruecos, lo que está provocando la separación de decenas de familias a ambos lados de la frontera española.

Un grupo de refugiados en Melilla ha dicho "basta". Cargados con pancartas, cerca de cien sirios han pedido al Gobierno de España y de la ciudad autónoma algo que de momento no se les ha concedido: información. Denuncian la falta de concreción oficial sobre los plazos y criterios a la hora de decidir los traslados de refugiados y migrantes a la Península, denunciada por diferentes organismos internacionales en diferentes ocasiones, como Acnur y el Consejo de Europa.

"Informadnos sobre nuestra situación de salida y fecha", reza el cartel de uno de los refugiados que se han plantado frente al Ayuntamiento de la ciudad autónoma. "Salida a las personas que estamos de paso en Melilla. No somos criminales", indica otra de las pancartas. Otros expresaban su deseo de reunirse con sus familias. Algunas se encuentran ya en Europa, otras divididas como consecuencia del bloqueo de cientos de sirios en Marruecos.

La ONG local Prodein informa de que muchas de la personas que se han concentrado en la protesta por el retraso en los traslados son sirios que no han solicitado asilo ya que, como ellos mismos anuncian en algunos de sus carteles, "están de paso". Si piden asilo en España, no podrán hacerlo en otro país, de acuerdo con la legislación europea. Por esta razón, prefieren esperar a ser trasladados como inmigrantes en situación irregular y continuar su camino hacia el estado que aspiran alcanzar, generalmente Alemania, país que ha suspendido la aplicación del reglamento que obliga a los solicitantes a pedir protección internacional en el primer país que pisan.

Según varios testimonios recabados en Melilla por eldiarioes, los refugiados sirios que no solicitan asilo se están viendo penalizados con respecto a los que sí lo hacen, cuyos traslados se ejecutan con menor retraso. Sin embargo, la arbitrariedad reina y no existe un plazo determinado de traslado para cada caso.

El comisario de Derechos Humanos del Consejo de Europa exigió el año pasado al Gobierno de España la determinación de "normas y plazos" en la ejecución de los traslados para que los migrantes y solicitantes de asilo "sepan a qué atenerse y el tiempo que tendrán que permanecer" en las ciudades autónomas, algo que en la actualidad, según comprobó sobre el terreno, no ocurre. "Durante mi visita a Melilla hice muchas preguntas sobre cómo se organizan los traslados pero obtuve diferentes respuestas. Hace falta transparencia y claridad sobre a quién trasladan y en qué momento", advirtió.

El retraso en los traslados se une al hacinamiento del Centro de Estancia Temporal de Melilla (CETI), cuya ocupación triplica su capacidad desde hace años. Si las personas acogidas no pueden salir de Melilla y, a su vez, continúan las llegadas de estas personas, se complica la descongestión de un centro que, según ha denunciado el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, no está hecho para el gran número de familias con niños que en la actualidad acoge el CETI.

Cada día, cientos de sirios tratan de atravesar la frontera de España y Marruecos pero se ven frenados en el control marroquí, situado a 200 metros de la policía española. La ONG Prodein ha denuncado la existencia de un "sistema de cuotas" por el cuál el estado alauí solo permite la entrada a Melilla a cerca de 20 personas cada día. El director de la organización local considera que esta operación se realiza de forma coordinada con los Gobiernos de España y Marruecos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha