El alcalde de Castro Urdiales tras perder la mayoría: "Salimos reforzados"

Humberto Bilbao, Ángel Díaz-Munío y Elena García Lafuente.

El alcalde de Castro Urdiales, Ángel Díaz-Munío, ha asegurado que, con el nuevo organigrama político del Ayuntamiento, el gobierno "sale reforzado" a pesar de haber perdido la mayoría tras la ruptura del pacto con el PSOE local, su aliado al frente del Consistorio castreño desde las elecciones municipales de 2015 hasta la fecha.

El equipo de Gobierno de CV se reorganiza en siete áreas

El regidor castreño ha recalcado que la nueva estructura organizativa presenta como "gran ventaja la cohesión entre todos los concejales", hecho que, tal y como ha apuntado, no ocurría anteriormente con los del grupo municipal socialista. "No solo es un problema de número, sino también de afinidades", ha argumentado.

Así pues, ha ratificado que si esa cohesión con los ediles socialistas hubiese sido "positiva", por la existencia de "confianza, trabajo común, en equipo y con identidad de objetivos, hubiese sido mejor". Por tanto, "pensamos que ahora es mejor gobernar con siete concejales de CastroVerde que conjuntamente con el PSOE".

En esta línea, ha reconocido que esta nueva situación supondrá "un mayor grado de dedicación" por parte de los concejales de CV, lo que propiciará que algunos pasen del 60% al 100% de ocupación. Sin embargo, ha afirmado que esa reorganización se encuentra a falta de preparación del expediente por parte de los técnicos municipales, antes de ser anunciada.

En lo referente a la suma de apoyos necesarios para alcanzar una mayoría en el Pleno del Ayuntamiento, Munío ha resaltado que después de llevar a cabo una ronda de contactos con todos los grupos municipales, ninguno ha mostrado interés por compartir responsabilidades de gobierno. A pesar de ello, "algunos sí nos han mostrado su apoyo institucional".

Además, ha puesto de manifiesto que al grupo socialista no le han ofrecido ningún cargo dentro del ejecutivo local ya que ellos mismos les dijeron que "no querían ningún tipo de colaboración". "No llegamos a planteárselo, a pesar de que era nuestro deseo, porque ellos mismos nos dijeron que no lo hiciéramos", ha subrayado.

La ruptura del pacto de gobierno por parte de CastroVerde cogió por "sorpresa" a los socialistas, que calificaron la decisión como "inexplicable". La secretaria general del PSOE en Cantabria, Eva Díaz Tezanos, compareció en la sede del partido de Castro, junto al secretario local, Pablo Antuñano, e hizo hincapié en que Castro quedaba "sometido al desgobierno y a la inestabilidad".

Asimismo, Antuñano dejó claro que, desde ese momento, los ediles socialistas dejaban sus funciones y que no se planteaban asumir áreas fuera del equipo de Gobierno. Aseguró que el alcalde tenía que "asumir la responsabilidad de que ya no quiere contar con nuestros concejales".

Esa misma tarde, el PSOE ya ejerció de oposición ya que ambos grupos mantuvieron posiciones divergentes en el primer Pleno del Ayuntamiento, en lo referente a una moción sobre el transporte urbano del municipio.

"Esperanza"

Así pues, y ante este panorama, Munío ha señalado que, para obtener apoyos que permitan conformar una mayoría a través de la que sea posible aprobar los distintos puntos en las sesiones plenarias, "dependerá de cada caso concreto".

"Hay grupos que han manifestado su apoyo en aquellos puntos que sean para el interés general, en esa esperanza vivimos", ha reconocido. "Si proponemos mejoras que coinciden con el resto, saldrán adelante y si no, es el riesgo que tenemos por gobernar en minoría", ha admitido.

A pesar de ello, el regidor castreño ha incidido en que "garantizan la gobernabilidad". "No nos cabe la menor duda que así se mejora la gobernabilidad, pero el tiempo lo dirá", ha concluido.

"Los primeros decepcionados"

Juantxu Bazán, uno de los fundadores de CastroVerde dado de baja del partido recientemente, se mostró crítico en una entrevista para este medio, con la ruptura del pacto y con la forma de gobernar tanto de CV, como del hasta hace poco equipo al frente del Consistorio, formado por los propios ecologistas y el PSOE.

"Romper un pacto es la consecuencia de un gobierno municipal que fracasa, por lo tanto, es una pésima noticia que nos coloca en un escenario de incertidumbre, sin mayoría estable, de gobernabilidad incierta, y de dudosa legitimidad democrática", aseguró.

Por su parte, el alcalde, Díaz-Munío, reconoció también a este medio, que la realidad es "mucho más dura de lo que preveían" y que, a pesar de haber hecho "todo lo posible" para que el pacto perdurara, son "los primeros decepcionados de que el proyecto no salga adelante".

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats