La portada de mañana
Acceder
Los bares, en el punto de mira de Sanidad para frenar la tercera ola
Patrimonio paga el mantenimiento de tres piscinas de la Casa Real
Opinión – Cifuentes siempre mintió así, por Ignacio Escolar

El Gobierno valenciano aprueba unas cuentas de más de 25.000 millones para "blindar el escudo social"

Ximo Puig, Mónica Oltra y Rubén Martínez Dalmau con el sexto proyecto de presupuestos de Botànic.

El Gobierno valenciano ha aprobado este viernes el proyecto de Presupuestos para 2021, las cuentas más expansivas del autogobierno valenciano y que por primera vez supera los 25.000 millones de euros, aumentando un 11% respecto al año anterior. Las cuentas públicas priorizan la inversión en los tres pilares del Estado del Bienestar -educación, sanidad y servicios sociales-, tres partidas que unidas suman 14.000 millones de euros. El gasto real total será de 19.000 millones de euros, frente a los 16.000 millones de euros del pasado año. Este es el sexto proyecto de ley de cuentas públicas aprueba el Ejecutivo de Pacto del Botánico.

La vicepresidenta de Consell, Mónica Oltra, ha destacado que son "las cuentas que necesitamos para hacer frente a la pandemia" y que "blindan el escudo social" que el Ejecutivo progresista lleva seis años desarrollando. Unos presupuestos "enfocados en frenar la pandemia" y "luchar contra las desigualdades sociales".

Según expresaba el vicepresidente segundo y conseller de Vivienda, Rubén Martínez Dalmau, las políticas de vivienda "se consolidan como el cuarto pilar del Botànic" con más de 207 millones de euros, un aumento del 20% desde el inicio de la legislatura. Se destinarán 42 millones de euros a adquisición de vivienda pública, 30 millones de euros en ayudas de alquiler, para jóvenes, emergencia habitacional o paliar los efectos de la COVID-19 , 55 millones de euros a proyectos de rehabilitación de edificios y planes de regeneración urbana.

El conseller de Hacienda, Vicent Soler, ha sido el encargado de desgranar las cuentas públicas, un ejercicio de "keynesianismo inteligente". "Vivimos y sufrimos una situación excepcional y tenemos una respuesta excepcional", ha expresado para referirse al gasto récord en partidas de protección social. "Son los presupuestos para un nuevo inicio, para la reactivación económica y social". El Gobierno valenciano prevé ingresar, según los Presupuestos Generales del Estado, 13.600 millones de euros, 643 millones más que en 2020.

Por departamentos, el que mayor incremento ve es Sanidad, con 612 millones de euros más. El personal para Sanidad y Educación implica más del 86% del gasto de personal total del Gobierno Valenciano. La deuda pública aumenta en 400.000 euros (un 7%) y es, como dicen coloquialmente los consellers, la segunda conselleria en volumen de gasto: implica un 26,8% del gasto total del Gobierno valenciano.

La renta de inclusión aumentará su presupuesto en 28 millones de euros hasta los 452 millones de euros y en 88 millones de euros las ayudas al sistema de dependencia, que cuentan con el compromiso del Gobierno Central de financiar el 50% del gasto.

El Ejecutivo prevé una bajada en la recaudación de impuestos del 0,9% en impuestos directos y de un 6,5% menos en impuestos indirectos. Con todo, las cuentas estiman un aumento considerable de ingresos procedentes del Estado y la Unión Europea, como se refleja en los apartados de transferencias. El Gobierno valenciano cuenta con la promesa de la ministra de Hacienda, Maria Jesús Montero, de que el 2,2% de déficit autorizado vendría por transferencias extraordinarias.

La media de las estadísticas de previsión es que en 2020 habría una caída del 10,8 y en el 2021 una recuperación del 8,3. La caída del 2020 ha sido mayor a la de España y la recuperación será mayor. Como el punto de partida es muy bajo. "Tendremos una financiación superior" a la que sumar los fondos extraordinarios. "Usamos todos los recursos que el sistema pone a nuestra disposición", ha expresado el conseller.

Etiquetas
Publicado el
30 de octubre de 2020 - 12:28 h

Descubre nuestras apps

stats