Puig capitanea la periferia frente a la “aspiradora” de Madrid: “El perímetro de la M30 es sólo de 30 kilómetros”

Ximo Puig y Francina Armengol en La Llotja de Palma durante el cierre de la cumbre bilateral.

"Dos tierras gemelas que refuerzan su alianza bilateral como un nuevo espacio de cooperación en España". Así ha definido el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, la nueva relación estratégica con su homóloga balear, Francina Armengol, durante el cierre de la cumbre bilateral celebrada en Palma.

Ambos presidentes, coincidentes en su visión federalista de España y en la reivindicación de un nuevo modelo de financiación autonómica, han comparecido en la majestuosa Llotja de Palma, una de las joyas de la arquitectura gótica de la isla. El encuentro bilateral ha propiciado la convivencia durante dos jornadas de representantes de ambos ejecutivos y de actores de la sociedad civil valenciana y balear. El nuevo eje entre Valencia y Palma, según ha anunciado Puig, ha propiciado que el encuentro se celebre con carácter anual.

Puig ha abogado por crear un "puente de mar azul que conecte mercancías e intereses". Armengol ha reivindicado una "España de Españas" y ha lamentado que la reivindicación de la diversidad como elemento de riqueza "muchas veces se convierte en discriminación e incomprensión". La presienta balear se ha referido a la postura del líder del PP, Pablo Casado, sobre la financiación autonómica: "El escenario del 2002 nos dejaba a las Islas Baleares la última en financiación, con entre 500 y 600 millones de euros menos".

Su homólogo valenciano ha vuelto a criticar a la "aspiradora" madrileña en materia de dumping fiscal: "El perímetro de la M30 sólo tiene 32 kilómetros", ha dicho Puig. "Sin duda estamos hoy en la periferia central, en el centro de la España real". Frente a la "tendencia centralizadora", Puig ha comentado que "por fortuna ya han decaído los perimetrajes territoriales, ahora deben acabar los perimetrajes mentales".

Ambos presidentes han sacado pecho por la gestión de la crisis sanitaria de la pandemia de la COVID-19. "Ahora queremos impulsar la recuperación", ha asegurado Puig. El presidente valenciano ha criticado que, mientras ambos territorios se sitúan en la "zona cero del cambio climático", son los peores financiados. Armengol, por su parte, ha hecho un llamamiento a España y a los "territorios egoístas".

Ximo Puig ha apostado por una España "sin aspiradoras centrales ni dumping". "Las asimetrías generan divergencias y el resultado es la desafección", sostiene Puig, quien ha pedido una "reconexión económica, social de España".

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats