eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Rajoy apuesta por Marta Domínguez para su lista pese a la amenaza de una sanción por dopaje

El Tribunal de Arbitraje Deportivo tiene pendiente la petición de la Asociación Mundial Antidopaje y la Internacional de Atletismo de quitarle dos medallas

El presidente coloca a la exatleta palentina en el puesto 19 de la lista al Congreso por Madrid a pesar de haber pasado desapercibida en el Senado

El TAS, con sede en Lausana, lleva semanas retrasando el fallo y el lunes podría anunciar su veredicto

31 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Barreiro (PP) pide prudencia sobre el supuesto dopaje de Marta Domínguez y circunscribe los hechos al ámbito deportivo

La exatleta Marta Domínguez

El Partido Popular se arriesga a llegar a las elecciones del 20 de diciembre con una mancha en su  lista al Congreso sin necesidad de que sea la Guardia Civil o un juez quien provoque el sobresalto. Mariano Rajoy ha decidido incluir en el puesto 19º de la plancha por Madrid a Marta Domínguez, sobre cuyo posible dopaje delibera en estos momentos el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS), que podría tener listo un veredicto el próximo lunes.

Los jueces del TAS examinan las anomalías en el pasaporte biológico de Marta Domínguez. Si consideran que éste evidencia prácticas de dopaje, retirarán a la palentina la medalla en 2009 y la plata europea del año siguiente, ambas en la categoría de 3.000 metros obstáculos.

El Partido Popular obtuvo 19 escaños por Madrid en 2011, una cifra que se antoja imposible de repetir. Domínguez puede llegar al 20 de diciembre sin escaño y sin medallas. Y Rajoy, solo en su defensa numantina de una deportista a la que se exculpó de un delito penal, pero a la que ha sido imposible apartarse de la sombra de sospecha desde la Operación Galgo.

¿Por qué arriesgarse a incluir a Marta Domínguez en las listas del PP? La exatleta no acumula méritos políticos, precisamente. Domínguez ha optado por pasar absolutamente desapercibida en sus cuatro años en el Senado. Este miércoles, la web del Senado estaba caída y, desde su servicio de prensa, aseguraron a eldiario.es que no había otra forma de comprobar la actividad parlamentaria de los senadores.  El País hizo en octubre de 2013 balance de la primera mitad de la legislatura: Domínguez preguntó en julio de 2012 cómo iba la Ley Antidopaje y había asistido a cuatro comparecencias en las comisiones de Educación y Deporte y Presupuestos.

Fuentes del PP atribuyen la inclusión de Domínguez a la necesidad de incluir mujeres en las listas y a su perfil público. Una apuesta arriesgada, en todo caso, si el TAS falla el lunes que los análisis de la sangre de la atleta confirman que se sirvió de autotransfusiones o del consumo de EPO para ganar los títulos antes citados.

Cabe la posibilidad de que el veredicto del TAS no esté el próximo lunes y se retrase aún más. El tiempo de deliberación no se suele extender tanto como en el caso de Marta Domínguez. Valga como ejemplo el que afectaba a otro deportista español, Alberto Contador, que, a pesar de su complejidad, estuvo listo dos meses después de la vista. La sesión en la que se analizó el caso de Domínguez se celebró el 24 de junio.

Marta Domínguez fue detenida por la Guardia Civil en diciembre de 2010. Era la bomba que deparaba la Operación Galgo de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil. La atleta llegó a estar imputada por un delito contra la salud pública, tráfico de anabolizantes y blanqueo de capitales. Pero la Audiencia de Madrid anuló toda la investigación en marzo de 2012. Consideró que no había un solo indicio que hubiera motivado la autorización de pinchazos, registros y seguimientos que la jueza instructora había autorizado a la Guardia Civil por un presunto caso de dopaje deportivo.

Con todas las pruebas obtenidas en los registros e intervenciones telefónicas anuladas, a la jueza Mercedes Pérez Barrios no le quedó otra opción que archivar el caso. Sin embargo, en su auto reprochaba a la atleta una “infracción tributaria”, al tiempo que recuperaba las “sospechas” sobre “conductas sancionables en el ámbito deportivo”, si no en el penal. Para entonces, Rajoy ya se había jugado por primera vez la carta de la inocencia de Domínguez y la exatleta era senadora.

La Federación Española de Atletismo decidió el 20 de marzo de 2014 no castigar a Domínguez, pero la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) y la Federación Internacional de Atletismo (IAAF) recurrieron ante el TAS, solicitando una sanción de cuatro años para la político del PP.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha