La portada de mañana
Acceder
Sanidad pisa el acelerador para ampliar la ley antitabaco a espacios al aire libre
CRÓNICA | Sánchez logra la reconexión emocional y política del PSOE
OPINIÓN | Los jueces Bovril, por Elisa Beni

"Fecha abierta" para desahuciar en cualquier momento a una familia con dos niños en el barrio valenciano del Cabanyal

Protesta del colectivo Espai Veïnal Cabanyal para paralizar el desahucio de Paquita y Abraham

"Fecha abierta" de desahucio. Esta es la situación en la que se encuentran Paquita, Abraham y sus dos hijos de seis meses y tres años.

La asociación Espai Veïnal Cabanyal ha denunciado que la indefensión que sufre esta familia ante este mecanismo judicial que permite ejecutar un desahucio sin anunciar previamente la fecha y la hora del mismo, generando una situación de enorme incertidumbre en los afectados.

Fuentes de la entidad han explicado que la unidad familiar ocupó una vivienda en el edificio de la calle Vicente Brull 67 ante la falta de alternativas para pagarse un alquiler, puesto que ambos adultos tienen trabajos precarios.

Todo el inmueble, en el que habitan otras tres familias en diferentes situaciones, pertenece a la mercantil Divarian, una sociedad que aglutina la mayoría de los activos inmobiliarios del BBVA y que ha tratado de echar también a otra familia con cuatro menores que tenía contrato de alquiler vigente con los anteriores propietarios. Un proceso que de momento está paralizado.

Desde Espai Veïnal Cabanyal han iniciado una campaña informativa por redes sociales para informar al vecindario de esta situación y para tratar de paralizar la expulsión, al menos mientras no haya una alternativa habitacional digna para la familia, que está registrada como demandante de vivienda social.

En este sentido, han criticado que ni el Ayuntamiento de València ni la Generalitat Valenciana se han interesado por el caso.

Sin embargo, fuentes municipales han asegurado que ya negociaron en su día con los juzgados un aplazamiento de un mes del desahucio, pero que al tratarse de una ocupación, la opción de mantenerse en la vivienda no es viable.

Por este motivo, han asegurado que han activado los mecanismos necesarios para que la familia no se quede en la calle si finalmente se produce el desahucio: "se buscará un albergue o se activarán las ayudas de emergencia para que puedan abonar un alojamiento en condiciones", han explicado.

Desde el Ayuntamiento han recordado también que a lo largo del mandato ejecutarán un nuevo albergue para personas sin hogar en la calle de María Llácer y un centro para emergencias habitacionales en el mismo Cabanyal.

Por su parte, fuentes de la Conselleria de Vivienda han comentado que contactarán con la propiedad "para conocer el problema en profundidad y encontrar soluciones viables".

Etiquetas
Publicado el
14 de enero de 2020 - 21:50 h

Descubre nuestras apps

stats