El nuevo presidente del PPCV, Carlos Mazón, reivindica la financiación, la privatización de la sanidad y la ampliación del Puerto de València

El nuevo presidente del PPCV, Carlos Mazón, junto a Casado, Egea y María José Catalá.

"Ya que no lo han hecho ni el Ayuntamiento de València ni la Generalitat Valenciana, lo hago yo: apoyo la candidatura del Club Náutico para que València sea la sede de la Copa del América".

Así ha empezado su intervención Carlos Mazón tras ser elegido presidente del PP valenciano con el 99,6% de los votos en el congreso que se celebra este sábado en el Palau de les Arts, al que han asistido entre otras autoridades del partido, el presidente nacional, Pablo Casado, el secretario general, Teodoro García Egea, el presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras; el alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, y el director de la Oficina del Español de la Comunidad de Madrid, Toni Cantó.

El nuevo presidente del PPCV, Carlos Mazón, ha señalado su propósito de que la formación sea un "gran instrumento del cambio" en la Comunitat Valenciana, que aúne "humildad" y "ambición", y que sea capaz de "reconstruir los suelos e ilusiones". "Nadie nos va a agachar la cabeza", ha asegurado.

En su primer discurso como presidente de los 'populares', Mazón se ha centrado en la "gente más vulnerable" y ha reivindicado que la "brecha social se ha agrandado en los últimos años" y que "el 42% de los jóvenes están en desempleo".

Así, se dirigirá "prioritariamente a los 200.000 valencianos que están en riesgo de severa pobreza", ya que "ni siquiera han accedido al Ingreso Mínimo Vital ni a la Renta Valenciana de Inclusión". Además, ha criticado que el Botànic ha "generado un concepto: las listas de espera de personas mayores". También se ha mostrado "preocupado" por las listas de espera sanitaria.

"No pienso seguir avanzando sin todos aquellos que lo están pasando tan mal". "Me niego a avanzar a una marcha si el precio es que se quede atrás quien más lo necesita", ha manifestado.

Mazón ha criticado el "intolerable retraso en el Corredor Mediterráneo". Además, ha remarcado la necesidad de mejorar la infraestructuras y carreteras. "No hay que elegir entre lo verde y el progreso", ha agregado.

También ha reclamado la mejora de las Cercanías, el AVE autonómico entre las tres provincias, ha reivindicado el modelo turístico de la Generalitat y ha defendido la ampliación del puerto de València. Igualmente, ha pedido bajar impuestos y suprimir algunos como el de patrimonio.

Otro de los puntos es el trasvase Tajo-Segura, para el que se va a dejar "hasta la última gota de sudor y si es necesario de sangre" para que "nadie nos quite ni una sola gota de agua más" y los valencianos "vuelvan donde nos corresponde".

La financiación de la Comunitat Valenciana también es una de sus reivindicaciones, y ha aseverado que es "intolerable" que continúe siendo la "peor financiada de España". Así, ha considerado que no debe ser un "juego de esgrima entre presidentes autonómicos para ver quién gana o quién pierde". Así, ha interpelado a Casado y ha dicho "con el PP se luchará, y estaremos en las mesas donde se decide".

En cuanto a la sanidad, ha afirmado que quiere "un buen servicio público que tenga a los mejores profesionales, sea desde la gestión pública directa, y la tenemos estupenda y maravillosa, como desde la gestión colaborativa con el sector empresarial que nos ayude". Así, ha añadido que no mira a nadie de dónde viene cuando presta un servicio "si es transparente, si es de calidad, si ofrece niveles de ahorro importante como está ocurriendo con esa sanidad que quieren desmantelar", en alusión a la recuperación para la gestión pública de los hospitales de Alzira y de Torrevieja.

Mazón también ha tenido palabras para el que previsiblemente será su adversario en las próximas elecciones autonómicas, el president de la Generalitat, Ximo Puig, a quien le ha pedido que "deje de reunirse con sus compañeros socialistas" porque "cada vez que lo hace, vamos a peor". "Quédate quieto ya", le ha espetado,  refiriéndose a los encuentros "por la financiación, con el trasvase Tajo-Segura o con las infraestructuras".

Para Mazón, "se acaba el tiempo de la división entre ciudadanos de la Comunitat Valenciana". Así, "se acaban los tiempos de elegir entre buenos y malos según piensen, en función de la procedencia y en función de si hablan una lengua u otra". "Toca también a su fin el ninguneo a la Comunitat Valenciana", ha asegurado.

El nuevo presidente del PPCV también ha tenido palabras para su antecesora, la expresidenta del PPCV, Isabel Bonig, que ha acudido al Congreso. "Querida Isabel, gracias por todo", le ha dicho, y ha arrancado un aplauso a la exlíder 'popular'.

Catalá se compromete a nombrar a Barberá alcaldesa honoraria

La presidenta del PP de la ciudad de València y portavoz municipal, María José Catalá, se ha reafirmado en su intervención como candidata a la alcaldía de València en las próximas elecciones municipales: "Solo tengo una prioridad y una ambición que es la ciudad de València, voy a ser la próxima alcaldesa".

Catalá ha recordado la figura de la exalcaldesa Rita Barbera, fallecida en 2016 y, pese a que votó para que dejara el acta de senadora por su imputación en el caso Taula, se ha comprometido a nombrarla alcaldesa honoraria si gana las elecciones.

"Dentro de dos días se cumplen 30 años de la toma de posesión de Rita Barberá como alcaldesa y por eso lo primero que haré cuando gane las elecciones será nombrarla alcaldesa honoraria de la ciudad", ha afirmado.

Etiquetas

Descubre nuestras apps